www.laizquierdadiario.com / Ver online / Para suscribirte por correo hace click acá
La Izquierda Diario
8 de abril de 2015 Twitter Faceboock

ELECCIONES 2015
Las campañas de los partidos tradicionales costarán $ 960 millones (en blanco)
Carlos Platkowski | Abogado CeProDH

Formalmente, cada partido político está autorizado a gastar 960 millones de pesos en su campaña nacional. Los fondos en general provienen de donaciones empresarias y acuerdos con medios. Pero con distintas maniobras gastarán mucho más. Las millonarias campañas de Macri, Massa y Scioli. La denuncia del Frente de Izquierda.

Link: https://www.laizquierdadiario.com/Las-campanas-de-los-partidos-tradicionales-costaran-960-millones-en-blanco

En cuanto se terminaron de contar los votos de la elección de 2013 empezó la carrera presidencial 2015. Ese mismo día, en realidad mucho antes, comenzaron los gastos multimillonarios de los candidatos que se instalan a fuerza de billetera. Pago de consultoras, asesores de imagen, carteles gigantescos en las principales autopistas y avenidas de todas las ciudades del país, son solo algunos de los costosos medios de saturación que los partidos ejercen sobre el electorado para que los trabajadores, los estudiantes y los pobres solo conozcan las variantes que ofrecen el Frente Para la Victoria, el PRO, el Frente Renovador o la UCR.

Formalmente, esta campaña anticipada es ilegal. El Código Electoral establece que los candidatos no deben hacer publicidad de sus candidaturas hasta 30 días antes de la elección. Es por eso que la Cámara Electoral emitió un comunicado expresando "su preocupación sobre la efectiva aplicación de las normas que limitan temporalmente la difusión de propaganda electoral". No es suficiente con reglas electorales que los favorezcan, además toman ventaja por fuera de las mismas.

Esa misma Cámara Electoral decidió hace pocos días cuáles serían los límites de gastos para las campañas (primaras y generales), habilitando que los partidos gasten un total de 960 millones de pesos. Esa impresionante suma y sus grandes campañas, inverosímiles para cualquier partido integrado por sectores obreros y militantes como los que forman parte del Frente de Izquierda, es una de las razones que explica que partidos que gobernaron a favor de las minorías acaudaladas del país cuenten luego con votos provenientes de los sectores más explotados de la sociedad.

El método de financiamiento está claramente orientado a que los partidos queden comprometidos con los grandes aportantes. Por ley o, mejor dicho, por decisión de la Justicia Electoral, una empresa podría aportarle $ 3.396.255 a través de un accionista en forma particular, y $ 1.698.128 como donación de su empresa. Cada empresa podría darle cinco millones de razones a un presidenciable para que no olvide a favor de quién administrar el Estado. Y volvemos a aclarar, por si hiciera falta, que eso es lo que da como aportes en blanco.

En verdad esos fondos, ya de por sí escandalosos, son una pequeña parte de la estructura de propaganda de los partidos patronales. Una parte nunca es declarada. Otra proviene del gasto de publicidad de los actos del Gobierno que la mayoría de las veces se transforma en publicidad de esos mismos candidatos. A eso hay que sumarle que algunos candidatos tienen detrás el impulso de medios de comunicación de empresarios amigos, cuando no son propiedad de esos mismos candidatos.

En la ciudad de Buenos Aires existe un ejemplo claro de este régimen cada vez más plutocrático (gobierno de los más ricos). Hace pocas semanas, Mauricio Macri organizó una cena en el complejo de La Rural para recaudar fondos. Se pagó 50.000 pesos el cubierto. En una sola cena los empresarios del país le acercaron al Jefe de Gobierno porteño más de 110 millones de pesos. El macrismo, con el apoyo de legisladores como Graciela Ocaña, se asignó 700 millones de pesos para gastos de propaganda a cargo del presupuesto de los habitantes de la ciudad de Buenos Aires. Cristina Kirchner le suma a esa suma varios millones estando al frente del país. Con esos fondos se puede mentir mucho, y algo seguro quedará. Es por eso que la candidata a Jefa de Gobierno por el FIT, Myriam Bregman, solicitó al Tribunal Superior de Justicia de la Ciudad que dispusiera la asignación de espacios televisivos y radiales gratuitos en forma equitativa a todos los candidatos. Como no podía ser de otra forma, el Tribunal rechazó semejante pretensión democrática.

En Mendoza, el estado provincial está obligado por ley a asignar espacios gratuitos. Sin embargo, el gobernador decidió por decreto que no iba a cumplir con esa ley. Así de fácil. En Mendoza los partidos de los ricos podrán rendir gastos de hasta 32 millones de pesos para los cargos legislativos nacionales. El Frente de Izquierda está logrando sortear semejante desventaja a fuerza de una campaña militante que no deja de incorporar jóvenes trabajadores y estudiantes que se suman a dar esta pelea contra los candidatos de los empresarios.

El sistema de financiamiento de los partidos políticos es una muestra del alcance real de la democracia burguesa. Los candidatos de los trabajadores y los sectores humillados de la sociedad intentan ser ocultados, condenados al anonimato, por este sistema. El PTS y el Frente de Izquierda están convocando a los trabajadores y a los estudiantes a colaborar con la campaña de la fuerza que se propone frenar a la derecha. Estás invitado a sumarte.

 
Izquierda Diario
Seguinos en las redes
/ izquierdadiario
@izquierdadiario
Suscribite por Whatsapp
/(011) 2340 9864
contacto@laizquierdadiario.com
www.laizquierdadiario.com / Para suscribirte por correo, hace click acá