×
×
Red Internacional

INSTITUTO POLITÉCNICO NACIONAL.México: Feminicidio y abuso sexual contra estudiantes del politécnico

La mañana del 11 de diciembre fue encontrado el cuerpo sin vida de Edith Gutiérrez de apenas 22 años de edad, en las calles de la delegación Iztapalapa en la Ciudad de México.

Viernes 19 de diciembre de 2014 | Edición del día

Edith era estudiante de la Escuela Superior de Comercio y Administración (ESCA) del Instituto Politécnico Nacional, y activista en el movimiento estudiantil. Su cuerpo presentaba signos de tortura y la causa de su muerte fue asfixia por estrangulamiento, según autoridades de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF).

Según declaraciones de Arely Ruiz, estudiante de la ESCA: “Edith, durante su participación en el movimiento estudiantil, hizo especial énfasis en la necesidad de que se garantizara que no habría represalias de ningún tipo hacia quienes forman parte de él”.

Antes de cerrar la última mesa de diálogo entre el director del IPN, Enrique Fernández Fassnacht y representantes de la Asamblea General Politécnica (AGP) en el auditorio Alejo Peralta, se leyó ante miles de televidentes la denuncia del asesinato de Edith Gutiérrez y se exigió el esclarecimiento del caso y castigo a los culpables.

Cerrando con la consigna “descanse en paz flaquita”, “porque el color de la sangre jamás se olvida”, estudiantes de la ESCA declararon que seguirán en paro de labores hasta que no se aclare el crimen de su compañera, el cual calificaron de feminicidio. "La ESCA Santo Tomás no va a descansar hasta que haya justicia para Edith", afirmó Arely Ruiz.

Estudiantes de la ESCA convocaron a un mitin frente a las instalaciones de la Procuraduría General de la República (PGR), el jueves 16 de diciembre a las 3 pm, para exigir justicia para Edith.

Denuncian acoso y abuso sexual

Días antes del feminicidio de Edith, durante la mesa de diálogo que fue transmitida por Canal Once, una joven denunció haber sido víctima de acoso y violación sexual por el profesor Álvaro de Jesús Cruz.

A pesar de que las autoridades solicitaron seguir con la orden del día, Elizabeth Fajardo declaró: “Disculpe, director, por venir a interrumpir. Vengo a hacer una denuncia pública y a exigirle a usted mi seguridad y mi integridad. (...) Soy estudiante del Politécnico en la ESIQIE (Escuela Superior de Ingeniería Química e Industrias). No es posible que en las instalaciones no haya seguridad. Desafortunadamente, fui parte de abuso sexual”.

Elizabeth explicó que acudió para hacer la denuncia al ministerio público (MP), con la abogada general del IPN, a derechos politécnicos, al órgano interno de control, y que en ninguna instancia encontró una respuesta favorable. Denunció también que algunos profesores la acusaron de haber provocado la agresión. “En el MP también me hicieron ese tipo de comentarios. Hasta la abogada (Adriana Campos) me preguntó que si recordaba ‘el aroma del profesor’, que por tener la mayoría de edad yo ya debo ‘pensar bien’. Pero en ningún momento yo consentí esto.”

Ante dicha denuncia, la abogada general del instituto Adriana Campos, dijo “lo que le ocurrió a la compañera es muy lamentable y no debió haber pasado, (pero) no le ocurrió dentro de la escuela. (...) Presentamos un juicio laboral contra el profesor para destituirlo y está denunciado ante el órgano interno de control; todo eso está en proceso. Esta persona (...) abusó de ella, porque los hechos así lo demuestran.”

Elizabeth explicó que aunque el abuso sexual no ocurrió en las instalaciones del IPN, sufrió el acoso y el hostigamiento: “tengo pruebas, correos donde él me hace las invitaciones (...) Decía que él es quien hace los horarios, que ninguna puta autoridad lo mueve”.

Mujeres jóvenes las más vulnerables al feminicidio

La abogada Karla Micheel Salas Rodríguez, presidenta de la Asociación Nacional de Abogados Democráticos (ANAD), cuestionó a las autoridades capitalinas sobre los casos de Anayeli Bautista Tecpa y Edith Gutiérrez, jóvenes universitarias que fueron “levantadas” y asesinadas en la Ciudad de México en menos de una semana. “Las dos estudiantes desaparecieron antes de que las asesinaran. ¿Por qué no investigaron las autoridades, sino hasta que aparecieron sus cuerpos?”

El Distrito Federal está entre los cinco primeros lugares en feminicidios en México. “Siempre ha sido un foco rojo”, explica la también abogada de la asociación Nuestras Hijas de Regreso a Casa.

La abogada, quien es parte del equipo jurídico que le ganó al Estado mexicano el caso de los feminicidios del Campo Algodonero en Ciudad Juárez ante la Corte Interamericana de los Derechos Humanos, detalla que el grupo más vulnerable dentro de las mujeres son las jóvenes de entre 15 y 30 años –rango al que pertenecen Anayeli, Edith y las jóvenes asesinadas que fueron tiradas en la vía pública-. En segundo lugar “las bebés de cero a cinco años”; y en tercer lugar, las mujeres de más de 60 años.

Los feminicidios de Anayeli Bautista Tecpa, Edith Gutiérrez y otras tantas mujeres se insertan en la espeluznante cifra de 6 mujeres asesinadas a diario en México. Y se enmarca en el contexto de una sociedad indignada por la masacre de normalistas de Ayotzinapa, e infestada por el cáncer social del feminicidio.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias