×
Red Internacional
La Izquierda Diario

Entrevistamos a docentes del Colegio Pueyrredón que trabajaron toda la pandemia como tutores de tercer año de Secundaria del Futuro, una modificación de la Nueva Escuela Secundaria que implica trabajos por proyectos. Habiendo pasado un año, no cobraron un sólo peso.

Bernardo Pérez Etchegoyen@bernohn Docente de Biología en Media, delegado UTE y Estudiante del Postítulo de ESI JVG

Martes 23 de marzo | 12:24

El año pasado no fue un año normal para nadie, para las comunidades educativas mucho menos. El trabajo docente se mudó a formatos virtuales cuando fue posible, y cuando no lo fue, se sostuvo con cuadernillos, fotocopias, audios de Whatsapp. Cualquier recurso fue bueno para sostener la escolaridad.

En todos los casos el trabajo de los referentes y tutores fue fundamental para mantener la continuidad educativa y el diálogo con les estudiantes. En el Colegio Pueyrredón, específicamente, el año pasado iniciamos el tercer año de Secundaria del futuro, una modificación de la Nueva Escuela Secundaria que implica trabajos por proyectos.

Para eso se destinaron horas para 9 tutores que hicieron trabajo en los tres turnos. A 23 de marzo de 2021, ninguno de ellos cobró las horas trabajadas durante todo el año pasado.

Entrevistamos a algunos profesores

LID: ¿Cuántas horas trabajaste de tutoría, cuantas horas te tendrían que haber pagado y cuantas te pagaron?

SV: En relación a las horas son 2hs de 40 minutos. El trabajo fue a tiempo completo incluso días donde la carga horario estaba en otra escuela. Lamentablemente nunca nos pagaron. Están las promesas de pago.

DM: Horas laburadas extraoficiales, aproximadamente, 40 semanales (incluyen fin de semana). Oficialmente se paga 1 hs. frente a clase y 1 hs. de planificación.

LID: ¿Qué trabajos implican ser tutor en un curso y qué trabajos implicó hacerlo en medio de la pandemia?

SV: El trabajo de tutor en el turno noche es más personalizado, al ser menos alumnos (15 aproximadamente) también era un acompañamiento para que no se rindan, la pandemia lograba bajar el ánimo de los estudiantes y muchas veces querían tirar la toalla y, si bien era rol los profesores del curso, colaboraron mucho.

DM: El trabajo implicó organizar classrooms, contactos con padres, estudiantes y alumnos, asistencia a profes, trabajo en capacitaciones especiales, reuniones con padres fuera de clase y con profesores, volcado de algunas notas, informes al DOE (Dirección de Orientación al Estudiante), profesores del curso y directivos, ayudar alumnos en sus trabajos y asistencia en lo digital; contacto de estudiantes con profes de previas y pro-secretaria, búsqueda de datos y armados de grupos de Whatsapp, confección de actividades para el proyecto, asistencia emocional y contención a familias y alumnos.

LID ¿Cómo aceptás seguir siendo tutora este año si no te pagaron el trabajo del año pasado?

SV: Hoy no sé si seguir en el rol. Así como quiero que mis estudiantes sigan adelante, uno debe buscar también tener más ingresos para combatir los gastos y hoy estoy en búsqueda de más horas que sean fijas y me brinden una mejor estabilidad económica. Pero estoy acompañando hasta que la situación se defina y si nos pagan ver qué hacer.

DM: Porque me interesa el trabajo, se acomoda en horarios libres que tengo y confío en que lo van a pagar. Pero sobre todo porque me interesa profesionalmente

Más allá de las historias personales, la vocación y el amor a la profesión, nos resulta inadmisible que habiendo pasado un año haya docentes que sigan sin cobrar sus horas trabajadas. Porque para exigirnos, el gobierno de Larreta está al pie del cañón. Para denostarnos y ningunearnos, Acuña ya nos dijo que somos "fracasados e incultos". Pero, para pagar lo trabajado en el año más intenso que hubo, miran para otro lado.

Te puede interesar: Larreta recortó $ 370 millones en computadoras para estudiantes

Este año, directamente el Gobierno porteño tomó la tijera de podar y recortó las horas de tutorías y EDIs (Espacio de Definición Institucional) en los colegios de Media de CABA. De igual forma, recortó la plata para comprar computadoras en un año que va a estar signado por la pandemia. El sindicato mayoritario UTE, en medio de esto, sigue sin tener un plan de lucha lo cual nos deja en una posición de increíble debilidad frente a los ataques de Larreta.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias