×
Red Internacional

Pandemia.Segunda ola de Covid-19 ¿Cómo impacta en la salud de los trabajadores de Chubut?

La segunda ola golpea de lleno a los trabajadores, son miles los fallecidos registrados por Covid-19. Mientras los gobiernos nacional y provincial encubren el ajuste y la desinversión para las ganancias de los empresarios y laboratorios. ¿Cómo impacta la pandemia en Chubut?

Ulises CrauchukCorresponsal Comarca Andina | @ulisescrauchuk

Miércoles 9 de junio | 12:25

A fínales de abril el Observatorio Basta de Asesinatos Laborales (BAL) presentó un informe en que detalle que en 2020 murieron 985 trabajadores por Covid-19 sobre un total de 209.000 contagiados en sus lugares de trabajo. Algunos sectores como el Subte o el ferrocarril, resultan particularmente golpeados.

El transporte, de hecho, concentra el 10% de las muertes, según publicó en febrero pasado la Superintendencia de Riesgos del Trabajo (SRT). Pero el sector salud con el 23%, representa el sector más golpeado según el mismo informe con 228 casos. Sin embargo, los datos de la SRT son cuestionados por el informe del BAL que habla 399 casos, mientras desde Fesprosa hablan de 500 fallecidos. Claro que entre el 7% registrado como personal de mantenimiento y limpieza que discrimina la SRT en su informe, es probable que se encuentre parte de los trabajadores que perdieron la vida en sus funciones en sanatorios y hospitales.

Para fines de abril la Organización Internacional del Trabajo (OIT) hablaba de 7000 fallecidos entre el personal de salud a nivel mundial, con lo que Argentina concentra más del 7%.

El 27 de mayo la SRT contabilizaba 1701 trabajadores fallecidos sobre un total de 345.242 contagiados, contra 1435 contabilizados el 11 de mayo. Estos datos parecen contradecir la teoría de las "fiestas clandestinas" esgrimidas desde ambos lados de la grieta.

En Chubut también duele

En Chubut, mientras tanto, no hay datos oficiales de los contagios en lugares de trabajo, pero las denuncias de diferentes sectores de trabajadores dan cuenta de que el aumento de casos es exponencial, como ilustran dos casos.

En Comodoro, el pasado 4 de junio trabajadores de Easy y Jumbo cerraron de hecho ambos locales luego de reportarse 45 casos ante la negligencia de la patronal chilena Cencosud, que ya enfrentó denuncias el año pasado por incumplir los protocolos.

En el caso de la flota pesquera de la provincia, el pasado 5 de mayo se registró el primer fallecimiento a bordo por Covid-19. Se trata del oficial de máquinas del pesquero Xin Shi Ji 89, Walter Manuel Quiquinte. Apenas ocho días después se conocía que la tripulación del buque potero Mishima Maru 8 era impedida de desembarcar de emergencia por cuestiones sanitarias en el puerto de Comodoro Rivadavia. 22 de los 30 tripulantes dieron positivo a su arribo al puerto y el propio intendente de la ciudad, Juan Pablo Luque (FDT), prohibió su descenso para cumplir el aislamiento de tierra. Este hecho provocó un paro de 48 horas convocado por las organizaciones sindicales que nuclean a capitanes, navegantes y el Sindicato de Obreros Marítimos Unidos (SOMU) en reclamo de un plan de vacunación para el sector, ante el cual el gobierno prometió continuar con el pan de vacunación establecido.

Estos hechos hablan de las escasas condiciones de seguridad e higiene que garantizan las empresas. Incluso la tripulación del pesquero Santorini fue acusada de iniciar un brote en la ciudad petrolera al volver a puerto con diez casos positivos a bordo en junio del año pasado. Sometidos al escarnio público se les inició una acción judicial por infringir el artículo 205 del Código Penal, pero fueron absueltos hace pocos días. "No sólo nos obligan a trabajar en pésimas condiciones, sino que si te contagias la culpa es tuya" dijo un trabajador de la pesca.

En octubre del año pasado el SOMU convocó a un paro de actividades ante los innumerables casos positivos en embarcaciones, pero no aportó datos precisos sobre los mismos. Mientras tanto, continúan las presiones de las patronales para embarcar sin realizar test rápidos exprimiendo a los marineros al máximo en estos últimos días de la temporada de calamar.

Una política de salud en función del ajuste

Que ahora el ministro de salud de Chubut, Fabian Puratich, salga a hablar de la destrucción del sistema de salud durante el gobierno de Macri, solo responde al cálculo político en función de la reubicación del gobierno de Arcioni detrás de la figura de Alberto Fernández, luego de haber prestado los votos de sus diputados y senadores nacionales para aprobar las leyes fundamentales del ajuste de Cambiemos junto a su mentor Sergio Massa.

En la misma entrevista con El Extremo Sur, Puratich habló en contra de la descentralización del sistema de salud nacional por el cual "se transfirió la estructura y no el financiamiento" a las provincias, para a renglón seguido destacar "la gestión de Ginés González García que es un referente sanitario enorme", nada menos que el responsable de la descentralización del sistema de salud y del vacunatorio VIP en el Ministerio de Salud de la Nación.

Incluso ante el desborde de las terapias intensivas en varias localidades, el ministro no dejó pasar la oportunidad para destacar la labor del gobierno para evitar el colapso… bueno, parece que no hay mucho que mostrar.

El gobierno apuesta a regularizar la situación salarial en la provincia en un plan de pacificación pre electoral, con miras a "normalizar" la situación pese a la crisis y la pandemia. Como parte de ello impuso un acuerdo con las conducciones sindicales de salud, salvo SISAP, a la que Puratich calificó de "fracción gremial que no quiere negociar", para resolver el atraso salarial en una cuota sin abrir paritarias. Trabajadores del Hospital Ísola de Puerto Madryn denunciaron el acuerdo como insuficiente y destacaron que "para trabajar y hacer prensa, en el marco de la pandemia somos esenciales, pero para cobrar somos mendigos".

Parte de esta apuesta a una "normalidad" de cara a las elecciones es que en el departamento de Escalante, que comprende a Comodoro Rivadavia, se retomen las clases presenciales en el nivel inicial y el primer ciclo del primario a pesar de ser declarados en "alarma epidemiológica y sanitaria" y registrarse 140 casos este domingo.

El recorte presupuestario en salud a nivel nacional tiene su cara más dramática en Chubut con la saturación del sistema de salud y salarios congelados y atrasados desde 2019. Los esfuerzos de Puratich por mostrar un plan de inversión en el área chocan de frente con esta realidad.

Un ajuste en función de la deuda

En números, el presupuesto nacional en salud 2021 aumentó un 24% nominal respecto al de 2020 que fue una prórroga del presupuesto 2019 de Macri. Si descontamos de esta cifra la devaluación vía inflación del peso, el ajuste real ascendía en abril a un recorte del orden del 12% y en ascenso debido al ritmo inflacionario.

En el caso de Chubut, el aumento presupuestario 2021 para salud fue del 15% respecto al 2020, es decir que respecto a la devaluación la perdida real fue cercana al 20%. Lo que cualquier hijo de vecino entiende por ajuste, salvo Puratich, obviamente. No solo eso, sino que la primera línea acumula una pérdida salarial del 35% solo respecto a 2020, sin paritarias a la vista y con el horizonte del acuerdo del 35% de aumento que han firmado ATE y UPCN con Nación como techo.

Sin dudas el vericueto semiótico para evitar hablar de ajuste por parte del oficialismo encuentra en el lema "no es ajuste, es la pandemia" su caballito de batalla. Pero claramente "no es la pandemia, es ajuste y es para pagar la deuda"

Como denunció Nicolás del Caño en el Congreso, el gobierno lleva pagados u$s 2200 millones al FMI en concepto de deuda, recursos que podrían haberse utilizado en salud, IFE de $40.000 y un plan de recuperación del trabajo mediante la construcción de viviendas y centros de salud.

Mientras Chubut continúa desangrándose en una deuda externa que devora el 70% de los ingresos por regalías petroleras, esta semana Arcioni volvió a endeudarse en u$d 7 millones para pagar salarios y vencimiento de deuda. La obra inconclusa del hospital de Trelew es un reflejo de cómo esa deuda jamás estuvo en función de beneficiar a la población.

Una deuda que se paga con vidas

El ajuste provincial se manifiesta también en los datos de la pandemia. Si bien no existe información respecto a los casos por sector, es exponencial el aumento de casos.

Desde el viernes 28 de mayo a hoy se registraron 4247 casos, con un pico el miércoles 3 de junio de 510 casos y 12 muertos, de un total al día a hoy de 71773 casos positivos y 1140 fallecidos desde el inicio de la pandemia.

Según la Dirección Provincial de Estadísticas del Ministerio de Salud de Chubut, el COVID-19 fue la tercera causa de muerte a nivel provincial en 2020 elevándose a 575 los fallecimientos. Aunque en el Área Programática Sur, que concentra el 40% de la población provincial en Comodoro Rivadavia, fue la primera. A mitad de este 2021 ya casi se ha alcanzado el número de fallecidos en todo 2020 con un total de 565.

Con apenas el 14,51% de la población vacunada y solo el 7,5% con dos dosis, Chubut es la segunda provincia con menor tasa de vacunación del país, que cuenta con 3 millones de vacunados con las dos dosis de un total de 14 millones aplicadas a nivel nacional. El impacto de la vacunación en adultos que Puratich celebra no se explica si no es por la estrategia comunicacional del ministro de mostrar algún dato favorable.

Nuevamente fue Del Caño el único diputado que increpó a Sergio Massa en una interpelación a los laboratorios responsables de fabricar las vacunas a la que solo asistió un representante de Pfizer al que el presidente de la cámara baja nacional defendió a capa y espada. Justamente como denunció Del Caño, en MabXience, el laboratorio de Hugo Sigman, responsable de la fabricación de la vacuna de Astra Zeneca en el país, se hicieron más de 100 millones de dosis de las cuales ni una sola quedó en el país "porque no se podían envasar". Ahora resulta que Richmond y Sigman lo harán financiados nuevamente por el Estado.

Mientras tanto, en Chubut, luego del escándalo del vacunatorio VIP, de la pérdida de 194 vacunas por negligencia y de un plan de vacunación desastroso, Arcioni anuncia la compra de nuevas dosis por parte de la provincia. Este martes declaró "Tenemos mas de 182 mil personas vacunadas y vamos a seguir trabajando con el cuidado de todos para volver a la normalidad lo antes posible", mientras anunciaba un plan de vacunación para 27.000 trabajadores de los gremios camioneros, petroleros, construcción y pesqueros. Solo en el sector petrolero hablamos de 21.000 trabajadores. En la pesca, mientras tanto, hablamos de 1200 para los que Nación enviará este sábado apenas 100 vacunas luego de las protestas de los gremios del sector.

Casualmente, a pocos meses de las elecciones las vacunas aparecen, al igual que los salarios adeudados. Una imagen que recuerda las elecciones 2019, dónde Arcioni ganó la reelección "regularizando" la provincia con más deuda.

Del Caño se cruzó con Massa cuando éste quiso acallarlo para defender a los laboratorios

Una Comunidad para mostrar y debatir la realidad

Arcioni habló de la vacunación casi total de salud y seguridad, y del 80% de los docentes inscriptos. ¿Vos decís que son reales estos números?

Ante la falta de información y la fragmentación en esta pelea que impone el corporativismo de las burocracias sindicales respecto a pelear por un plan de vacunación integral para trabajadores esenciales, se vuelve más urgente que nunca tener un espacio para la difusión y el debate de las perspectivas para la clase trabajadora en esta pandemia.

Desde La Izquierda Diario venimos impulsando la Comunidad LID como una forma de agrupar a quienes quieren dar pelea, pero también para dar a conocer la realidad que no muestran los grandes medios. Por ello para dar a conocer la situación sanitaria en tu lugar de trabajo y empezar a organizarnos por condiciones de salud, vacunación y pelear por una salida política a la crisis que intentan descargar sobre nuestras espaldas, te invitamos a sumarte.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias