×
×
Red Internacional

CINE. Vigilando a Jean Seberg, corre por tu vida

Estrenada fuera de competencia en la Mostra de Venecia de 2019, la película del australiano Benedict Andrews narra un momento en la vida de Jean Seberg, su compromiso con las Panteras Negras y la persecución feroz del FBI.

Jueves 14 de julio | 11:26

Vigilando a Seberg, no es un biopic sobre la actriz ni un recorrido por sus películas, el film toma una parte de la vida de Jean Seberg a finales de la década del 60 y principios de los 70 y se focaliza en la persecución del FBI a través del programa COINTELPRO, Programa de Contrainteligencia, hacia la artista. Así tenemos dos narrativas que se entrelazan. Una es Seberg, activista apoyando a las Pantera Negras y la otra dos agentes del FBI, Jack Solomon y Carl Kowalski, como los agentes asignados a la tarea de espiarla y acecharla. En la escena en la cual Seberg deja París para volar a California para filmar una nueva película, viaja en el avión también Hakim Jamal, primo de Malcom X, al bajar del avión Seberg no duda en fotografiarse con él y así visibilizar la lucha por los derechos de las personas negras en Estados Unidos. El primer paso que da Seberg mostrando su apoyo a las Panteras Negras.

El programa de contrainteligencia montado por Edgar J Hoover, director del FBI, entre 1956 y 1971 tenía el objetivo de vigilar, infiltrar, desacreditar y desbaratar las organizaciones políticas estadounidenses. Los registros del FBI muestran que los recursos de COINTELPRO estaban dirigidos a grupos e individuos que el FBI consideraba subversivos, incluyendo organizaciones feministas, el Partido Comunista, organizaciones contra la Guerra de Vietnam, las Panteras Negras , Martin Luther King Jr, organizaciones ecologistas y de defensa de los derechos de los animales y una serie de organizaciones que formaban parte de la Nueva Izquierda . Hoover había emitido las directivas que regían COINTELPRO, ordenando a los agentes del FBI que "expusieran, desbarataran, desviaran, desacreditaran o neutralizaran de alguna manera" las actividades de estos movimientos y, especialmente, de sus líderes. De esa cacería también fueron víctimas, además de Jean Seberg, Charles Chaplin, Orson Welles, Rita Hayworth, entre muchos más. Además el FBI asesinó y encarceló a la mayoría de los activistas de las Panteras Negras y el pasado mayo, fue liberado a los 85 años el último activista encarcelado, Sundiata Acoli.

Si bien la película es por momentos demasiado esquemática y clásica, busca correrse de ese lugar y al mismo tiempo que evita asumir riesgos estéticos, muestra claramente el macartismo que marcó una época en la vida de numerosos artistas en los Estados Unidos y, cómo en el caso de la actriz de Sin aliento, la envolvió en una espiral descendente que comienza cuando se da cuenta de que la están observando y su paranoia ,absolutamente justificada, acerca de desarmar teléfonos y buscar micrófonos ocultos en todos los lugares donde habita, la lleva a ingerir pastillas en exceso. Los colores primarios quemados ofrecen una humedad pegajosa y empalagosa y la creciente sensación de desconfianza carga las escenas con una progresiva sensación de presagio. Pero no hay giros deslumbrantes, no hay momentos de espectacularidad virtuosa y quizá sea esa la sensación de que algo falta en la película. Podría haber profundizado en la vida de la mítica actriz de la Nouvelle Vague francesa, con más riesgo artístico, pero ese no fue el camino que eligió el director. La vida de Seberg, con su compromiso por los derechos y la libertad y sus grandes interpretaciones como Santa Juana, de Otto Preminger, 1957, o Sin aliento de Jean-Luc Godard,1960, fue muy interesante pero, por desgracia, esta película no llega a plasmarla y es una pena porque ella era mucho más que la chica con esa remera icónica a rayas que deambulaba por París con Jean-Paul Belmondo.

Sin embargo hay algo que se destaca en Vigilando a Jean Seberg (Seberg, 2019) y es la actuación de Kristen Stewart, una actriz que, como en la posterior Spencer, construye un personaje plagado de matices y no se limita a una vaga imitación. Junto a ella también se luce un reparto homogéneo encabezado por el recuperado Jack O’Connell (Skins, Invencible), Margaret Qualley (Érase una vez... en Hollywood), Anthony Mackie (Capitán América: Soldado de invierno) y Zazie Beetz (Deadpool, Joker

Jean Seberg, en la lista negra de Hollywood, expuesta y destruida por su compromiso social y político, estuvo 10 días desaparecida hasta aparecer muerta de una aparente sobredosis y con una nota de suicidio. Corría el año 1979 y tenía apenas 41 años.

Ficha técnica:

Dirección: Benedict Andrews
Fotografía: Rachel Morrison
Elenco: Kristen Stewart, Jack O´Connell, Vince Vaughn, Stephen Root, Zazie Beetz, Margaret Qualley, Anthony Mackie




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias