×
×
Red Internacional

La dirigente del sindicato que nuclea a miles de trabajadores de la salud en la provincia dio una entrevista en un medio local sobre la situación salarial en la provincia y la convocatoria del Gobierno por paritarias. Apuntó a la situación de los trabajadores que menos tienen y justificó que “no luchan” porque aumenta la brecha salarial. ¿Alguien le cree?

Escuchá esta nota
Miércoles 23 de noviembre | 18:01

Mientras los salarios de las trabajadoras de la salud, como la del resto de los estatales, no superan ni siquiera la línea de indigencia, la dirigente sindical justificó la espera pasiva de las direcciones sindicales para ser convocadas por el Gobierno de Jujuy para una nueva reunión paritaria.

Sin sonrojarse por el rol que juegan los sindicatos, la mayoría dirigidos por el PJ, en avalar techos de paritarias que no le ganan a la inflación como sucedió durante todo el año en Jujuy, Yolanda Canchi sostuvo en un reportaje dado al medio Jujuy al Momento que ella “apunta a la correcta distribución de los ingresos”. “La inflación nos preocupa cada vez más porque hay un gobierno nacional que está realizando un ajuste conforme a lo estipulado por el FMI que se siente en los trabajadores”.

La dirigente peronista, parte del Frente de Todos, da cuenta de la realidad que afecta a todos los trabajadores y sobre todo a los sectores más castigados, sin embargo, se desprende de la responsabilidad que tiene si se trata de enfrentar las políticas de ajuste del Gobierno que respalda y ni hablar de poner al sindicato ATSA que dirige hace varias décadas al servicio de las y los trabajadores de la salud para enfrentar las mismas.

“Queremos hablar de los trabajadores que menos perciben, que están por debajo de la línea de la pobreza. Queremos hablar de determinados trabajadores que responden a programas nacionales como Hilando Redes, que no tienen obra social…y que los montos que perciben no superan los 20 mil pesos. El Gobierno provincial tiene que tomar todos los recaudos para que no haya trabajadores con estos ingresos …”, comentó Canchi.

Divide y reinarás

Respecto a la brecha salarial existente entre trabajadores que apenas llegan a la línea de la pobreza hoy calculada en 126.970 para Jujuy, y los que apenas llegan a la línea de indigencia, o una parte de ella, hoy en alrededor de 56.732, Canchi sostuvo que:
“Nosotros consideramos que existen distintos segmentos de trabajadores respecto a los ingresos, no renegamos de quienes perciben lo que les corresponde y que cada vez que hay aumentos repercuten en sus ingresos”.

“Apunto a los trabajadores que menos perciben , a quienes la inflación más castiga, justo en la línea de la pobreza o cayendo a ser pobres. Hablamos de la correcta distribución de los ingresos…”

Te puede interesar: Una miseria: el salario mínimo será de $69.500 en marzo y se pagará en cuatro mini cuotas

La realidad muestra que desde el sindicato ATSA más que apuntar a los que menos tienen o lo que están peor, para que todos estén mejor y cubran con el salario de un trabajo lo que cuesta vivir, estipulado en la Canasta Familiar, ha sido una pieza clave para inmovilizar a trabajadores y dividir.

Por ejemplo, quienes están en programas o precarizadas, siendo monotributistas, como las enfermeras reemplazantes, no tienen derechos, ni siquiera a la sindicalización, y ATSA no toma sus reclamos.
Y si se trata de sectores que salieron a la lucha este año por salario, nuevamente tenemos que mencionar a las y los trabajadores de la salud, muchos afiliados a ATSA, donde se cansaron de solicitar reunión, audiencia, incluso invitando a la Comisión Directiva a las Asambleas de quienes se venían autoconvocado para que el sindicato apoye la lucha en curso para romper el techo paritario y mejorar las condiciones de todos los trabajadores. Sin embargo, ATSA y Canchi brillaron por su ausencia.

“Hay quienes salen a reclamar y quienes no salimos a reclamar”, afirmó Canchi, con una llamativa justificación:
“Si bien es cierto que los trabajadores que menos perciben tienen que estar en las calles y en las luchas se recomponen los salarios ese porcentaje, no se lo da para el que menos perciben sino se le da al conjunto y repercute favorable
mente a los trabajadores que tienen un mejor ingreso, ahí es donde la brecha va creciendo entre el que menos cobra y el que más cobra”. : Le pedimos al Gobierno para que esta brecha se reduzca y no se acentúe”

Lo cierto, y a contramano de lo que plantea Canchi, es que si las y los trabajadores unifican sus reclamos y coordinan y luchan, podrán torcerle el brazo a Morales y Fernández y conquistar paritarias que ganen a la inflación, y que partan de la canasta familiar, actualizado mes a mes por la inflación, como también la agenda de la salud para terminar con la precarización, contra la persecución y el derecho a la protesta.

Hoy más que nunca, es necesario que desde abajo, con la autoorganización de las y los trabajadores de la salud, y de otras reparticiones estatales, como Vialidad, que ganaron las calles conquistando mejoras que son puntos de apoyo, de construir la unidad de quienes no se resignan, entre ocupados y desocupados y los que peor están, para imponer a los sindicatos que convoquen al paro provincial y movilización.

Te puede interesar: Dar vuelta la Jujuy de los salarios de miseria


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias