Política

REPRESIÓN EN LEAR

Nuevas declaraciones en la causa contra el “gendarme carancho”

Ayer martes, hubo dos importantes testimonios en la causa donde se investiga el episodio conocido como el “gendarme carancho” cuando en la Autopista Panamericana el comandante López Torales de Gendarmería Nacional se arrojó sobre el auto de un manifestante solidario con los trabajadores de Lear.

Miércoles 10 de diciembre de 2014 | Edición del día

Como señalamos en la edición del 4 de diciembre, la causa penal es la N° 54342/2014 y está caratulada “López Torales Juan Alberto, Galeano Roberto Ángel, Berni Sergio Alejandro s/ privación ilegal de la libertad, vejación o apremios ilegales y daños” y en ella se investiga la responsabilidad del Secretario de Seguridad, Sergio Berni, del gendarme que se arrojó sobre el automóvil, López Torales, y del militar que Berni había puesto al mando de los operativos en Panamericana, el coronel Roberto Galeano, todos por graves delitos sucedidos el pasado 30 de agosto, que incluyen la privación ilegal de la libertad del conductor del auto Christian Romero.

Ayer declaró Alejandrina Barry, hija de desaparecidos, víctima del “Plan Cóndor” e integrante del CeProDH. Ella relató toda la actuación, que calificó de “absolutamente cómplice con los gendarmes” que tuvo el fiscal Diego Molina Pico, el primero que intervino en esta causa antes que pase a la justicia federal de San Isidro donde se encuentra instruyéndose actualmente.

Por otro lado, Alejandrina señaló que el día de esos hechos Jorge Sobrado, ex detenido desaparecido que estuvo secuestrado en Campo de la Rivera, uno de los centros clandestinos de Córdoba, tuvo que enfrentarse y echar de la movilización a Galeano que intentaba infiltrarse en la movilización del día. El dato relevante de este hecho es que este militar actuó en la dictadura también en Córdoba. “Berni logró ponerlos frente a frente” detalló consternada Alejandrina Barry a la salida del tribunal.

También dio importantes detalles sobre los métodos de infiltración de la gendarmería en estas acciones de protesta de los trabajadores de LEAR, que “seguramente derivarán en nuevas medidas de prueba”, afirmó una de las abogadas de la causa, la abogada del CeProDH y el PTS Myriam Bregman.

También declaró ayer Ernesto González, trabajador de la gráfica recuperada Chilavert, y uno de los que viajaba en el vehículo sobre el que se arrojó el comandante López Torales. “Su testimonio es muy significativo para esta causa porque González escuchó cómo el coronel Galeano cuando ordenó detener y golpear a Christian Romero”, detalló Carlos Platkwoski, también abogado de la causa.







Comentarios

DEJAR COMENTARIO