×
×
Red Internacional

Entre paciente y paciente, por los pasillos de los hospitales charlamos con trabajadores y trabajadoras de salud, que hace 16 meses están en la primera línea contra la pandemia. Les preguntamos que opinan del Gobierno y que les parece la propuesta de unidad de la izquierda hacia las próximas elecciones.

Natalia Aguilera Enfermera Hospital San Martín | Miembro de la Corriente de Izquierda por la Salud Pública.

Iara Hibernon SalernoMédica. Corriente de Izquierda por la Salud Pública

Miércoles 30 de junio de 2021 | 14:30

Después del desastre que dejó el macrismo, muchas eran las expectativas con el Gobierno de los Fernández, pero en este año y medio la desilusión fue creciendo. Entre las y los trabajadores de salud se repite el agotamiento de trabajar sin licencias hace meses, teniendo que correr de un trabajo a otro y aún así sigue sobrando mucho mes al final del sueldo.

A la vez, las condiciones de salud de la comunidad que se atiende en los hospitales públicos, se fue deteriorando a medida que creció el desempleo y la desocupación que ya alcanza a 2 millones de personas en todo el país. Según un informe de la Oficina de Presupuesto del Congreso, en mayo de 2021 en comparación con el mismo mes de 2020, los desembolsos totales del Ejecutivo Nacional en programas sociales retrocedieron un 42% en términos reales (es decir, después de quitar el efecto inflacionario). Este ajuste impacta directamente en la salud de las y los pacientes que se atienden en los hospitales y centros de salud.

Frente a esta realidad, charlamos con trabajadores y trabajadoras de la salud que nos contaron sus impresiones luego de dos años del Gobierno del Frente de Todos. Compartimos algunas opiniones.

Florencia, Enfermera del HIGA San Martín nos decía: "Nos dicen primera línea, esenciales, pero estamos esperando un bono que nunca llega, con un sueldo que no alcanza, trabajando en un montón de lugares, sin descanso, totalmente desgastados".

Anabella trabajadora de higiene del mismo hospital, sumaba que "estamos cansados física y emocionalmente, tenemos detrás una familia que mantener y el sueldo no nos alcanza. También necesitamos más personal y nos dicen que no hay plata, necesitamos insumos. Tengo que buscar otro trabajo y también cuidar mi hijo".

César es pediatra, y al respecto reflexionó, “este gobierno mentiroso que ya muestra su desgaste y verdaderas intenciones con las salidas en falso y sincericidios de Fernandez”.

Junior es uno de los tantos trabajadores precarizados que hay en salud, nos dijo que "el hambre y la desocupación aumenta, mientras se teje la connivencia entre los empresarios y los partidos políticos tradicionales, estamos cansado de escucharlos recitar un DNU a modo de verso de no despidos cuando al día siguiente tenemos 100 compañeros en la calle junto al silencio cómplice de las direcciones de sindicatos. Que la crisis sanitaria no quede en el discurso sino que sea a su vez en una oportunidad de hacernos entender que sin una fuerza política de izquierda y unida, todas nuestras luchas quedarán como los DNU de Alberto en versos individuales sin ser concretados en cambios reales".

Para Gabriel, radiólogo del Hospital del Dique, "el Gobierno hizo “agua” prácticamente por todos lados”.

Milena, es enfermera en Mar del Plata y asegura que "sin entender de economía, es claro que está la mitad del país abajo de la línea de pobreza pero se sigue desembolsando plata para la deuda, no es coherente. A la vez los empresarios de salud siguen sin querer discutir las paritarias del 2021 ¡y estamos en Junio! Hay una inestabilidad tal que la mayoria tenemos mas de un trabajo, o vendemos ropa o mercadería por catalogo porque el sueldo no alcanza".

Maxi, trabajador de Higiene, afirmó, "ponemos voluntad para trabajar pero no nos reconocen nada en medio de una pandemia. Nos prometieron un bono que todavía no llega, yo estoy en residuos patogénicos y son pésimas las condiciones para trabajar". Néstor, tambien trabaja en el sector de higiene de otro hospital, y reflexionó "yo voté a este Gobierno y me siento no representado, debilitado y más pobre".

También les preguntamos sobre la propuesta que lanzaron Nicolás del Caño y Myriam Bregman del PTS FIT-U, para unir a toda la izquierda clasista y socialista en las próximas elecciones y que la izquierda sea una alternativa a favor de los intereses de las y los trabajadores, contra los partidos tradicionales que vienen gobernando hace años para cumplir con el FMI.

En este sentido, se resaltó la importancia de impulsar una gran fuerza de las y los trabajadores, que les de voz en estas elecciones, para pelear cada banca y sobre todo en las calles, coordinando las luchas para que triunfen.

Gabriel sostuvo que "hoy no hay tercera fuerza, en los medios por sobre todo, el macrismo está muerto para un sector. Juntos por el cambio no existen para los trabajadores. Hoy es una buena opción y un buen momento para meterle, sin dudas tendrían que tener más apoyo la unidad de la izquierda que otras fuerzas políticas, no tengo ninguna duda. Ponerse de acuerdo y pelear todos juntos. Ellos ya tuvieron su momento. Hoy es nuestro, tener la oportunidad de decidir. Estoy de acuerdo con esto”.

Para Junior, "La unidad de la izquierda no solo es necesaria sino que debiera ser un reflejo de lo que los trabajadores en las calles venimos haciendo, luchar unidos abrazando una misma causa. Mostremos esa apertura y avancemos unidos, tiempo y espacio para las diferencias habrá, lo que no hay es tiempo para alimentar más esas diferencias cuando no se pueden ni alimentar compañeros nuestros.”

Milena nos decía, "no son tiempos para mezquindades en la izquierda, hay que tener una tercera fuerza porque somos muchos los que no nos identificamos con el peronismo ni con el macrismo"

Cesar planteó, "es necesaria la unidad de la izquierda para enfrentar la evidente connivencia del gobierno y la derecha, que tienen por objeto seguir hundiendo a los trabajadores en pos de maximizar las ganancias de su círculo, donde son todos empresarios y terratenientes".

Fernando, ginecólogo del Hospital Cestino nos dijo, "Me parece bárbaro la propuesta de unidad de la izquierda. Es importante que salga de nosotros”.

Marcos, médico del Hospital Rossi, aseguró, "está perfecto la unidad, al fin diría si se logra". Y en el mismo sentido Néstor agregó, "esta buena la propuesta para darnos fuerza a los de abajo, hay que pelearla".

Por último, Juli, enfermera del Hospital Cestino nos dijo, "estamos en una situación de precarización, que si bien lleva años, en estos momentos tan delicados deberíamos estar en un lugar privilegiado, ya que estamos en permanente contacto con la situación de pandemia. Hemos perdido compañeros, familiares, amigos, pacientes, y que nos quedemos callados en cierta forma es perdernos a nosotros mismos. Yo realmente lo creo, creo que la izquierda es la tercera fuerza política. Espero que la gente tome conciencia de que la derecha no es el camino, porque ninguno de nosotros somos tomados en cuenta".

Estas son algunas de las primeras reflexiones que nos comparten las y los trabajadores de salud, que desde los diferentes sectores sostienen el sistema sanitario. Muestran la bronca, el malestar y sobre todo una gran desilución con el Gobierno al que apostaron. Y también expectativas en que la izquierda se consolide como la tercera fuerza a nivel nacional, para contar con una alternativa fuerte de las y los trabajadores, que acompañe todas las peleas que vendrán.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias