Política

ENCUBRIMIENTO

Tercera pericia sobre el proyectil que mató a Rafael Nahuel siembra mayor confusión en la causa

Los medios nacionales ya difundieron la noticia de que la bala que mató a Rafa no habría salido del arma de Francisco Pintos, pero la responsabilidad del estado se ratifica. Con estos nuevos elementos, la causa se torna más confusa, los tiempos judiciales se dilatan y la impunidad de los autores materiales e ideológicos se perpetúa.

Viernes 22 de enero | 17:27

Según los resultados de las pericias que llevó adelante el Ministerio Público de Salta, la bala que mató a Rafa, no habría sido disparada por Francisco Pintos, sino por otro de los prefectos que ingresaron ese 25 de noviembre a descargar más de 100 veces contra mujeres y niños. Se trata del cabo primero Sergio Guillermo Cavia.

Cabe recordar que la primera pericia, realizada pocos días después del asesinato y bajo la conducción del reconocido perito Roberto Nigris, determinó de manera indubitable que el disparo mortal provino del subfusil MP identificado con el número de serie B 05-C335508. Es decir, el arma que portaba el Cabo Primero Francisco Javier Pintos. Meses después, la segunda pericia, efectuada (casualmente) por la gendarmería de Patricia Bullrich, ya arrojaba resultados confusos. El proyectil no había salido del arma de Pintos, pero no se esclarecía cual era el fusil que había emitido el proyectil. Los resultados de esta tercera pericia, llevada adelante por organismos estatales, y con una muy deficiente cadena de custodia, tanto del arma de Pintos como del proyectil, ratifican la responsabilidad del estado en el asesinato, pero dilatan los tiempos de la justicia.

Te puede interesar: A tres años del crimen de Rafael Nahuel, la Prefectura y Bullrich siguen impunes

Desde la APDH regional Bariloche, expresaron en un comunicado, que “dicha pericia ha sido presentada según se nos informara en el Juzgado Federal de Bariloche, sin que la misma haya sido publicada oficialmente por la Justicia Federal. Existen todavía medidas pendientes en el citado estudio pericial y, si en realidad la bala asesina por la espalda de Rafael Nahuel, partió no del arma de Pintos sino del prefecto Guillermo Cavia, demuestra que fue un miembro de la Prefectura Nacional del Grupo Albatros que participara en la represión de la recuperación de tierras de la comunidad lof Winkul Mapu. Es decir que como sostuvimos dicha fuerza de seguridad del Estado, es la responsable de la muerte de Rafael Nahuel en una clara conducta violatoria de los derechos humanos en perjuicio además de una comunidad de Pueblos originarios.

Más aún del expediente judicial y de las declaraciones de Pintos expresamente se reconoce que tanto él como Cavia fueron los disparadores en la represión. Es decir que tanto la APDH como los padres de Rafael Nahuel, querellantes en la causa, estamos convencidos que nuevamente se ha ratificado la existencia del Asesinato en manos del Grupo Albatros y que no dejaremos de luchar hasta lograr justicia e impedir la impunidad de este hecho identificado con la ideología de la Conquista del Desierto”.

Te puede interesar: Promesas del Gobierno nacional a la familia de Rafael Nahuel y represión en Lof Lafken Winkul Mapu

A más de tres años del asesinato de Rafa por la espalda, la criminalización contra el pueblo mapuche y la responsabilidad de los funcionarios del estado siguen vigentes a pesar de los cambios de gobierno, pero también, como desde el primer día, sigue vigente la lucha contra la impunidad de sus asesinos.







Temas relacionados

Lof Lafken Winkul Mapu   /    Rafael Nahuel   /    San Carlos de Bariloche   /    Pueblo Mapuche   /    Prefectura   /    Pueblos originarios   /    Río Negro   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO