×
Red Internacional

La situación crítica de las Sierras Chicas respecto a la suba de contagios y la ocupación de camas ha sido subestimada por el gobierno y en consecuencia no se tomaron medidas acordes con la necesidad. Las y los docentes se vienen organizando para advertir y reclamar. En los últimos días venimos enterándonos de fallecimientos de compañerxs docentes en toda la Provincia

Daniela TalmónDocente de Sierras Chicas. Miembro de la agrupación Docentes DBase (PTS e independientes) en el FURU

Viernes 11 de junio | 09:57

La comunidad educativa conoció con dolor la noticia del fallecimiento de una compañera docente de las Sierras Chicas. Viviana trabajó en varias escuelas de la zona. Hacía dos semanas que estaba internada y fueron sus compañeras y compañeros quienes difundieron la triste noticia. María Robles, quien trabajó con ella en el IPEM 78, expresó: “Si bien es cierto que el contagio no fue en el colegio, todos estamos muy expuestos. Las escuelas, sobre todo las públicas no gozan de grandes dimensiones ni de todo el personal para garantizar la seguridad, la protección e higiene necesarias. Incluso nos llegó la notificación para vacunarnos cuando Viviana ya estaba internada”.

Los mensajes de despedida para trabajadoras y trabajadores de la comunidad educativa que han fallecido en los últimos días, coinciden con dolor y bronca en que estas muertes se podrían haber evitado. Hace meses que exigimos recursos, medidas sanitarias y vacunas. En el preciso momento de estar escribiendo esta nota, nos enteramos que acaba de fallecer un compañero profesor de Historia y egresado del ICA.

Te puede interesar:

Obligada-a-ir-a-trabajar-con-sintomas-fallece-trabajadora-de-limpieza-en-Cordoba

La situación sanitaria en la provincia de Córdoba venía siendo una de las más graves del país. Las últimas semanas de mayo crecía exponencialmente el número de camas críticas por covid 19. No alcanzaron las advertencias de trabajadores de la salud, de sanitaristas, de agrupaciones docentes para que el gobierno suspenda temporalmente las clases. Pero tal era el colapso que tuvo que tomar la medida tímida de suspender solo el nivel secundario en algunas ciudades, por supuesto sin una sola medida que acompañe la restricción.

En las Sierras Chicas las clases directamente no se suspendieron en la mayoría de los municipios, a pesar de que en el Polideportivo de Unquillo se montó una carpa sanitaria para apoyar el colapso del único hospital para toda Sierras Chicas ubicado en esa localidad.

Inmediatamente las y los docentes de la zona se organizaron en un plenario autoconvocado durante el fin de semana con más de 40 compañeros y compañeras de distintas localidades de las Sierras Chicas, organizadxs en agrupaciones combativas y docentes independientes. Se planteó la necesidad de una virtualidad ligada a la exigencia recursos y condiciones que contemplen a toda la comunidad educativa. Se resolvió convocar a una caravana que recorra Mendiolaza y Unquillo hasta la Sede de la UEPC de Río Ceballos. En esta sede se entregó el petitorio cuyo planteo fue la suspensión temporal de las clases presenciales con medidas de emergencia, que se contemple todo lo necesario para el sostenimiento de la virtualidad para familias y docentes. Y la exigencia de asambleas escolares, paro y un plan de lucha para garantizar el reclamo docente.

Mención aparte merece el rol nefasto de la conducción Celeste de UEPC que sacó una medida insólita que desarma toda organización como colectivo docente. Que cada compañera y compañero presente una nota individual a la dirección de su escuela para manifestar su voluntad de dar clases virtualmente. Medida que dejó expuestas y expuestos a docentes frente a directivos y con posibles sanciones o descuentos.

No sorprende, ya que esta semana mientras se conocen día a día los nombres de docentes fallecidos, UEPC cita a delegados a un plenario para discutir “memoria y balance” de las cuentas del gremio. Pero no convoca a asambleas para debatir y accionar ante la crítica situación.

Durante el transcurso de la semana anterior los diarios locales se hacían eco de las cifras oficiales: el lunes la ocupación de camas críticas por covid 19 era del 72,7 %. Pasó al 76,1 el martes y para el miércoles ya era del 78 %. Indicadores concretos del aumento de casos y por consiguiente, de muertes. Se decretó la suspensión temporal cuando ya estábamos al borde del código rojo.

Ponen en nuestras espaldas la continuidad pedagógica, pero no tienen en cuenta que niños y niñas no pueden estudiar con hambre, frío y sin recursos. Las cajas Paicor no tienen alimentos nutritivos. Una gran mayoría de las familias no cuentan con dispositivo tecnológico ni conectividad o directamente no existe servicio de internet como sucede en el interior. Desde el año pasado tanto desde el gobierno provincial como desde el nacional, se viene desfinanciando la educación, precarizando a la docencia, con paritarias a la baja y sin recursos para garantizar la bimodalidad. Nos exigen mantener burbujas sin contagio, mientras que el transporte sigue sin frecuencias ni protocolos. Desde la agrupación Docentes D Base hacemos responsable a Schiaretti y su falta de políticas por la muerte de nuestras compañeras y compañeros y de la exposición de docentes de riesgo.

Las vidas trabajadoras importan. Es fundamental que nos organicemos junto a toda la comunidad educativa (familias, docentes, trabajadoras de Paicor y limpieza), para defender nuestras vidas y hacerlas valer. Plata para salud, educación y recursos. Basta de priorizar negociados con las farmacéuticas, el desmonte e industrias que precarizan y contaminan.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias