Política

La Matanza: el Ejército se instala en las escuelas

Fueron recibidos por el intendente Espinoza. Los docentes rechazan la militarización de los barrios. Señalan que "no los necesitamos, pues tenemos la solidaridad de los docentes, auxiliares, estudiantes y vecinos que en los peores momentos se organizan para acompañarse"

Nadia Alessandrelli

Sociologa | Docente, delegada secundaria 23 de Laferrere | @AlessNadia

Jueves 2 de abril | 22:04

Espinoza recibiendo al ejército que se instala en La Matanza

El intendente Espinoza, en acuerdo con el gobierno nacional y provincial, recibió al Ejército en La Matanza. Ya se están instalando en distintos puntos del partido y aseguran que repartirán 24 mil raciones de comida por día. Además se instalaron de dos escuelas de La Matanza, entre ellas la primaria 69 ¿Es necesario el Ejército en esta crisis o lo que buscan es más control social ante la posibilidad de estallidos sociales?

Te puede interesar: El Ejército llega a La Matanza: ¿contención o control social?

No a la militarización de los barrios

Las fuerzas de seguridad están envalentonadas con el poder que les dio el gobierno para obligar a hacer cumplir la cuarentena, y con la excusa de "cuidarnos" humillan, maltratan, golpean y disparan contra jóvenes que están en la calle porque en sus hogares viven hacinados o porque no les queda otra que salir a la calle.
Acá en Matanza conocemos bien las consecuencias del empoderamiento de las fuerzas de seguridad, no nos olvidamos del caso emblemático de Luciano Arruga, desaparecido y asesinado por la policía, como muchos otros jóvenes victimas del gatillo fácil. Tampoco nos olvidamos que la gendarmería es responsable de la muerte de Santiago Maldonado. Ayer y hoy, son las mismas fuerzas que tienen la función de reprimir.

Te puede interesar: Más de 33.000 detenidos desde el comienzo de la cuarentena: un repaso por algunos de los casos

Sobran los ejemplos de solidaridad. Sobra el ejército

No hace falta que el Ejército venga a nuestros barrios, los docentes junto a las familias venimos organizando la solidaridad siempre, y en los momentos más difíciles aún más. Miles de veces los barrios se inundan, porque año a año y gobierno tras gobierno, la no inversión en la obra pública hace que las familias de nuestros estudiantes que asisten a la escuela pública terminen perdiendo todas sus pertenencias. Somos los docentes, auxiliares, estudiantes y vecinos los que organizamos la solidaridad para con los afectados, juntando ropa, artículos de limpieza, alimentos, para que se puedan sostener. Sin ir más lejos, los establecimientos educativos funcionan como centro de evacuados, es el caso de la primaria 69. Sabemos, que esto no es una solución, que lo que deberían hacer es poner plata para que en el siglo XXI la gente tenga cloacas, agua potable, calles asfaltadas y viviendas dignas.

El ejército dentro de la Escuela Primaria 69

Las primeras entregas de alimentos que se hicieron fueron organizadas por los propios trabajadores de la educación, que hasta se tuvieron que garantizar por su cuenta las medidas de higiene necesarias para llevar adelante la entrega a las familias (guantes, barbijo, alcohol en gel). Esto demuestra que podemos cuidarnos entre nosotros, y que no hace falta que venga el Ejército. Mientras tanto, las centrales sindicales, en vez de organizar la solidaridad de los de abajo avala la presencia del Ejército en nuestras escuelas.

Te puede interesar: La Matanza: “Con estos bolsones los chicos no comen ni tres días”

Destinan millones para el control social, no es una casualidad que traigan al Ejército a estos barrios, saben que las familias viven hacinadas, que son parte de la población que trabaja de manera informal, precarizada, o que viven el “día a día”, es por donde puede estallar la bronca si se sigue agudizando la crisis económica. ¿Por qué no destinan eso millones a comida saludable para que la población esté bien alimentada y con mejores defensas para enfrentar esta pandemia? ¿Por qué no usan esa plata para equipar los hospitales? ¿Por qué no ponen un salario de cuarentena mínimo de $30.000 por persona como propone el Frente de Izquierda?

No olvidamos, no perdonamos, no nos reconciliamos

La escuela en la que se instaló el Ejército Argentino, la EP 69 se llama “Madres de Plaza de Mayo”, parece hasta una provocación. Las docentes enseñamos la historia, y parte de ella demuestra el rol de las fuerzas represivas en nuestro país y en el mundo. La dictadura militar de 1976 en Argentina, mostró la función social que tiene el Ejército, reprimir, torturar, apropiarse de los niños/as que parían las mujeres detenidas, todo con el fin de defender los intereses de los empresarios y doblegar a una generación de trabajadores/as que luchaba por un cambio social.

Escuela primaria 187

Todavía seguimos pidiendo el juicio a todos los responsables de los 30mil detenidos-desaparecidos, la apertura de los archivos, y la restitución de aquellos/as niños/as apropiados. Las fuerzas militares, que hoy las quieren pintar de humanitarias, de que vienen a “ayudar” a nuestros barrios, quieren naturalizar que estemos rodeados de uniformes, en los setenta llevaron adelante un genocidio de clase, por eso no olvidamos, no perdonamos y no nos reconciliamos, y rechazamos su presencia en los barrios.







Temas relacionados

Coronavirus   /    Fernando Espinoza   /    Ejército   /    La Matanza   /    Suteba La Matanza   /    Libertades Democráticas   /    Zona Oeste del Gran Buenos Aires   /    Educación   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO