×
×
Red Internacional

Entrevista. Organizarse para visibilizar el rol de las mujeres y diversidad en la animación

Entrevistamos a Carla Gratti, animadora, ilustradora e integrante de R.A.M.A. Animadas, y parte del colectivo Unidxs por la Cultura que logró un gran triunfo en las calles. Nos cuenta su experiencia en la industria de la animación, la condiciones de trabajo y la invisibilización de sus roles como también la forma de organizarse.

Escuchá esta nota
Domingo 30 de octubre | 14:07

Entrevistamos a Carla Gratti, animadora, guionista, ilustradora entre otras disciplinas artísticas que desarrolla creativamente. Nació y estudió en la ciudad de La Plata, primero en las artes plásticas y de a poco se fue orientando en el mundo de la historia y las artes gráficas. Luego se formó más profesionalmente en el mundo de la animación con el animador y profesor Rodolfo Saenz Valiente. Influenciada en su juventud por programas como el de Caloi y su tinta, donde se podía explorar un sin fin de producciones animadas de autores más independientes, alejados de los grandes tanques de la industria del entretenimiento. Algunas de sus influencias son Michaela Pablatova; Jan Švankmajer ; Joanna Quinn; Bill Plymton, entre otros.

Carla nos cuenta que R.A.M.A. es la Red de Animadoras Mujeres y Diversidades de la Argentina, ella se incorpora en 2018 en el marco del Festival del Ventilador en Rosario. En el marco de una gran oleada de luchas de las mujeres surge la necesidad de conocerse y organizar a las mujeres que trabajan en este oficio. Surgió la necesidad de charlar sobre lo que experimentaban y les pasaba laboralmente en este medio. Hicimos un censo a nuestra manera, sin ser sociólogas. Así descubrimos que la gran mayoría de las mujeres tenían lo que se llama un “techo de cristal”, esto refiere a la precariedad en la que trabajas, o no reconocimiento del rol que podes ocupar en una producción desempeñando un trabajo igual de calificado que el de un varón pero no reconocido. Lo mismo sucede con el salario, donde los varones por la misma tarea o menos ganas más que las mujeres. Eso hoy aun está muy naturalizado aunque estamos haciendo cosas para romper ese techo.

Las mujeres también tenemos nuestras propias barreras que romper. Carla cuenta que está todo tan naturalizado que incluso se nota en las historias donde el rol de la mujer por lo general está subordinado al del “héroe”, aunque un poco eso viene cambiando pero se convierte también en moda y es algo que cuestione de fondo el rol que les dejan tener.

Carla nos cuenta que los objetivos de RAMA no es en sí sindical, sino más bien filosófico, de acompañamiento y solidaridad entre nosotrXs.

También nos cuenta Carla que interviene desde R.A.M.A. la Red de Animadores de Santa Fé, también AOBA (Animadores Organizadxs de Buens Aires) y APA (Asociación de productores de animación de Córdoba) en Unidxs por la Cultura. Desde estas organizaciones agrupadas en un frente queremos llevar por un lado el mensaje al INCAA de que la animación existe para que puede también ser parte de concursos, fomentos, subsidios, etc. Ella comenta que considera que la animación es invisibilizada en todos los genero en el arte. Plantea la necesidad de visibilizar a la animación como potencialidad de industria. Por otro lado, en medio de la lucha por mantener los fondos destinados hacia la cultura, si el senado no vota la prórroga, a nosotros lo único que nos va a quedar es contar las historias de Netflix, Amazon, Disney, Pixar, etc., o sea de las grandes plataformas y de la industria norteamericana. Carla cuenta que aún no se sabe cuántos animadorxs son, pero opina que son muchísimos, cada uno desde su casa, incluso muchos trabajando para afuera, ya que ganan más plata debido a que el trabajo local es mal pago y por supuesto también en negro.

Por último, y a pesar de que la entrevista se hizo antes del triunfo de la lucha en las calles que logró la prórroga por cincuenta años, sobre la pelea que se estuvo desarrollando para impedir que caduquen los fondos destinados a la cultura, a ella le parece crítico que desde las bibliotecas populares, el cine, el teatro, entre otros, tengan que estar esperando que un grupo de senadores se pongan las pilas para votar esa ley que impida la caducidad de los fondos, y para que el país no quede, como en la década del noventa, con un despacho que dice “cultura”.

La lucha ya lleva un año donde comenzó siendo Unidxs por el Cine a Unidxs por la Cultura. Venimos peleando e insistiendo y nos prometen cosas que nunca se cumplen. En un punto, ella plantea, es como el FMI detrás de todo esto, y un acto voluntario o involuntario de relegar todo aquello que nos hace soberanos.

Según Carla hay una crisis de plata en el Estado, pero cree que esto tiene culpables directos ya que alguno fugó la plata, otros firmaron acuerdos y firmaron, no es de pronto nos sorprendimos de que ya no había plata en el Estado.


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias