×
×
Red Internacional

Deuda millonaria.Las maniobras del grupo Macri para evitar la quiebra del Correo Argentino

La deuda que mantiene la empresa con el Estado podría rondar los 5.000 millones de pesos. Conocé las claves del "plan del salvataje" de la familia del expresidente que busca evitar la quiebra y estafar al Estado, una vez más.

Celeste Vazquez@celvazquez1

Martes 30 de marzo | 12:34

Los abogados del Grupo Socma -propiedad de la familia Macri y concesionaria del Correo Argentino - presentaron una propuesta engañosa de pago por la deuda millonaria que mantiene el grupo con el Estado horas antes de que comience la última audiencia en el marco del proceso judicial que investiga la quiebra.

El Grupo, experto en maniobras fraudulentas, informó de manera formal que su propuesta es el pago total “del capital verificado y/o declarado admisible más sus intereses calculados a la tasa contractual resultante de la sentencia verificatoria desde la presentación en concurso preventivo y hasta la fecha del efectivo pago” que además estarían dispuestos a pagar en“en una única cuota con vencimiento a los 30 días de adquirida firmeza la homologación del acuerdo preventivo”. Sin embargo, la propuesta no es lo que parece y esconde una trampa. Nada más ni nada menos que el monto de la deuda.

Socma pesentó, la semana pasada a través de sus abogados, un escrito en el que asegura que la deuda que mantiene con el Estado nacional es de $ 1.011 millones. Sin embargo, la Procuración del Tesoro rechazó esta valuación y desde el Estado, estiman un cálculo de la deuda mucho mayor y que podría estimarse en los $ 4.300 millones. Ahora la empresa, tiene cinco días para dar una nueva respuesta.

Los Macri además, indicaron que si el Estado no acepta esta propuesta, pedirá que sea declarado "acreedor hóstil". Si el Correo quiebra, deberá afrontar la deuda Socma.

Recordemos que cuando Mauricio Macri era presidente, en 2017, decidió que el Gobierno nacional aceptará una propuesta escandalosa de pago del grupo que consistía en la condonación de casi la totalidad de la deuda. La cifra implicaba un perdón que superaba los $ 70.000 millones. En ese momento.

Te puede interesar: CARTAS MARCADAS.Macri, el Correo Argentino y un buzón muy difícil de vender

Finalmente, la fiscal Gabriela Boquín rechazó semejante propuesta por considerarla "abusiva”.

Los incumplimientos del Grupo Macri en el Correo

En 1997, bajo la presidencia de Carlos Menem, se otorgó la concesión del Correo a un grupo formado por dos empresas pertenecientes al grupo Macri (Itron S.A., Sideco América S.A.) y el Banco Galicia, que se hizo cargo del servicio a partir del 1 de septiembre y en cuyas manos permaneció hasta el 2003, cuando fue reestatizada luego decretada la quiebra en 2001.

Podés leer también: A 20 AÑOS.Los Macri y el millonario negocio de la privatización del Correo Argentino

La concesión fue otorgada por 30 años y las condiciones eran las siguientes: los licenciatarios debían abonar más de 51 millones de pesos semestrales, invertir una suma no inferior a 25 millones de pesos anuales durante los primeros diez años y, a partir de allí y hasta la finalización del contrato, destinar el 1 % de la facturación total del ejercicio contable anterior.

Nada de esto se cumplió. En el 2000 ya no pagaron más el canon semestral.Tampoco cumplieron con la cláusula que establecía las inversiones ya que el grupo Macri consideró como inversiones, durante los dos primeros años de gestión, $ 126 millones correspondientes a las indemnizaciones de más de 10.000 empleados, maniobra que el Gobierno aceptó como válida.

Finalmente, en septiembre del 2001 se decretó la quiebra del Correo Argentino y en 2003, bajo la presidencia de Néstor Kirchner, se produjo su reestatización pero con un pequeño detalle. A pedido de Franco Macri, el Estado no le exigió el pago de la deuda que en ese momento ascendía a 900 millones dólares y le permitió, además, que los directivos de su grupo siguieran ocupando sus puestos y que empresas vinculadas a su grupo presten servicios para el Correo como empresas tercerizadas.

El Grupo Macri está acostambrado a amasar fortunas y que los distintos gobiernos de turno se lo permitan. Junto al Grupo Roggio, entre otros, inauguraron un estilo empresarial que creció exponencialmente bajo la última dictadura cívico-militar: la famosa patria contratista. La dictadura cayó, pero los negociados siguieron.

Para saber más sobre este tema podés leer: #CUADERNOSGATE.Macri y la “patria contratista”: una relación que sigue vigente




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias