Política

INCREÍBLE

No es meme: dicen que Macri es un perseguido político por el Correo Argentino

Miguel Ángel Pichetto, Germán Garavano y Pablo Tonelli, aseguraron que desde 2003 el kirchnerismo presiona a la Justicia para que intervenga la empresa que arruinó la familia Macri.

Juana Galarraga

@Juana_Galarraga

Martes 3 de marzo | 23:48

Germán Garavano (ex ministro de Justicia), Miguel Ángel Pichetto (ex candidato a vicepresidente) y Pablo Tonelli (actual diputado por Cambiemos), salieron a denunciar que el kirchnerismo persigue a la familia Macri desde 2003, presionando a la Justicia para que intervenga el Correo Argentino.

Los hombres publicaron una carta este martes, luego de que la jueza Marta Cirulli ordenara el desplazamiento total del órgano de administración de la empresa postal, hasta que concluya el proceso de salvataje.

Te puede interesar: La “venganza” de Zannini: ordenan intervenir Correo Argentino y desplazar a sus directivos

Como ya explicamos acá, en 2001 los Macri entraron en concurso preventivo de acreedores por su administración del correo. Desde entonces dicen que no pueden pagar los millones que le deben al Estado. El Grupo Macri administró Correo Argentino desde 1997 hasta 2003, enriqueciéndose a costa del servicio público privatizado y arruinándolo.

La decisión de la jueza responde favorablemente al pedido de la fiscal Boquín, que viene denunciando irregularidades dese hace tiempo. En Abril de 2019, tal como informamos acá Boquín descubiró que la empresa que dice que no tiene plata para pagarle al Estado y a los demás acreedores, estuvo pagando sumas por casi $35 millones a consultoras y estudios jurídicos, entre los que se encontraba el Estudio Tonelli. Tonelli, la familia del diputado de Cambiemos que salió a decir que Macri es un perseguido político.

Es ampliamente conocido que la familia Macri construyó su poder al amparo de los negocios del Estado. Este caso es uno más de una larga lista.

Copiones

El cuento de la persecución política al ex presidente y su familia, podría parecer un gran ejemplo de imaginación política aplicada, si no fuera porque ya hemos escuchado muchas historias parecidas.

Con el cambio de Gobierno, uno de los interrogantes con los que pataleaba la actual oposición es ¿qué pasará con las causas de corrupción K?

Cristina Fernández de Kirchner se defendió y usó el concepto de Lawfare para referirse a la persecución que dice que el gobierno anterior libró sobre ella y su familia. En seguida el debate se encendió respecto de personajes que están presos como Amado Boudou y Julio de Vido. ¿También víctimas de lawfare? ¿También presos políticos?

El debate llevó incluso a un grupo de senadoras K a presentar un proyecto de ley para restringir el uso de la prisión preventiva en casos de corrupción. Vale aclarar que el texto fue redactado de manera que incluya específicamente las causas por corrupción y excluya a la gran mayoría de personas presas sin condena, normalmente por delitos menores.

No importa cuando leas esto

El macrismo y el radicalismo saltaron como leche hervida cuando la Cámara de Diputados debatió de manera express la modificación a las jubilaciones de privilegio de jueces, fiscales y personal diplomático.

Dicen que el plan del gobierno es generar una avalancha de renuncias en el poder judicial, para ocupar las vacantes con personal que le sea afín.

Algo de realidad hay en sus palabras. Hasta ahora no ha sido una avalancha, pero antes de que se discutiera el proyecto, más de una decena de jueces federales y fiscales habían presentado su renuncia para poder jubilarse con el mayor monto posible.

El Gobierno dice que quiere "mejorar la Justicia" y terminar con los privilegios de los jueces. Sin embargo, tal como denunció Nicolás del Caño en el Congreso, lo esencial de todos ellos no se toca con el proyecto que presentó. Seguirán siendo vitalicios, sin pagar el impuesto a las ganancias, cobrando el 82 % móvil que a la gran mayoría de jubilados y jubiladas se les niega, entre otras cosas. Apenas se modificó la fórmula con la que se calcularán las jubilaciones, que seguirán siendo más de 10 veces mayores que la de cualquier jubilado.

En el discurso de apertura de sesiones en el Congreso, Fernández fue más allá y dijo que presentará un proyecto de ley para reformar la Justicia. Dice que quiere terminar con "las prebendas". Aún no se conocen grandes detalles del proyecto.

Ahora, la misma Justicia que toleró durante casi dos décadas que la familia Macri deshonrara sus deudas, decidió actuar contra el ex presidente. El Poder Judicial siempre es oficialista. No importa cuando leas esto. Los gobiernos de turno y los empresarios que hacen negocios con ellos, se sirven de los favores de esa Justicia.

Después, de un lado dicen que la Justicia es manipulada por unos. Del otro lado dicen que la Justicia es manipulada por los primeros. Mientras, los jueces dicen que no pueden cobrar menos para no perder su "independencia".

Todos defienden sus privilegios de casta.







Temas relacionados

Casta Judicial   /    Grupo Macri   /    Correo Argentino   /    Franco Macri   /    Corporación judicial   /    Mauricio Macri   /    Corrupción   /    Cristina Fernández de Kirchner   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO