×
×
Red Internacional

Nuevamente las y los trabajadores de la salud salieron a las calles. El decreto del gobierno fue rechazo en todas las asambleas de los hospitales.

Escuchá esta nota
Jueves 1ro de diciembre de 2022 | 15:34

Con mucha fuerza y en unidad, salieron a las calles nuevamente los hospitales de la provincia. La marcha de hoy fue tan masiva como las anteriores y el mensaje que dejó fue muy claro: rechazar el decreto del gobierno provincial porque el aumento no es igual para todo el personal, porque el aumento no va al básico, porque no se contempla el pase a planta de contratados y monotributistas, entre otros cuestionamientos.

Ayer, el gobierno de Schiaretti pretendió, a través de esa herramienta, cerrar el conflicto de la salud otorgando un aumento salarial por debajo de lo que se reclama. A pesar de este intento de dividir, otorgando mayores aumentos a algunos sectores que a otros, las asambleas hospitalarias se mostraron unidas y votaron de manera generalizada el rechazo al decreto.

El decreto del gobierno, insuficiente, muestra la fuerza de esta lucha que cuenta con una gran apoyo de la población. No es un gesto bondadoso, ni una política de gobierno, sino un reconocimiento de que al salir a la calle las y los trabajadores pusieron en agenda el problema de la salud pública en la provincia y que no se los puede ningunear cómo pretendieron la semana pasada. Es la primera vez que el gobierno provincial de Schiaretti reconoce una lucha de las y los trabajadores por fuera de las direcciones sindicales tradicionales. Pero las asambleas por hospital y la gran movilización de hoy demostró que el conflicto no puede cerrarse con un decreto, sin dar lugar a los múltiples reclamos.

La marcha de hoy que partió del polo sanitario y cerró en Colon y General Paz volvió a mostrar el enorme apoyo social con el que cuentan médicos, enfermeros y todo el personal. El resto del pueblo trabajador sabe el rol que han cumplido en la pandemia y que cumplen en el día a día haciendo funcionar el sistema de salud con cada vez menos recursos.

Ese apoyo social, que se percibe marcha tras marcha, es clave para que el gobierno tenga que reconocer todos los puntos que plantea la coordinadora Salud Córdoba Unida. Los trabajadores seguirán definiendo los pasos a seguir, pero en muchos hospitales se discutió la posibilidad de una marcha de antorchas llamando a participar a toda la comunidad, lo que podría ser una movilización multitudinaria.

La unidad entre todos los trabajadores de los hospitales y la organización desde abajo está mostrando un camino a todos los sectores de de como pelear por mejorar los salarios y las condiciones de trabajo. Esto deja dentro de los grandes derrotados en este conflicto al dirigente del SEP y de la CGT José Pihen, que a pesar de sus declaraciones de ser "el único que puede firmar un acuerdo" sabe que perdió la representación en el sector de Salud. De hecho, el gobierno al sentarse a dialogar con la coordinadora, admite esa realidad. Las y los trabajadores le demostraron a Pihen y a las direcciones gremiales que no representan a sus afiliados cómo se defiende el salario. En ese marco las críticas de Monserrat, dirigente de la UEPC contra la Coordinadora Salud Unida Córdoba no llaman la atención, estos dirigentes ven con terror que las y los trabajadores se organicen y se planten por sus reclamos, por qué ahí se hace evidente el rol traidor que juegan muchas conducciones sindicales. Es necesario además de reforzar la movilización arrancarle a las conducciones sindicales un paro provincial para que además de los reclamos de la salud triunfen los reclamos de todos los trabajadores de la provincia.


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias