×
×
Red Internacional

Tensión financiera. Tras la escalada del dólar blue, ¿a cuánto cerró y qué pasó con las reservas del Banco Central?

El dólar paralelo revirtió su escalada y descendió $8 este martes, también bajaron los dólares financieros. La autoridad monetaria salió a vender reservas en momentos de una baja liquidación de divisas. Los bonos en dólares y las acciones argentinas que cotizan en Wall Street se derrumbaron.

Martes 5 de julio | 20:30

Los bonos argentinos que cotizan en Estados Unidos mostraron su primer reacción ante la salida del ministerio de Economía de Martín Guzmán y la asunción de Silvina Batakis en su reemplazo, en una decisión consensuada entre el presidente Alberto Fernández y la vicepresidenta Cristina Fernández.

Este martes el dólar blue revirtió su aumento del comienzo de la jornada y descendió $8, así la brecha cerró por debajo del 100 %.

El dólar paralelo subió el lunes $21 (+8,8%) hasta el récord de cierre de $260, aunque su menor valor en toda la jornada, tras operar entre los $280 y $267 durante gran parte del día.

El dólar blue ya había acumulado un aumento de $13 la semana pasada, el más importante para este período en un año. El analista financiero Christian Buteler señaló que “la tendencia del dólar es al alza”.

El Banco Central vendió U$S180 millones este martes en momentos de una baja liquidación de divisas. Así, en las dos primeras ruedas desembolsó U$S290 millones.

El dólar oficial aumentó 47 centavos a $132,54 para la venta, tras registrar el mayor incremento desde octubre de 2020, de acuerdo al promedio en las principales entidades del sistema financiero, mientras que en el Banco Nación el billete subió 25 centavos a $131,75 para la venta. El dólar mayorista aumentó 15 centavos a $126,20.

En tanto, el dólar "contado con liqui" (CCL) descendió 2,5% hasta los $274,16 tras alcanzar el lunes los $285, su récord nominal histórico. Así, la brecha con el tipo de cambio mayorista cede al 116,1%. El dólar MEP bajó un 2,9% a $264,42.

Por su parte, los bonos en dólares cayeron hasta 7,1% liderados por el Global 2029, seguido por el Global 2030 (-4,9%), el Bonar 2029 (-3,7%), y el Bonar 2030 (-3,6%). Los títulos acumulan una baja de 18% desde abril pasado.

En este contexto, el riesgo país medido por el banco JP.Morgan aumentó 13,14%, se ubicó en los 2.652 puntos y quebró un nuevo récord desde el canje de 2020.

Las acciones argentinas que cotizan en Wall Street cayeron hasta un 7,6% liderados por Pampa Energía, a continuación, Cresud (-7,4%), y Tenaris (-7%). En contramano, las acciones de Mercado Libre aumentaron 8,1%, en tanto que las de Despegar crecieron 3,4%.

El capital financiero exige más ajuste

Los fondos de inversión, el capital especulativo y financiero que opera con bonos soberanos de la reestructuración de Guzmán marcan la cancha exigiendo al Gobierno y a Batakis que se cumpla el plan de ajuste pautado con el FMI para asegurarse el cobro de los vencimientos de deuda. Una deuda ilegítima y fraudulenta , convalidada por el ministro saliente mediante un canje (en medio de la crisis sanitaria por la pandemia en 2020) que les cedió a los bonistas todo lo exigido y les mejoró la oferta en U$S 17.000 millones. De esta forma, Guzmán (y el Gobierno del Frente de Todos) convalidó sin investigar el fraude del macrismo con el megaendeudamiento y la fuga de capitales: bono a cien años emitido por Caputo en beneficio de fondos de inversión que él había fundado o de los que había sido empleado, bonos delivery a pedido de Wall Street y toda la fiesta financiera del “mejor equipo de los últimos cincuenta años”.

Guzmán consolidó la dependencia del país con los centros financieros imperialistas con una hipoteca que pesará sobre las presentes y futuras generaciones.

Pero la ministra en su primer día de gestión ya dejó en claro que no cuestionará el rumbo económico de Guzmán, de orientar toda la economía en post de garantizar los pagos de deuda externa. Ayer lunes, Batakis aseguró que "el ajuste fiscal es el camino" y hoy ya le habló al bolsillo de los acreedores afirmando que hablará con el Fondo Monetario Internacional y que"el acuerdo tenemos que cumplirlo".

Cabe recordar que si bien el FMI "flexibilizó" el cumplimiento de las metas trimestrales de este año (es decir, a pesar de que no se cumplieron seguirá realizando los desembolsos), puso en cuestión la continuidad si a fin de año el Gobierno no cumple con el plan de ajuste: una reducción del déficit fiscal del 7,8 % interanual (congelando los salarios públicos frente a la inflación, las prestaciones sociales y con un incremento de tarifas para reducir subsidios económicos a las privatizadas), una acumulación de reservas de U$S 5.800 millones para lo cual deberá poner el freno en el ya desacelerado crecimiento económico, y limitar la emisión monetaria del Banco Central para financiar al Tesoro.

Todas estas medidas significarán un duro golpe a los ya pulverizados salarios e ingresos populares. Mientras la inflación sigue galopando al ritmo de más de un 70 % anual.

De esta forma, cambió el ministro de Economía, pero las contradicciones económicas y el rumbo de ajuste en un cogobierno con el FMI, siguen.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias