×
×
Red Internacional

Universidad Nacional de las Artes. La pelea por cupos congregó a un centenar de estudiantes en el decanato

En el día de ayer, ante la masiva negativa para obtener cupo, alrededor de cien estudiantes de Visuales se hicieron presentes en la sede de Las Heras para exigir el acceso a la educación. La secretaria académica tuvo que firmar un compromiso y se votó una nueva fecha de asamblea para el CEAVI.

Mer BauerEstudiante de Escenografía en Artes Visuales, UNA

Sábado 26 de marzo | 16:20

En el día de ayer, desde el mediodía, un centenar de estudiantes del departamento de Artes Visuales de la Universidad Nacional de las Artes se hizo presente en el decanato de Las Heras para exigir una respuesta ante la paupérrima situación de las inscripciones. La presión que se ejerció logró hacer que la secretaria académica tuviera que firmar un compromiso asegurando que desde el lunes 28, quienes no hayamos tenido vacante, la tendríamos. A su vez, en base a que la regulación establece que es nuestro derecho cursar cinco materias por cuatrimestre, se comprometía tímidamente a “ver la posibilidad” de que esto se haga hecho.

Todos los años las inscripciones son una instancia que refleja la situación presupuestaria de nuestra universidad. Este año, enmarcado en un contexto de inflación galopante -que licúa los presupuestos- y de un nuevo acuerdo del gobierno con el FMI, la situación empeoró drásticamente: ya desde el PDF de la oferta horaria se evidenciaba un achicamiento de la matrícula. Pero ese no fue el único motivo de alarma: la modalidad de inscripción fue modificada. De manera inconsulta y casi sobre la fecha de inicio de clases, la gestión anunció que ahora nos inscribiríamos sin ver cuántos cupos quedan para cada comisión y que cambiaba el criterio para que el cupo nos fuera efectivamente asignado. Hicieron grandes esfuerzos para convencernos de cuán legítimo era el cambio pero aún así un halo de sospecha sobrevolaba la cuestión. Es que no es difícil sospechar una degradación en las condiciones de cursada cuando año a año van peor y cuando el contexto general es de ajuste. Ya venimos además de años de ajuste donde en medio de la pandemia no fue gratuito el internet, donde no se dio dispositivos a quienes necesitamos y las becas fueron insuficientes. Sobre esta base, con el Fondo Monetario Internacional interviniendo nuestra economía y auditando el país cada tres meses, este ajuste se profundizaría gravemente. Eso se traduce en peores condiciones para nosotres como estudiantes y como laburantes.

Te puede interesar: Salgamos a las calles contra el FMI

Nuevo acuerdo con el Fondo, nueva modalidad: la expulsión de siempre

Más allá de que la quisieron vender como algo superador y ya aplicado en la UBA, la nueva modalidad no perdía ni un poco el carácter expulsivo y meritocrático que ya solemos encontrar en el SIU. Por el contrario, lo aumentaba: después de anotarnos el día 19 de marzo nos tocaba esperar hasta el 23 para ver en el SIU Guaraní si podíamos aspirar siquiera al derecho de estar inscriptes. El criterio se orientaba no por orden de llegada sino por cuántas materias teníamos aprobadas, con qué promedio y con supuesta prioridad hacia les ingresantes. Más allá de lo cuestionable del mecanismo, un sinfín de estudiantes recibimos un “No” para nuestra solicitud. Un gran caudal de esto era explicado en el SIU con un “faltante de cupo” más que por falta de mérito. No faltó bronca ante este ataque que es ni más ni menos que una negativa al derecho básico que es el acceso a la educación. Tanto es así que el mismo 23 la secretaria académica con les tutores tuvieron que aparecer virtualmente para aplacar los ánimos. Ahí le echaron la culpa al estudiantado de la situación y no se comprometieron a hacer ni lo mínimo para solucionarla. Yendo más allá anunciaron, para les regulares nuevas inscripciones pero durante el 24 de marzo ¡El día de la Memoria! Esto aumentó la bronca y así quedó citada por la conducción del CEAVI la convocatoria para dar la pelea poniendo el cuerpo en Las Heras.

De la convocatoria fue fruto no solo este compromiso de la gestión. También surgió espontáneamente una asamblea que resolvió volver a realizar una concentración el Las Hera este lunes y fijó una nueva instancia democrática para el CEAVI con fecha para este miércoles 30, la idea de hacer regularmente -cada 15 días- asambleas para debatir y definir cómo seguir la pelea así como la propuesta de ir a una asamblea interdepartamental.

Desde Contraimagen y la Secretaría de DDHH del CEAVI nos sumamos al repudio y la exigencia a las autoridades. Llamamos a todes les estudiantes a debatir y votar un plan de lucha para que nadie quede afuera de la universidad.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias