×
×
Red Internacional

Elecciones 2021. La opositora Xiomara Castro ganaría la elección presidencial en Honduras según conteo oficial

La candidata presidencial Xiomara Castro, del opositor Partido Libertad y Refundación (Libre), sigue liderando con el 53,44 % de los votos en los resultados del Consejo Nacional Electoral (CNE), contabilizando el 38,94 % de las urnas en las elecciones generales de este domingo.

Lunes 29 de noviembre de 2021 | 00:23

Con cerca del 40 % de los votos escrutados Consejo Nacional Electoral (CNE) de Honduras, sigue dando como ganadora a Xiomara Castro de LIBRE con 53,44 % de los votos por sobre el candidato oficialista del Partido Nacional Nasry Asfura con 34,04 % de los votos.

En la elección participó un 62% del padrón electoral, unos 3,2 millones de hondureños, muy por arriba del 57,5% de la elección del 2017. El Presidente es elegido por mayoría simple, y el candidato que recibe la mayor cantidad de votos es declarado ganador.

De mantenerse el resultado, se confirmaría el boca de urna de algunas encuestadoras, como la realizada por Le Vote que da como ganadora a la candidata Xiomara Castro con un 50.5% de los votos, mientras que el oficialista Nasry Asfura quedaba con el 35.1%.

En la jornada electoral se eligieron, además del nuevo presidente, tres vicepresidentes, 298 alcaldes, 128 diputados al Congreso Nacional y 20 al Parlamento Centroamericano.

El ente electoral tiene a partir de hoy 30 días para dar a conocer los resultados finales de las votaciones y proclamar un ganador.

Las elecciones se realizaron en un ambiente cargado de gran tensión, y es la cuarta desde la consumación del golpe de Estado en 2009 contra el expresidente Manuel Zelaya realizado con la venia del imperialismo estadounidense. En las elecciones presidenciales del 2017 y tras un descarado fraude electoral se reeligió Juan Orlando Hernández (JOH), del Partido Nacional, luego de un conteo tardío que fue reconocido rápidamente por el gobierno de Donald Trump. En ese entonces una gran revuelta popular sacudió al país por el escandaloso fraude electoral que fue aplastada con una sangrienta represión que dejó como saldo más de treinta muertos.

Te puede interesar: Tensión política en elecciones en Honduras: entre el espectro del fraude y las expectativas de la oposición

Xiomara Castro, esposa del expresidente Zelaya, encabeza una alianza opositora, conformada luego de un acuerdo clave con Salvador Nasralla, del Partido Salvador de Honduras (PSH) considerado de centro-derecha, quien además de político es presentador de televisión, junto a otras importantes figuras políticas como Doris Gutiérrez del Partido Innovación y Unidad (PINU-SD) y otros partidos más.

En el pacto se le concedió a Nasralla ser primer designado presidencial y la potestad de nombrar al Presidente/a del Congreso Nacional. En el centro de esa alianza se encuentra el empresario Pedro Barquero, anterior presidente de la Cámara de Comercio e Industria del departamento (provincia) de Cortés cuya capital es la industrial San Pedro Sula.

El país ha sido gobernado por el conservador y derechista Partido Nacional, que se ha mantenido en el poder en continuas y cuestionadas elecciones por más de 12 años, manejando todo el aparato de Estado y sostenido por las Fuerzas Armadas. El presidente saliente Juan Orlando Hernández (JOH) continuó en la saga de sus predecesores siendo un gobierno altamente represivo y autoritario, que la mayoría del pueblo lo califica como una dictadura.

La represión a las protestas ha sido una constante, y desde el 2019 se han realizado reformas al Código Penal que criminalizan la toma de carreteras o espacios públicos hasta con seis años de cárcel. A esto se suma que, desde marzo de 2020, se suspendieron garantías constitucionales con la excusa de la pandemia, las cuales no han sido restituidas. Bajo la gestión de JOH han cundido los asesinatos de activistas como el emblemático caso de Berta Cáceres, la ambientalista y luchadora social asesinada en marzo de 2016, y más recientemente se han intensificado incluyendo a candidatos opositores en distinto niveles en el país.

La pobreza, violencia y opresión es lo que ha caracterizado a Honduras en todos estos años, siendo que las condiciones de miseria son brutales. Honduras fue azotada por dos huracanes devastadores en 2020. La pandemia de COVID-19 elevó el nivel de desempleo a 10,9% el año pasado, de acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y la economía se contrajo en 9%, según el Banco Mundial.

Así el país se desangra en una crisis económica y social sin precedentes, es lo que expresan las caravanas de migrantes que salen rumbo a Estados Unidos, en busca de un puesto de trabajo por la miseria en que viven en su propia tierra.
El estallido social del 2017 no solo fue por el fraude electoral sino por las calamitosas condiciones de vida. Sobre esta realidad y en base a la coalición que termine conformando será que deberá gobernar una presidencia de Xiomara Castro, ya tensionada entre los aliados internos y la lucha de calles por las condiciones heredadas.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias