×
×
Red Internacional

Con temperaturas invernales, arrancó la presencialidad anunciada por el gobernador Kicillof y la ministra Vila. Miles de escuelas en la provincia anunciaron que no retomaban la presencialidad porque no están dadas las condiciones de infraestructura, como en La Plata donde casi el 70 % de los colegios no dieron clases presenciales. La Lista Multicolor lleva adelante un paro y plan de lucha en rechazo a una presencialidad sin condiciones epidemiológicas, sanitarias ni edilicias.

María Díaz ReckDocente y congresal de Suteba La Plata

Miércoles 16 de junio | 14:39

Falta de estufas, vidrios rotos y aulas pasillo completan una postal que se repite desde hace años.

La hipocresía del anuncio del gobernador quedó más clara que el agua cuando miles de escuelas en toda la provincia fueron anunciando que no podían arrancar de manera presencial porque no estaban dadas las condiciones. Fue un anuncio puramente electoral. Declaraciones de cartón en medio de la segunda ola, con picos de contagios y muertes por Covid y falseamiento de datos para forzar esta vuelta a las aulas.​

Larretizado: sin plan ni plata para educación

El plan de Kicillof no incluye recursos para la virtualidad ni arreglos en los edificios escolares. Cada vez más chicos son pobres y son expulsados de la educación pública. Decenas de miles de docentes y auxiliares continúan sin trabajo desde hace más de un año, y los docentes en actividad sobrecargados ante la dificultad de llegar a fin de mes con un salario devaluado. En la presencialidad de Kicillof no hay nada de “cuidado”, sino que es parte de un ajuste que tenemos que enfrentar en unidad con las familias y el resto de los trabajadores en lucha.

Sin anuncios para paliar la pobreza y la desigualdad educativa

Kicillof mencionó como un gran anuncio la adquisición y distribución de 33 mil medidores de dióxido de carbono (CO2) que serán colocados en las aulas. Las cuentas no cierran ya que son casi 20 mil escuelas en toda la provincia de Buenos Aires, según datos oficiales.

A su vez hacen anuncios de obras de infraestructura pero las escuelas se siguen cayendo a pedazos, en marzo se dan clases en los pasillos por falta de aulas y en algunos edificios es imposible cumplir los protocolos. Nuevamente, durante los meses de virtualidad, no se avanzó en ningún plan para acondicionar los edificios escolares.

No escuchamos ni una palabra sobre medidas que ataquen la gravísima situación social que sufren las miles de familias que hoy asisten a la escuela pública.

Tres de cada cuatro niños es pobre en el Conurbano bonaerense. Con la eliminación del IFE en 2021, como parte del ajuste en curso del Gobierno, y el alza de la inflación se profundiza la pobreza y la indigencia. Asimismo, hay miles de estudiantes que son excluidos de la educación por no tener insumos ni conectividad para mantener la continuidad pedagógica.

Te puede interesar: Desconectados: miles de niños y jóvenes no tienen computadoras ni internet para estudiar

El gobierno provincial impulsa la presencialidad en la provincia modificando nuevamente los semáforos epidemiológicos.Si se tomaran los datos de contagios cada 100 mil habitantes, la mayoría de los distritos de la provincia estarían imposibilitados de retomar las clases presenciales.

Con frazadas en la escuela

Asimismo, cabe recordar que este anuncio se da en los meses más fríos del año. Según indica el protocolo planteado en el plan Jurisdiccional, las clases se deben desarrollar con las ventanas abiertas para que circule el aire y de esta manera prevenir los contagios por Covid 19.

Hay miles de trabajadores de la educación que aún no han sido vacunados. Con los grandes negociados de los laboratorios a costa de la salud del pueblo trabajador, como lo denunció Nicolás del Caño acá, miles de docentes y auxilares aún esperan por su primera dosis.

Por si esto fuera poco, se calcula que hay más de 50 mil docentes en toda la provincia que hoy están desocupados o subocupados. La contracara de esto es la sobrecarga laboral para la docencia, con salarios que están por debajo de la línea de pobreza.

Desde las asambleas de trabajadores de la educación precarizados vienen exigiendo apertura de cargos, desdoblamientos de cursos, trabajo con derechos para todos y un salario de emergencia urgente para poder sobrevivir.

Te puede interesar: [-Docentes precarizados: “Cobramos $990, es una tomada de pelo”>https://www.laizquierdadiario.com/Docentes-precarizados-Cobramos-990-es-una-tomada-de-pelo]

Paro y plan de lucha de las seccionales Multicolor

Desde el lunes las seccionales Multicolor vienen realizando asambleas para discutir en forma democrática un plan de lucha.

Te puede interesar: Suteba Ensenada rechaza la presencialidad sin condiciones y vota un plan de acción

A su vez en el distrito de Quilmes, donde muchas escuelas del distrito tienen problemas de infraestructura que agravan el problema sanitario, desde la Agrupación Marrón se viene planteando la necesidad de realizar asamblea distrital para debatir y resolver un plan de lucha. La agrupación Azul y blanca se niega a esta convocatoria, por su acercamiento al gobierno y a la conducción Celeste de Suteba.

Ayer se realizó un plenario provincial donde se ratificaron las medidas votadas en las seccionales: 48 h de paro ( miércoles y jueves) y una caravana a Gobernación.

Mientras tanto, Baradel profundiza su integración al gobierno.
Quienes ayer criticaban a Larreta y Cambiemos hoy callan frente a la misma política en manos de Axel Kicillof. La conducción de Suteba provincia profundiza aún más su completa y escandalosa integración al gobierno. No solo que en las seccionales celestes no convocaron a una sola asamblea en toda la pandemia, sino que además sus dirigentes se preparan para integrar las listas del Frente de Todos en las próximas elecciones.

Esta en nuestras manos dar impulso a comisiones de seguridad e higiene en las escuelas, que integren a auxiliares y familias en esta pelea y puedan coordinarse

A la vez, que le exigimos a la conducción de Suteba Provincia la urgente convocatoria a asambleas en todos los distritos y plenario provincial de delegados, es imperioso seguir organizando la bronca contra la presencialidad sin condiciones, contra la precarización laboral de docentes y auxiliares, por vacunas para todo el pueblo trabajador, por insumos y conectividad para que ningún pibe se quede afuera de la educación, por IFE y aumento del Servicio alimentario escolar.

La unidad hace la fuerza. Por eso y para dar todas las batallas planteadas urge avanzar en la coordinación con las familias, auxiliares, docentes y estudiantes en las comisiones de seguridad e higiene por escuela y por zonas. Es necesario impulsar la unidad de todos los sectores en lucha de las distintas zonas, y que los Suteba recuperados sean un verdadero punto de apoyo desde donde pelear contra el ajuste.

Como en Suteba Ensenada, donde se votó la solidaridad y la unidad con los trabajadores del Astillero Río Santiago, que enfrentan nuevamente un intento privatista y ayer llevaron adelante una caravana.

Como se expresó en la jornada de lucha del viernes, numerosos sectores de trabajadores están peleando, tercerizados del ferrocarril y EDESUR, familias que pelean por vivienda y trabajo como en Guernica o los Ceibos, la fábrica bajo gestión obrera MadyGraf, entre otros. Desde las seccionales Multicolor y las comisiones de escuela tenemos que buscar unirnos a esos trabajadores para fortalecer la pulseada contra el ajuste y por plata para educación, salud y vivienda, no para el FMI.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias