×
×
Red Internacional

El Banco Central estadounidense anotó la cuarta suba consecutiva de la tasa de referencia en 0,75% para ubicarla en un rango entre entre 2,25% y 2,50%. Powell mantiene una política monetaria restrictiva para combatir la elevada inflación. El encarecimiento del crédito en dólares es uno de los principales efectos, una mala noticia para países con alto endeudamiento como Argentina.

Guadalupe BravoEconomista | @GuadaaBravo

Escuchá esta nota
Miércoles 27 de julio
Foto: Jerome Powell, director de la FED en la conferencia de prensa del FOMC.

Al finalizar la quinta reunión del Comité de Mercado Abierto de la FED (FOMC, por sus siglas en inglés), Powell confirmó en conferencia de prensa una nueva suba en las tasas de referencia del organismo elevándola a un rango entre 2,25% y 2,50%. La economía de Estados Unidos esta atravesada por una elevada inflación que no da tregua, en junio el IPC confirmó un 9,1 % interanual. Se trata de niveles no vistos desde 1980.

“El mercado laboral es extremadamente ajustado y la inflación es demasiado alta. En este contexto, el FOMC elevó hoy su tasa política monetaria en 0,75 puntos porcentuales” anunció el presidente de la FED. Powelltambién anticipó que para llegar al rango objetivo de inflación de 2%, continuarán los aumentos.

Te puede interesar: Se acelera la inflación en Estados Unidos, fue de 9,1 % interanual

En el comunicado de prensa el Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) señaló que "La inflación sigue siendo elevada, lo que refleja los desequilibrios de la oferta y la demanda relacionados con la pandemia, el aumento de los precios de los alimentos y la energía, y las presiones más generales sobre los precios."

“Los indicadores recientes de gasto y producción se han suavizado”, señalaban desde la Reserva Federal. El dato no es menor, el enfriamiento de la economía es una consecuencia buscada de esta política de subas de tasas para combatir la inflación. Empujando así a disminuir la inversión al encarecer el crédito. También puede caer el consumo dado que el acceso a préstamos para compras de autos o vivienda se encarece.

En consecuencia, en el primer trimestre del año el PIB estadounidense se contrajo a una tasa anual del 1,6%. Esta semana se conocerán los datos de actividad económica del segundo trimestre, algunos analistas consultados por la agencia Reuters esperan que estén por debajo del 1%.

¿Estados Unidos podría entrar en recesión? Al respecto la secretaria del Tesoro de Estados Unidos, Janet Yellen, admitió que existe una desaceleración económica. Y agregó "La recesión es una debilidad generalizada en la economía. No estamos viendo eso ahora". Sin embargo, otro dato a tener en cuenta es que se registraron subas en los pedidos de seguro de desempleo, alcanzando el mayor nivel en ocho meses.

En consecuencia, el endurecimiento de las políticas adoptadas por la Fed podría llevar a aumentos en el desempleo producto de la recesión. Un rumbo que no cuestiona el crecimiento de la desigualdad social, mientras unos pocos milmillonarios aumentaron sus ganancias millones de personas se vieron sumergidas en la pobreza extrema.

Te puede interesar: Debates sobre el nuevo sindicalismo en EE. UU. a propósito de un libro de Joe Burns

El surgimiento del fenómeno de sindicalización en Estados Unidos son un síntoma de este escenario desigual y complejo. Pelean por conquistar derechos laborales donde no los hay, enfrentando la pérdida de poder de compra del salario. Esta organización de lxs jóvenes de En Amazon, Starbucks, Apple, entre otros, muestra que darán pelea si hay nuevos ataques.

¿Qué se puede esperar en Argentina?

Estados Unidos es la primera economía del mundo, con un PBI que equivale al 25 % del total mundial, los cambios adoptados en materia monetaria tienen impacto a escala global. Ocupa el tercer lugar como destino de las exportaciones argentinas. Esta semana la ministra de Economía, Silvina Batakis, estuvo de gira en Washington mendigando mejoras en las condiciones del acuerdo con el FMI.

Encarecimiento del crédito internacional: la suba de las tasas de la FED restringe el acceso a nuevo crédito externo y aumenta el costo de la deuda en dólares. Siguen las malas noticias para Argentina que se encuentra en un programa de Facilidades Extendidas con el FMI, por la fraudulenta deuda USD 44 mil millones contraída por el macrismo.

Un dato a tener en cuenta, al otro lado del Atlántico el Banco Central Europeo (BCE) confirmaba la semana pasada una suba de tasas de interés en 50 puntos básicos. Se trata de la primera suba en 11 años. El BCE actualmente está a cargo de Christine Lagarde, ex directora del FMI y responsable de otorgar al macrismo el mayor crédito de la historia de ese organismo.

Presiones devaluatorias: otro efecto es el llamado “fly to quality”, se refuerzan los incentivos de capitales especulativos de mercados conocidos como “emergentes”. Esto implica el desarme de inversiones en pesos para dolarizarse sumando presión sobre la demanda de la divisa estadounidense. En este momento de bajas reservasy creciente incertidumbre, podría ser un factor que actúe aumentando la brecha cambiaria que ya supera el 100 %. Esto presiona sobre el ritmo de la devaluación en el país.

Inflación: la suba generalizada de precios en el país se encuentra acelerada por efecto de la crisis política y económica. Las previsiones privadas la ubicar cercana al 90 % hacia fin de año. La brecha cambiaria, la falta de confianza sobre el cumplimiento de las metas con el FMI, los anuncios de suba de tarifas de energía y transporte; son factores coyunturales que aumentan las expectativas de devaluación. Esto retroalimenta la dinámica de precios que combina también factores estructurales.

Baja del crecimiento: la suba de tasas generó una desaceleración del crecimiento en Estados Unidos. Esto presionaría en el mismo sentido al resto de los países del globo, poniendo en peligro los puestos de trabajo y los ingresos de millones de personas. Estando Argentina especialmente expuesta por los lazos de sometimiento con el FMI.

El rumbo adoptado por la FED puede empeorar la frágil situación de la economía argentina. Estados Unidos profundizará el saqueo sobre el Estado argentino y mediante las exigencias del FMI pretenderá garantizar que los costos recaigan sobre los trabajadores, los jubilados y sus familias, para evitarlo hay que romper el acuerdo y desconocer soberanamente la deuda fraudulenta.

Te puede interesar: Con el agua al cuello: se acelera la crisis




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias