×
×
Red Internacional

Corrupción policial.Tribunal chileno decretó prisión preventiva para el exdirector de policía que se robó millones

El ex director de la Policía de Investigaciones (PDI) está acusado de desviar 146 millones de pesos chilenos de gastos reservados, más de 176.000 dólares.

Viernes 15 de octubre | 22:49

La jueza del Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago, Carla Cappello, decretó prisión preventiva con orden de detención para el exdirector general de la Policía de Investigaciones (PDI), Héctor Espinosa, por los delitos de malversación de caudales públicos, falsificación de instrumento público y lavado de activos.

Espinosa está acusado junto a su esposa María Neira, de robarse 146 millones de pesos chilenos, equivalentes a cerca de 176.000 dólares. Estará cumpliendo la medida en una unidad de la propia PDI, al igual que los generales de Carabineros que cumplen en una unidad propia.

El tribunal decretó arraigo nacional y arresto domiciliario parcial para María Neira, y para un tercer involucrado, el ex subcomisario de la PDI -y mano derecha de Espinosa- Eduardo Villablanca, decretó arraigo nacional y arresto nocturno total.

Según la acusación, unos 146 millones de pesos chilenos habrían sido desviados en 53 depósitos a él y a su esposa entre junio del 2015 y marzo del 2017. 109 millones fueron depositados a cuentas de Espinosa y 37 millones a cuentas de su esposa.

María Magdalena Neira fue imputada por el delito de lavado de activos, por haber recibido estos 37 millones de pesos no justificados, mientras que al ex subcomisario/secretario Villablanca se le imputó el delito de cómplice de malversación de recursos públicos.

La esposa del director de la PDI, funcionaria del Servicio de Impuestos Internos, había adquirido un departamento en la comuna de Las Condes, luego de pagar cerca de 250 millones de pesos (más de 300.000 dólares) al contado en vales vistas.

La indagatoria, detectó que entre los años 2015 y 2017 la pareja recibió al menos 146 millones de pesos en depósitos a sus cuentas bancarias provenientes de gastos reservados de la PDI. El mano derecha de Espinosa, Eduardo Villablanca, era el encargado de recibir el dinero para luego depositarlos en las cuentas bancarias de Espinosa y Neira.

“En diversas oportunidades a solicitud del señor Espinosa, que en realidad yo consideraba una orden, me correspondió hacer depósitos en efectivo en su cuenta del Banco Estado y del Banco de Chile en el caso de su cónyuge”, declaró Villablanca, manifestando que, supuestamente, desconocía el origen de los dineros que le entregaban.

El abogado del Consejo de Defensa del Estado, que también se hizo parte del juicio señaló que “Durante casi dos años existieron depósitos de todos los meses por cerca de siete millones de pesos en efectivo”, montos sobre los cuales Espinosa duplicó sus ingresos, y María Magdalena Neira recibió depósitos en su cuenta por más de la mitad de su sueldo.

Las instituciones represivas de Chile vienen siendo protagonistas de escandalosos casos de corrupción, sumando más fondos robados a la lista de los miles de millones de pesos que se han robado en impunidad estas organizaciones parasitarias, como Carabineros y las Fuerzas Armadas.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias