LA DERECHA Y LA CORRUPCIÓN

La derecha contrapone el caso de Rosario Robles con el de Emilio Lozoya

En redes sociales, sectores de la derecha política intentaron contraponer el proceso contra Robles, argumentando trato diferenciado, pero ¿Quién es Rosario Robles y porque la defienden?

Miércoles 29 de julio | Edición del día

Tal parece que, en el debate con el gobierno de López Obrador, los defensores del llamado “PRIAN” están dispuestos a defender incluso a personajes abiertamente corruptos.

Rosario Robles, quien fue funcionaria del gobierno capitalino de Cuauhtemoc Cárdenas, cercana al actual presidente y dirigente del PRD, resultó vinculada a proceso y se le dictó prisión preventiva. Esto, por el delito de ejercicio indebido de funciones durante su titularidad en la Sedesol y Sedatu durante el sexenio de Peña Nieto, es decir por haber sido corrupta y por hacer negocios con el presupuesto público.

La llamada "La Estafa Maestra", fue una operación donde Robles participó en el desfalco de 5 mil millones de pesos del erario público, esto a través de universidades y empresas fantasma y que se realizaron entre 2013 y 2016.

Desde el año 2013, Robles, al frente de la Secretaría de Desarrollo Social, celebró contratos con, doce universidades públicas del Estado de México, Quintana Roo, Hidalgo y Sonora, mediante las cuales se habría realizado una triangulación de recursos. Un total 24 contratos fueron realizados de dicha forma.

Al preguntarle a Robles si consideraba que Peña Nieto era honesto, ella contesto que era tan honesto como ella, toda una confesión.

¿Lozoya vs Robles?

Distintos comunicadores y políticos vinculados al PRIAN salieron el día de hoy a comparar los casos entre estos dos personajes, y es que, a diferencia de Lozoya, Robles no se acató a la figura de testigo protegido. Una operación mediática orquestada que generó tendencia en twitter. Distintos analistas apuntan a que Emilio Lozoya estaría recibiendo un trato preferencial a cambio de “confiese” los entramados de corrupción que se dieron en el sexenio anterior. Esto es un hecho evidente, pero que la derecha lo pretende utilizar para proponer un “trato justo” para la corrupta Robles, funcionaria de Peña Nieto.

Arguyen que el delito por el que se juzga a Robles, no se considera grave y podría llevar el juicio en libertad; pero que el juez decidió aplicar como medida cautelar la prisión preventiva. ¡Así las cosas con la justicia burguesa! Un fraude de 5 mil millones no es grave, mientras que las cárceles están llenas de pobres que han sido detenidos por robar montos menores a mil pesos y se persigue arbitrariamente a activistas políticos y sociales.

La realidad es que la llamada “casta política” de los distintos partidos (incluidos por supuesto gente de Morena, muchos de los cuales vienen del PRD, PRI o del PAN), está llena de casos de corrupción y negocios con grandes grupos empresariales.

Esto no es una particularidad del sistema político mexicano, el propio sistema capitalista fomenta la corrupción y los negocios entre políticos del régimen y empresarios amigos. Robles y Lozoya -una en prisión preventiva y el otro gozando del beneficio de ser “colaborador”- son el rostro visible de un iceberg que permea al conjunto de los partidos que hacen grandes negocios con su participación en la política.







Temas relacionados

Emilio Lozoya Austin   /    Rosario Robles    /    Corrupción   /    PRI

Comentarios

DEJAR COMENTARIO