×
×
Red Internacional

Cultura.Luisita y Amelia: el símbolo LGBTIQ+ que revolucionó la TV Española

Este 28 de junio se conmemora el día del Orgullo, se cumplen 52 años de la revuelta de Stonewall en la que toda la comunidad de lesbianas, trans, y la diversidad sexual se organizaron levantando sus banderas ante el atropello y el hostigamiento de las fuerzas represivas en el barrio neoyorquino de Greenwich Village. Compartimos una breve reseña de la telenovela “Amar es para siempre” y la miniserie Luimelia.

Camila PaizEstudiante de Historia

Sábado 26 de junio | 13:21

Los personajes de Luisita y Amelia causaron un revuelo en varios países del mundo convirtiéndose en el ícono del orgullo más visto en la televisión española. Son personajes que representan a una pareja de lesbianas en la telenovela “Amar es para siempre”. Esta historia está ambientada en los años 70” en una España bajo el régimen de Franco. La historia homosexual es impensada en aquella época debido a la prohibición de cualquier tipo de relaciòn entre mujeres del mismo sexo, y esto hubiese sido castigado severamente.

En una parte de la novela Amelia vive una situación de hostigamiento. Su padre, oficial del ejército franquista, encierra a su hija en un manicomio donde le realizan todo tipo de atrocidades como los conocidos electroshocks.

Del mismo modo aparecen escenas donde es explícita la violencia y los crímenes de odio hacia personas de la comunidad. Es el caso de un capítulo en el que Luisita y Amelia abren una librería con “libros prohibidos” de contenido LGTBIQ+ y sobre todo de divulgación acerca de la liberación sexual. Días antes, el personaje de Amelia había recibido amenazas por haber hecho pública una entrevista en la que hablaba de cómo se veían los derechos de los homosexuales en París, ciudad de la que había regresado hace poco tiempo. La escena de violencia explícita se lleva adelante cuando Luisita recibe en la librería a un cliente un tanto extraño que ingresa al local con una actitud de sospecha, mirando todos los volúmenes a su alrededor cuando increpa a Luisita. El sospechoso llevaba un bidón de gasolina y Luisita, en el intento de arrebatarselo, cae al piso y la librería se prende fuego.

Esta es la realidad que vivió gran parte de la comunidad LGTBIQ+ bajo el franquismo. No es la misma que hoy en día debido a que el movimiento de la diversidad y el movimiento de mujeres han ganado ciertos derechos. Sin embargo, está más vigente que nunca la pelea contra la violencia institucional que ejerce el Estado y las fuerzas de coerción sobre la comunidad.

Te puede interesar: La madrugada de Stonewall

Esta pareja causó una revolución en “Amar es para siempre” por ese motivo , un productor de la cadena de televisión española decidió hacer de esta historia una miniserie (spin off) llamada “Luimelia” en el año 2020, donde ellas son las protagonistas. Esta cuenta el relato de la historia de amor de ambas mujeres pero ya no contextualizado en la España de 1970 sino en la actualidad.

En la serie ambientada en los años 70 las protagonistas tienen una esperanza en que cuando caiga Franco los derechos de la diversidad sexual sean respetados. El personaje de Luisita tiene la particularidad de ser hija de Luisa e Ignacio, dos miembros de la resistencia en la guerra civil.

En la serie actual existe una especie de “normalizaciòn” con respecto a los derechos de la diversidad sexual, se busca mostrar contenido LGTBIQ+, lo que fue aplaudido por gran parte del auditorio de televidentes, la serie tiene un matiz de tolerancia cultural y pone mucho eje en ese tema en particular . Sin embargo hay episodios en lo que se muestra cómo en actualidad siguen vulnerando los derechos de toda la comunidad.

La comunidad LGTBIQ+ en el mundo, pero en particular en Argentina, hace largos años viene dando peleas en las calles organizándose y arrancándole al régimen demandas democráticas esenciales. Un ejemplo de ello es la conquista del matrimonio igualitario sancionada en 2010 en Argentina junto a la Ley de Identidad de Gènero. Sin embargo la igualdad ante la Ley no tiene nada que ver con la igualdad ante la vida.

Los casos como el de Tehuel ,un joven trans desaparecido, no aparecen en las grandes pantallas y son ejemplos de la realidad de miles de pibes que no tienen trabajo y que hacen filas larguísimas en las agencias sin conseguir nada. La situación se agrava aún más cuando aparte de ser pobre los índices de crímenes de odio hacia la comunidad LGTBIQ+ estallan por los aires.

El jueves pasado se aprobó en el senado la Ley del cupo laboral trans, esta medida busca dar respuesta a la exclusión laboral que atraviesan las personas trans a causa de la discriminacion y el hostigamiento por parte del Estado y la Policía. La Ley es un paso gigante y elemental pero es necesaria su inmediata implementación compañada de un presupuesto de salud , de educación y vivienda que garantice las condiciones necesarias para vivir.

Desde mi lugar como feminista socialista de la clase obrera y lesbiana creo que la pelea por una sociedad igualitaria donde triunfe la lucha por la liberaciòn sexual no puede quedar solo en lo progesivo de las demandas democraticas o en mostrar o crear contenido LGTBIQ+ . No basta con que nos toleren, queremos que cambien radicalmente nuestras condiciones de vida . Sin vivienda , sin educación y sin trabajo no hay igualdad posible.

Considero esto una expresión de la fuerza que tiene el Movimiento LGTBIQ+ y que viene avanzando como una marea en los últimos años. Creo que es importante que exista contenido audiovisual que visibilice al sector LGTBIQ+. Este es un humilde aporte para conmemorar el aniversario número 52 de aquella revuelta donde nació el orgullo.

Leé también: El Frente de Izquierda Unidad convoca a movilizar a 52 años de Stonewall




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias