×
×
Red Internacional

El desprecio de La Cámpora llegó al punto de no querer recibir un pedido de reunión de los trabajadores que se movilizaron hasta el PAMI. Luego de dos meses y 8 días del inicio de la heroica lucha, algunos elementos para sumar fuerzas y continuar por la reapertura ya de la San Andrés.

Facundo PilarcheCongresal Suteba | @facupilarche

Viernes 9 de abril | 20:43

El miércoles 7 de abril empezaba una nueva jornada de protesta de los 144 en plena Corrientes, instalando su acampe desde media mañana. Los trabajadores estaban acompañados por agrupaciones sindicales y políticas que venimos acompañando desde el primer día el reclamo de "Apertura Ya De La San Andrés".

El reclamo se hace más que justo, cuando oímos al Presidente (infectado por COVID) decir que estamos en la segunda ola, y que son necesarias nuevas restricciones para preservar el sistema sanitario a punto de colapsar. Los esenciales de la salud están a la cabeza de la apertura de la clínica y dicen una y otra vez “Nosotros queremos trabajar. Somos profesionales de la salud, tenemos una clínica que puede atender a 18 mil pacientes con insumos, remedios y espacios que son nuevos. Y si no se usan, va a haber que descartarlos”. Incluso, plantean, “...tenemos un tomógrafo como el que no existe en ninguno de los hospitales provinciales (Hospital Carrillo y Hospital Boccalandro) de la zona” Eso es lo que hace que decenas de organizaciones políticas, sociales y sindicales, continuamos acompañando esta fundamental pelea.

La Cámpora de PAMI ¿con el programa de Macri?

No es una pregunta retórica. Sobre todo porque es sabido que el intendente macrista de Tres de Febrero, Diego Valenzuela, dice que él no se puede meter en una interna familiar privilegiando la propiedad privada, frente al problema social sanitario. Ahora, el espacio referenciado con Juan De Bandi y Maximo Kirchner, La Campora ¿Tiene el mismo programa? Es que ninguno les plantea una solución. Se tiran la pelota, del municipio a provincia, de provincia al ministerio de trabajo, de este al de salud, de este al PAMI y de este al municipio.

Luana Volnovich, la presidenta del PAMI, no quiere recibir a los trabajadores porque hicieron un acampe frente a su edificio. Es que ante las promesas (una más ¿y van...?) los trabajadores en asamblea dijeron, primero la fecha y hora de la reunión, después levantamos. Y como era solo una promesa, no le dieron fecha ni horario. Cabe destacar que hace semanas los diputados y dirigentes del PTS y PO en el FITU, como Nicolás Del Caño, Claudio Dellecarbonara, Myriam Bregman y Romina del Pla, con autorización de los trabajadores, intentaron hablar con distintos responsables del PAMI, y del Ministerio de Salud de PBA, que tampoco fueron escuchados. En la jornada de los movimientos piqueteros de este 8 de abril, invitaron a que los trabajadores de la clínica se expresen ante el ministerio de trabajo de la nación. Las promesas continúan como la lucha. ¡Es un escándalo que continúe esta situación!

Un gobierno que en televisión dice “Estamos en la segunda ola” e incluso más, “esto no es una ola, es un tsunami” - la definición de Kicillof en conferencia de prensa ayer- y a la vez se conocen los datos en aumento de la pobreza y desempleo, no quiere reunirse con trabajadores que pueden salvar vidas si les pagan su salario y el Estado se hace cargo del financiamiento, y no engrosar las filas de desocupados.

La legislatura de PBA, declara su preocupación por los 144 esenciales de la Clínica

Fue a pedido de los trabajadores que se apropiaron de la banca que hoy ocupa Claudio Dellecarbonara, del PTS en el FITU, quién luego de haberse reunido con los y las trabajadores en la clínica, acordaron esta presentación de un primer proyecto, que le da fuerza para que, frente a la negativa de resolución del conflicto por parte de la patronal Surachi, podrían presentar un nuevo proyecto de ley de estatización de la clínica con los 144 trabajadores. Sin dudas, un nuevo punto de apoyo para esta heroica lucha de los esenciales que no quieren dejar que la San Andrés, sea la “número 10” en cerrar y perder la atención de 18 mil afiliados de PAMI.

La fuerza de la organización y coordinación

A lo largo de estos dos meses de lucha histórica, los y las trabajadores, pasaron de ir a trabajar y atender pacientes a los que muchas veces tenían que comprarle comida, animarlos frente a la imposibilidad de familiares de visitarlos por protocolos, que llevó no sólo a perder compañeros de trabajo, sino a endeudarse por las condiciones deplorables en las que trabajaban donde más de una vez sufrieron despidos por “revoltosos”; a una corta e intensa experiencia de ver que sus problemas eran similares en otros lugares.

No sólo organizaron movilizaciones, plenarios, cortes de ruta. Sino que dieron un paso más, verse como parte de un colectivo mayor. Producto de esto, pudieron romper parcialmente el cerco mediático y abrirse paso en ser reconocidos en los sectores de vanguardia de todo el país. Impulsado por los compañeros del PO y el PTS en el Frente de Izquierda. Como parte de esta actividad, venimos aportando desde la difusión, hasta el fondo de lucha. Los centros de estudiantes, agrupaciones docentes, y estatales, y las bancas de diputados, que, como dice Claudio Dellecarbonara: “circunstancialmente como trabajador me toca ocupar hoy, son de toda la clase trabajadora, es decir, son de ustedes compañeros”, acompañan con fuerza material de a cientos cada acción convocada por el colectivo de trabajadores de la San Andrés. En este sentido tratamos de transmitir distintas experiencias de lucha.

Desde el PTS estamos convencidos que para continuar avanzando en fortalecer la pelea por la reapertura, y como plantean les trabajadores en cada hablada, que lo realizado hasta ahora tiene también el objetivo de dejar un ejemplo “para los que vienen” es fundamental, poder darle cuerpo a la organización de la solidaridad con la clínica, y por eso es que propusimos la realización de un Comité Solidario, donde participen trabajadores de la clínica, militantes de organizaciones políticas y sociales, vecinos y pacientes, para difundir la lucha y mostrar la enorme solidaridad de la población con los trabajadores.

Te puede interesar: Vaciamiento de la Clínica San Andrés: "Queremos que el Estado se haga cargo, somos 144 familias"

En este sentido, por ejemplo, creemos que una gran campaña de difusión por redes y afiches callejeros, llevando hasta el último rincón del distrito y alrededores que hay una clínica en Caseros que tiene posibilidades de salvar vidas en plena segunda ola, es clave para los intentos desmoralizantes y divisionistas de los gobiernos y las conducciones sindicales que le dan la espalda a esta lucha. En ese sentido nos parece también central desarrollar la Coordinación con otras luchas ¿Que quiere decir en concreto? Que trabajadores (más allá del sector de trabajo) que pelean por condiciones similares como ser, trabajo, contra la precarización, por salario, etc; puedan juntarse un día determinado, a intercambiar y votar entre todos distintas propuestas para salir juntos, con un solo puño y mostrar en una gran acción callejera, que un sector de la clase trabajadora, no tiene pensado dejar avanzar el ataque a nuestras vidas que lleva adelante el gobierno, los empresarios y sus socios. Juntos somos más fuertes y tenemos que organizarnos con otros sectores, y buscar la posibilidad de construir un plan de lucha común, para continuar.

Creemos que es una muy buena instancia la convocatoria para el encuentro de coordinación que realizan los sectores en lucha para el sábado 17 de abril y definir allí en lo inmediato una acción de lucha que ponga en la agenda nacional, los reclamos de los sectores ocupados y desocupados juntos. Para mostrarle a los gobiernos y a las conducciones sindicales cómplices que la clase trabajadora, está de pié y en lucha.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias