×
×
Red Internacional

El secretario de Energía, Darío Martínez y su equipo explicaron en conferencia de prensa cómo funcionará el sistema. Una avivada: meses de espera y ahora habrá solo dos semanas para realizar el trámite. Todos los usuarios deberán inscribirse en el Registro de Acceso a los Subsidios a la Energía (RASE). La medida llega en medio de una crisis económica y social que se siente en las boletas de gas, luz y todos los servicios.

Viernes 15 de julio | 10:00

En la mañana de este viernes se realizó la conferencia de prensa encabezada por el secretario de Energía, Darío Martínez, y su equipo. Recordemos que en junio el Decreto 332 estableció tres segmentos para diferenciar la quita de subsidios y el nuevo cuadro tarifario. Como ya se conoció hace algunas semanas, estos serán los siguientes:

  • Tarifa plena: tendrán una quita total de subsidios y pagarán la totalidad de las tarifas de luz y gas. “La reducción de los subsidios será gradual hasta alcanzar la cobertura plena del costo de la energía hacia fines de 2022” especifica el DNU.
  • Nivel intermedio: el aumento de tarifas no deberían superar el 42,7% (ya que no deben superar el 80% de la variación que tuvo el Coeficiente de Variación Salarial durante el año anterior). Quedarán alcanzadas las familias que no quedan encuadradas ni en la tarifa plena ni en la social.
  • Tarifa Social: Los aumentos en este segmento no deberían ser mayor al 21,4% (ya que no deben superar el 40% de la variación que tuvo el Coeficiente de Variación Salarial el año pasado).

La Izquierda Diario reflejó en un reciente informe cómo se siente en el bolsillo y la vida cotidiana el negocio de los servicios públicos.

El tema era uno de los acuerdos realizados con el FMI, para sostener el negocio energético pero reducir parte de los subsidios que paga el Estado. En la conferencia Martínez prometió que en el 90% de los usuarios de los servicios de electricidad en el AMBA el impacto de la segmentación en las tarifas será "cero", y que para el decil de mayor capacidad económica "en una factura de Edenor o Edesur será de unos $1.200" mensuales. En principio se refirían por los aumentos ya pautados en las audiencias realizadas estos meses y en el caso de los sectores altos serían "gradual". Considerando las promesas del FDT en relación a la situación de los servicios públicos, hay miles de razones para dudar de ese pronóstico.

La segmentación comienza a llegar en las facturas de agosto, según se había anunciado, pero durante estos meses hubo incertidumbre sobre cómo funcionaría.

Para identificar a cada segmento el gobierno había anunciado la creación del Registro de Acceso a los Subsidios a la Energía (RASE). Hoy el secretario de Energía, Darío Martínez, y su equipo explicaron algunos detalles de su aplicación.

  •  La inscripción se puede hacer de forma digital, aunque se podrán sacar turnos para hacerlo de forma presencial.
  •  Lo deberán hacer todos los usuarios, inclusive jubilados y jubiladas y beneficiarios de programas sociales.
  •  La inscripción para acceder a los subsidios en las tarifas de los servicios de gas natural y energía eléctrica estará disponible durante todo el mes de julio.
  •  Será como una declaración jurada en la que se deberán detallar los ingresos.
  •  La avivada: se tardó meses en habilitar el trámite pero ahora habrá menos de dos semanas para realizarlo. Hasta el 26 se podrá hacer por número de documento, y luego habrá unos pocos días "libres".

    Desde el gobierno explicaron que al formulario “tienen que ingresar absolutamente todos los que creen que pueden recibir el subsidio, ya sea porque tiene tarifa social o porque está en la franja de ingresos medios”.

    La puesta en marcha de la inscripción para la segmentación de tarifas había sido anunciada el lunes pasado por la ministra de Economía, Silvina Batakis, en la conferencia de prensa que ofreció en el Palacio de Hacienda.

    El vicepresidente de Cammesa, Santiago Yanotti, aclaró que sólo será necesario un formulario para acceder a los dos subsidios, correspondientes a los servicios de gas natural y de energía eléctrica, y consignó que la información será cruzada con la base de datos de la que dispone el Estado nacional.

    El secretario de Energía de la Nación, Darío Martínez, afirmó hoy que "el objetivo es proteger a la mayoría de los ciudadanos".

    Sin embargo, los servicios públicos es uno de los sectores donde más se siente la crisis. Tarifas que se llevan gran parte de los ingresos familiares, empresas que brindan servicios pésimos y cobran tarifas abultadas, hasta llegar a los sectores populares que tienen accesos a las redes de gas y luz que pagan mucho más caros los servicios a través de tarjetas y garrafas.

    Recordemos que durante el macrismo hubo tarifazos de hasta el 2000%. El Frente de Todos, lejos de sus promesas de campaña, jamás revirtió esos tarifazos. Primero Martín Guzmán, y ahora la nueva ministra Silvina Batakis, anunciaron que iban a llevar adelante el pedido del Fondo Monetario Internacional (FMI), con nuevos aumentos de manera segmentada.

    La segmentación no toca un ápice el negocio de los servicios públicos. Estamos hablando de las empresas privatizadas (Metrogas, Edesur, Edenor, entre otras), que mantienen intactos sus negocios desde los años 90, beneficiadas por los subsidios pero también por tarifas para muchas familias inaccesibles. En 2021 las empresas energéticas recibieron subsidios por casi 11.000 millones de dólares.




  • Comentarios

    DEJAR COMENTARIO


    Destacados del día

    Últimas noticias