×
×
Red Internacional

El 28 de setiembre es el Día de Lucha por la Despenalización y Legalización del Aborto en América Latina y el Caribe. La iniciativa surgió, en 1990, del movimiento feminista. Mas de 30 años después, en Argentina ya es ley y nos preguntamos ¿debemos seguir movilizadas?

Andrea D'Atri@andreadatri

Martes 28 de septiembre | 08:00

La pregunta parece que se responde fácilmente: sí.

Si en general ningún derecho se conquista ahora y para siempre, la legalización del aborto mostró que tiene poderosos enemigos que no solo actuaron durante años para impedirla, sino que siguieron organizados para atacar la ley al día siguiente de su promulgación. Recursos judiciales aquí y allá y hasta las "promesas electorales" de volver atrás la ley cuando lleguen al Congreso, como lo escuchamos de boca de algunas candidatas y candidatos en las recientes elecciones PASO.

Pero los antiderechos no forman fila únicamente detrás del verborrágico Milei. Los hemos visto movilizarse contra la vida de las mujeres, esgrimir argumentos medievales en los debates parlamentarios y televisivos y, llegado el momento de definir, votar en contra o ausentarse, en todos los espacios políticos con excepción del Frente de Izquierda. Peronistas, kirchneristas, macristas, radicales y hasta "socialistas" tienen dinosaurios que impidieron la legalización en 2018 y la hicieron pender de un hilo en el 2020. En esos sectores clericales, oscurantistas y antiderechos ha sido muy activa la participación del exgobernador de Tucumán, Juan Manzur, el millonario empresario de una de las provincias más pobre del país, que hoy ocupa el cargo de jefe de gabinete.

Corbata verde, jefatura celeste

Mientras en Texas, Estados Unidos, las mujeres se movilizan contra la vuelta atrás de la legislación que permitía la interrupción voluntaria del embarazo, aquí nos quieren convencer de que el nombramiento de Manzur no pone en riesgo la legislación que conquistamos con nuestra persistente lucha. Las que leían gestos y símbolos en cada corbata verde que se ponía un funcionario de gobierno o cuando la palabra "mujeres" salía en vez de "mejores" de la boca del presidente, le restan toda importancia a semejante decisión propuesta por Cristina Kirchner y ratificada por Alberto Fernández.

Pero somos miles las que vemos un mensaje inequívoco: Juan Manzur en la jefatura de gabinete empodera al sector más rancio del PJ, de los gobernadores feudales que apoyaron todas las leyes del macrismo, del oscurantismo clerical del Opus Dei, de la casta política que accede a los cargos con un pequeño patrimonio y sale con una fortuna incalculable en inmuebles, empresas y cuentas bancarias. Junto con la ratificación del equipo económico, los nombramientos de Juan Manzur, Julián Dominguez (amigo de la Sociedad Rural y el Vaticano) y el inefable Aníbal Fernández, el gobierno está dando una señal inequívoca de que sigue y se profundiza el ajuste que, una vez más, las mujeres pagaremos por partida doble.

¿Quién le hace el juego a la derecha?

Mientras tanto, con la derrota electoral se profundizó la crisis en el gobierno y algunas referentes peronistas aprovecharon para acusar de ideologismo a los derechos que hasta ayer eran festejados como concesiones y dádivas oficialistas. Platita en el bolsillo, dicen que pidieron las urnas, los mismos que quitaron el IFE, reprimieron a familias sin vivienda y nos piden que vivamos con salarios por debajo del nivel de indigencia. Los mismos que hasta ahora, lo único que propusieron es que las familias que haya contratado irregularmente a una trabajadora de casas particulares, reciban un subsidio del Estado durante seis meses a cambio de regularizarla, como indica la ley. Insólito.

Estigmatizar a las feministas y su lucha, demonizar a la izquierda y culpar a "la gente que no entendió" es hacerle el juego a la derecha. Callarse, seguir como si no hubiera pasado nada, bajar la cabeza mientras los enemigos de las mujeres se fortalecen en el poder, también.

Las mujeres fuimos protagonistas de un gran movimiento que conquistó el derecho al aborto y que hoy es un ejemplo que toman en sus manos las mujeres de toda América Latina y el gobierno nos quiere propinar un gran revés. Más que nunca, necesitamos fortalecer nuestra organización independiente de todos los partidos que sostienen este régimen para ricos y llevan dinosaurios en sus filas y mantenernos en estado de alerta. Solo nuestra lucha y la movilización por defender los derechos conquistados podrá permitirnos ir por todos los que nos faltan.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias