Mundo Obrero

CONUAR

Nuevos despidos en el sector nuclear

Se agudiza el desmantelamiento del sector nuclear con despidos en CONUAR del empresario multimillonario Pérez Companc

Mauricio Estrada

Trabajador de CNEA | Agrupación Marrón Clasista

Viernes 22 de febrero | 10:33

El sector nuclear argentino que ha sido pionero en la región gracias a incansables aportes de los científicos y trabajadores continua sufriendo las consecuencias de la hoja de ruta concebida por el gobierno de Macri. Es que la nueva política dio por tierra con las capacidades actuales del sector y en vez de dar un giro hacia nuevas tecnologías conteniendo a los actuales trabajadores del sector, elige comprar tecnología "llave en mano" y deshacerse de los trabajadores como si fueran objetos descartables.

Los nuevos afectados son los trabajadores de CONUAR (Combustibles Nucleares Argentinos) quienes están sufriendo despidos, se trata de una empresa mixta entre la CNEA y el empresario multimillonario Pérez Companc, quien amasó fortunas con el monopolio de los combustibles nucleares argentinos desde los años noventa. Esta historia no es nueva, hacia fines del año pasado vimos como la empresa estatal NASA despedía a cientos de empleados como resultado de la baja del acuerdo con China para construir una central nuclear de potencia con uranio natural y agua pesada, que es una tecnología que ya es aplicada en las centrales nucleares de potencia de argentina, por un nuevo tipo de central donde los combustibles son hechos con uranio enriquecido, tecnología que actualmente no se trabaja en argentina. Como resultado de esta decisión sin planificación alguna también se encuentra en una grave crisis la planta estatal de agua pesada PIAP de Neuquén, con cientos de trabajadores en vilo por la continuidad de sus puestos laborales enfrentando un probable cierre y con cientos de retiros voluntarios. También hubo despidos en Dioxitek, otra empresa estatal del sector.

Este ataque abierto a los trabajadores del sector nuclear se desarrolla en medio de una crisis energética jamás resuelta por los gobiernos de turno, ya que la raíz de la misma está en buscar el beneficio máximo de las empresas que lucran con los servicios. Si el actual servicio energético tal como esta ya se encuentra en crisis ¿Porque el macrismo da de baja un proyecto que aportaría miles de mega vatios a la red eléctrica nacional? Como se expresa en la suba indiscriminada de las tarifas a la población y el nuevo contrato con China solo se trata de maximizar las ganancias de los empresarios y no resolver la crisis.

Es en este marco que resulta aun mas necesario un programa independiente de los trabajadores de estatización de la rama energética bajo control obrero con comités de usuarios que busquen la resolución de las necesidades populares, de la misma manera poner en función de ese fin todo el conocimiento acumulado en organismos como CNEA o CONICET que están ampliamente vinculados al sector. En el pasado el kirchnerismo se vanaglorió de su plan nuclear pero nunca cambió la matriz neoliberal sobre la cual estaba sentado el sistema energético, en el caso nuclear la fragmentación en decenas de empresas, algunas estatales y otras semiprivatizadas (como CONUAR).

Este viernes 22 de Febrero a las 16:30 los trabajadores de CONUAR nucleados en la UOM convocan a un banderazo en la autopista Riccheri para reclamar contra los despidos acompañados de distintas organizaciones sindicales del sector nuclear.







Temas relacionados

Energía nuclear   /    Despidos   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO