Sociedad

LA PLATA

La Ola Naranja en el puerto de La Plata: un estreno que “surfea” en la incertidumbre

Federico Surila

Excandidato a intendente de Berisso por el FIT

Lunes 6 de abril de 2015 | 15:57

En nuestra campaña del FIT en el año 2013 denunciábamos que la mega obra portuaria de Berisso había arrasado con gran parte el humedal del monte, otra parte ya había sido desmontado por la obra del terraplén costero desoyendo a las asambleas de vecinos en defensa del monte, derribando una reserva y defensa natural ante las crecidas del río que es patrimonio de todos (aunque nadie haya sido consultado para su destrucción). Nos pronunciábamos claramente cuando decíamos que esta obra era una puesta en escena electoral (que ya había sido lanzada por la señora presidenta dos años antes) y que pocos cambios había traído hasta el momento a los puestos de trabajo de la región.

La mega obra inaugurada en diciembre pasado en la ciudad de Berisso que costó 420 millones de dólares y creó 400 puestos de trabajo (que aún no tienen garantizada su continuidad) parece no haber pasado del primer capítulo en donde con bombos y platillos el gobernador Scioli cortaba la cinta junto a los intendentes regionales y gran elenco (entre ellos nada más ni nada menos que el “Pata” Medina que movilizó 2000 trabajadores de la Uocra para la avant premiere del “Puerto Naranja” sellando una alianza estratégica con uno de los gremios más anti K de la región).

Pero como suele ocurrir muchas veces con las obras que ocupan las grandes marquesinas: prometen mucho más de lo que realmente son y uno se va del cine o del teatro con cierto sabor amargo de que le vendieron gato por liebre. El problema acá es que esto no es ni el cine ni el teatro y lo que peligra realmente es la continuidad en los puestos de trabajo de los laburantes del puerto. En sintonía con esto también es moneda corriente que los políticos patronales toman demandas del pueblo como es en este caso la reactivación del puerto (demanda sentida en Berisso desde el cierre de los frigoríficos) para desvirtuarlas y convertirlas en sus caballitos de batalla electorales, montajes para la foto o para hacer grandes negociados con sus amigos empresarios, alejados completamente de los intereses de los trabajadores y la población de conjunto.

En varios meses la terminal de contenedores solo ha tenido la visita del buque Zaen Hua 20, cuestión que calmó un poco al gobernador, pero en el horizonte de la terminal no se divisa la llegada de un nuevo barco aparentemente hasta junio. Por lo pronto el 20 % de los trabajadores se encuentra de licencia con goce de sueldo y aumentan los rumores de suspensiones y despidos, mientras que el resto continúa con “tareas de capacitación permanente” fuera de convenio y sin derechos sindicales.

La gran inauguración de diciembre que era el AS bajo la manga del gobernador y los intendentes locales, gozaba de todo el apoyo del místico “KM Cero del Peronismo”, tan solo meses después la carta ganadora empieza a desdibujarse.

El gobernador que levanta la bandera de la “gestión y la generación de empleos” en grandes actos de inauguración como aquí en Berisso junto a sus burocracias amigas y sus intendentes fieles (Secco, Slezack, Bruera) es el que le destina más del 60% de su presupuesto a la “seguridad” llenando los barrios de policías, que tiene a Alejandro “escuadrón de la muerte” Granados orquestando la represión a los jóvenes y trabajadores que luchan por sus reivindicaciones. A su vez que le niega presupuesto a la educación con escuelas que se caen a pedazos y docentes con salarios de miseria, vaciando la salud pública con los hospitales en situación de emergencia, sin insumos, con trabajadores precarizados que tienen sueldos debajo de la canasta familiar. Un gobernador que se posiciona de cara a la disputa presidencial…sin nada que envidiarle a los Massa o a los Macri.







Temas relacionados

Puerto    /    Provincia de Buenos Aires   /    La Plata, Berisso y Ensenada   /    Sociedad   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO