Internacional

EUROPA

Pilotos irlandeses de la low cost Ryanair votan ir a la huelga

Los pilotos de la aerolínea low cost Ryanair, con base en Irlanda, votaron este viernes a favor de convocar huelgas este verano si la empresa no acepta sus demandas el próximo lunes.

Viernes 9 de agosto | 13:11

Los trabajadores de la aerolinea low cost Ryanair, con base en Irlanda, han venido protagonizando distintas acciones el último año contra la precarización de las condiciones laborales. Este viernes volvieron al la carga al anunciar que votaron a favor de convocar huelgas este verano si la empresa no acepta sus demandas el próximo lunes, según informó la Asociación de Pilotos de Aerolíneas Irlandeses (Ialpa).

Según lalpa, el 94 % de los que participaron en esta consulta apoyó esta medida de fuerza, pues entiende que la aerolínea goza de una "buena salud económica" y puede "premiar" a sus trabajadores, además de reclamar por las condiciones de precarización en la que la low cost mantiene a sus trabajadores.

Te puede interesar: Una huelga internacional desafía la precariedad laboral de Ryanair

El sindicato Fórsa, del que forma parte Ialpa, explicó este viernes que, si no obtiene una respuesta positiva el lunes, remitirá un escrito a Ryanair la próxima semana para detallar las fechas de los paros, que deben convocarse con, al menos, siete días de antelación a la notificación oficial, de acuerdo con la legislación laboral irlandesa.

La huelgas de Ialpa, que representa a unos 180 pilotos contratados directamente por Ryanair en Irlanda, podrían coincidir con las de sus colegas británicos de Balpa, que han programado dos paros, uno de 48 horas a partir del 22 de agosto y otro de 72 horas el 2 de septiembre.

Ryanair se comprometió a finales de 2017 a reconocer, por primera vez en su historia, a los sindicatos independientes de sus trabajadores, pero la falta de avances llevó a pilotos y tripulantes de cabina a convocar paros el pasado verano, lo que provocó miles de cancelaciones y pérdidas económicas importantes para la compañía.

La presión obligó a la aerolínea a negociar durante este y el pasado año varios convenios colectivos en sus bases europeas, si bien los pilotos sigue reclamando mejoras en sus planes de pensiones, seguros, en las condiciones para la maternidad y una "estructura de salarios justa, transparente y consistente".

"Los pilotos contratados directamente por Ryanair en Irlanda están, simplemente, buscando unos niveles salariales que son normales y competitivos en el sector, en una empresa que obtuvo un más que jugoso beneficio de 1.000 millones de euros el pasado año", recordó uno de los dirigentes sindicales.

Sin embargo la empresa, que esta basada en un esquema de precarización, tercerización y una política antisindical, anunció que no solo no estaría dispuesto a dar algunos beneficios sino que la compañía está planeando recortar su plantilla en hasta 500 pilotos y 400 tripulantes de cabina.

La empresa aduce una baja de sus ganancias, desconociendo los datos que aportan los trabajadores, y el impacto que tendrá la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE), para extorsionar a los trabajadores con esta nueva amenaza.

Este esquema de negocios de empresas low cost o la llamada nueva economía de plataformas, que creció exponencialmente en los últimos años de la mano de la recomposición de trabajo precario tras la crisis de 2008, está comenzando a ser enfrentada por los trabajadores y trabajadoras.

Mientras que la propia Ryanair sufrió alrededor de un paro por mes durante el último año en sus diferentes filiales en Europa, empresas como Amazon, Deliveroo, Uber, Telepizza, entre otros, han visto el inicio de acciones de parte de sus trabajadores, en muchos casos coordinadas en distintos países de Europa, mostrando el inicio de la resistencia a las nuevas formas de precariedad, abusos laborales y fraudes fiscales.







Temas relacionados

Ryanair   /    Precarización laboral   /    Irlanda   /    Huelga   /    Europa   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO