×
×
Red Internacional

Turnos rotativos extenuantes, jornadas de hasta 12 horas, fines de semana y feriados dentro de la refinería. Shell amasa fortuna robándonos el tiempo de ocio junto a la familia. Necesitamos reducir la jornada laboral a 6 repartiendo las horas de trabajo, para acabar con el problema de la desocupación y la pobreza.

Martes 24 de agosto | 15:20

Los turnos rotativos y el ritmo de vida precario

En el libro “La disputa por la dignidad obrera”, la politóloga y docente Paula Varela plantea la cuestión del tiempo en los turnos rotativos, como: “extranjero en su casa, los turnos rotativos diluyen la frontera entre el tiempo de trabajo y el tiempo libre y operan transformando el tiempo que se está fuera de la planta industrial, en un tiempo que no es estrictamente de trabajo, pero que tampoco es libre, es un tiempo de transición de trabajo al trabajo, y el hogar es el espacio donde ocurre esa transición”.

En el caso de la refinería Shell, la amplia mayoría de sus empleados trabaja bajo el esquema de turnos rotativos, 6 días de mañana, 6 días de tarde, 6 días de noche. Innumerables estudios médicos revelan los trastornos que ocasionan los turnos rotativos en la salud física y mental de los trabajadores. El foco de la problemática reside en la alteración del ciclo circadiano, que funciona como un reloj biológico que actúa sobre el organismo. Uno de los factores más críticos es el descanso físico. Según algunos estudios, el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares en trabajadores del turno rotativo es 1,83 veces más alto que en diabéticos. Por otro lado, los trastornos del sueño conllevan un riesgo cinco veces mayor de sufrir síndrome metabólico. Los trastornos cardiovasculares más frecuentes son: enfermedades coronarias, arritmias e hipertensión arterial. También existen trastornos metabólicos que están asociados a la obesidad y el sobrepeso. Los trabajadores de turno suelen comer a disgusto y con poco apetito al estar obligados a saltear la comida principal, los alimentos suelen estar mal repartidos a lo largo de la jornada y frecuentemente tienen alto contenido calórico.

Un dato realmente alarmante es que en octubre de 2007 el Centro Internacional de Investigación sobre el Cáncer (IARC) consideró al trabajo a turnos como probablemente carcinógeno en humanos incluyéndolo en el grupo 2A, o sea el segundo en factor de riesgo. Vivir a destiempo en la actividad social, lleva a que los trabajadores pasen poco tiempo en calidad con sus familia y amistades, trabajar fines de semana, feriados, de noche, perder cumpleaños, fiestas, precarizan la actividad social llevándolo a un espiral de soledad.

Te puede interesar: Grave explosión en la refinería de Shell-Raizen en Avellaneda

Sumado a esta problemática los operadores de Shell viven constantemente expuestos a altos riesgos de trabajo. Según denuncian los trabajadores, cerca de las 19 horas del viernes 20 de agosto se produjo una fuerte explosión en un tanque de solventes mientras un operador estaba sobre el mismo realizando tareas de muestreo. Esta explosión le generó graves quemaduras al operador; sus compañeros explican que la ambulancia tardó más de 40 minutos en llegar y en el Servicio Médico no tenían ni personal ni elementos para realizarle las primeras curaciones. Lo cual abre el debate sobre la necesidad de que exista una comisión de seguridad e higiene independiente conformada por los trabajadores que haga un serio relevamiento de las condiciones de trabajo.

Super explotación para algunos, miseria y desocupación para otros

Estos ritmos de trabajo para algunos se dan mientras Shell cuenta con un plan de inversiones de 715 millones de dólares que incluye inauguraciones de nuevas plantas, tecnología que no esta puesta en reducir la jornada laboral o dar en cantidad y calidad nuevos puestos de trabajo. Todo esto contrasta con el alto índice de desocupación que llego a los 4,6 millones de personas, sumado a los altos índices inflacionarios, los bajos salarios y las condiciones de precariedad laboral, hoy el 42% de la población vive bajo la línea de pobreza. Alrededor de la refinería las barriadas populares del conurbano concentran estos problemas y muchos más, como es el caso de la falta de vivienda digna en la "Villa Inflamable" donde hay carencia de agua potable, cloacas, lleno de contaminantes, con casos alarmantes como es el de niños con plomo en la sangre.

Mientras algunos viven extenuantes jornadas con horarios que van a contramano de la salud, otros están condenados a la miseria de la precarización y la desocupación. El debate abierto sobre la reducción de la jornada laboral se ha instalado en los sindicatos y en distintos diputados. Es el Frente de izquierda Unidad quien lleva en estas elecciones el planteo como una consigna central. Fernando Luna, es trabajador de Shell, reinstalado por la lucha, licenciado de seguridad e higiene y candidato a Concejal en el distrito de Avellaneda, nos dijo "para acabar con el flagelo de dejar la vida en la fábrica proponemos la reducción de la jornada laboral a 6 horas, para repartir las horas de trabajo entre los desocupados y ocupados, sin reducción salarial y un piso igual a la canasta familias. Se trata de nuestra salud deteriorada por los turnos rotativos y de lograr que tengan ingreso millones que no llegan a fin de mes. Es necesario afectar las ganancias de las grandes empresas multinacionales que vienen juntándola en pala, fueron los únicos ganadores durante la pandemia. Este es el principal paso para avanzar en este sentido y resolver el problema de la pobreza estructural con ajuste que estamos viviendo".

Lee también: Del Caño en Avellaneda: “Vemos una situación muy difícil para las mayorías trabajadoras”

El debate sobre la reducción de la jornada laboral está abierto en los grandes sindicatos en el marco de renovación de conducción de la CGT, por su parte Andrés Rodríguez, secretario adjunto de la CGT y líder del sindicato de los trabajadores del Estado, UPCN, rechazó la propuesta. Y por si era poco, en un discurso calcado al de las patronales, señaló que por el contrario, era necesario "aumentar la producción". Palazzo de bancarios es uno de los que presentaría como proyecto la reducción de la jornada, pero da el debate se de a espaldas de las bases de los sindicatos, sin medidas de fuerza, por ende sin afectar las ganancias de los capitalista, en su caso particular los banqueros que vienen ganando fortunas récords durante la pandemia. Es por esto que la única fuerza que plantea la reducción de la jornada laboral, para dar mas puestos de trabajo, acabar con la pobreza y pasar mas tiempos con nuestras familias es el frente de Izquierda Unidad con la formula de Nicolás del Caño y Myriam Bregman.

Te puede interesar: De espalda a las mayorías: la CGT se reunió para rosquear y fijó fecha para su congreso




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias