×
×
Red Internacional

Durante la Asamblea abierta convocada por el PTS en el Frente de Izquierda en San Salvador de Jujuy, se formó una comisión por la tierra, la vivienda y el trabajo. Ahí desocupados, feriantes y trabajadores precarios discutieron como conquistar sus demandas.

En la calurosa tarde del sábado 12 de noviembre cientos de trabajadores y trabajadoras, jóvenes estudiantes, miembros de comunidades originarias, referentes de derechos humanos y tanto otros más se reunieron en la Sociedad Obrera en la Asamblea Abierta convocada por el PTS en el Frente de Izquierda y por Alejandro Vilca, referente nacional de la izquierda, en San Salvador de Jujuy.

Te puede interesar: Definieron medidas para terminar con la Jujuy de los poderosos y propusieron a Alejandro Vilca candidato a Gobernador

Durante la reunión, se organizaron distintas comisiones para profundizar distintas temáticas que hacen a la vida de los trabajadores, las mujeres y la juventud de la provincia. Una de ellas fue la comisión por la tierra, la vivienda y el trabajo.

Transformar la provincia, transformar el país

En una sala abarrotada, donde por un momento era difícil hablar ante la gran participación de todos los asistentes a la asamblea abierta, pronto inició el debate. La propuesta era que la comisión sea un espacio para poder debatir como conquistar el acceso a la tierra, la vivienda y a un trabajo con derechos.

Uno de los asistentes planteaba la perspectiva de que uno de los objetivos de los trabajadores debería ser formarse para poder migrar y buscar suerte en otros países como Estados Unidos por ejemplo, escéptico frente a la situación del país; un punto de vista que rápidamente encendió la discusión; uno a uno de los demás miembros de la comisión plantearon que no debíamos irnos del país, ni bajar los brazos, sino luchar por transformarlo.

En ese momento se discutió, que vivimos en una provincia y un país ricos, pero unos pocos empresarios saquean los recursos y acaparan las tierras, mientras la mayoría de trabajadores, solo les toca la precarización laboral, sueldos bajos y la imposibilidad de acceder a una pedazo de tierra para vivir.

Por eso se abría la discusión de que es necesario pelear por conquistar el acceso a la tierra, y ligado a esto, un plan de obras públicas que garantice la construcción de viviendas y ligadas a ellas hospitales, escuelas, así como la infraestructura que garantice la llegada de todos los servicios públicos. Un plan de obras públicas, que bajo administración del pueblo trabajador, genere también puestos de trabajo para miles que sufren la desocupación en la provincia.

Una propuesta tan potente, se puede lograr, si se avanza en la estatización de recursos estratégicos de la provincia como el litio, que este bajo la administración de los trabajadores, que garanticen que el beneficio de usufructuar dicho recurso quede para el pueblo trabajador, no para grandes multinacionales que no dejan nada, tal como pasa en la actualidad.

También se planteó la pelea por la reducción de la jornada laboral a seis horas, cinco días a la semana, sin reducir el salario y con un sueldo que parta de la canasta básica, repartiendo las horas disponibles entre todas las manos. Soluciones que con la organización, coordinación y lucha de los trabajadores, ocupados y desocupados, pueden resolver el problema del desempleo y la demanda de tierra y vivienda.

El debate por como conquistar las demandas

En esta comisión, hubo un gran intercambio: todos los participantes quisieron dar su punto de vista.

La pelea por un pedazo de tierra para poder vivir, pronto concentro la discusión. En distintas oportunidades, se denunció la concentración de la tierra por parte de grandes empresarios como Pedro Blaquier y especuladores inmobiliarios que impiden a la gente poder tener un lugar donde poder hacer sus viviendas.

También se mencionó el hecho de que el gobierno, en vez de intervenir a favor de las mayorías que necesitan una lugar donde vivir, defiende la concentración de la tierra y utiliza los planes de viviendas para acomodar a los propios, en vez de velar por un proceso donde los más necesitados consigan un lugar para hacer su hogar.

La necesidad de la lucha para conquistar las demandas

A medida que avanzaba el debate, quedo patente que para poder conquistar un lugar para vivir, había que enfrentar a grandes poderes, los grandes propietarios de tierra, empresarios y el gobierno.

Ante esto se planteó la necesidad de la unidad de los trabajadores, tanto ocupados como desocupados para enfrentar este régimen que pondera la especulación inmobiliaria y la concentración de la tierra por encima de la necesidad de decenas de miles.

Para avanzar en esa unidad hace falta la exigencia a las organizaciones actuales de los trabajadores, sindicatos y organizaciones sociales, deben llamar a un plan de lucha unificado para la conquista de la tierra.

Para que esta exigencia sea haga efectiva es importante que trabajadores tomen la posta e impulsen la organización de los trabajadores en sus lugares de trabajo y en el territorio de manera democrática.

Un viejo jubilado asistente planteó con firmeza; está muy bien hablar y debatir, pero los trabajadores necesitamos hechos y pasos concretos a seguir, la comisión votó seguir la organización, armar canales de coordinación y sumar a las resoluciones generales de la asamblea abierta, la denuncia contra la concentración de la tierra y la lucha por una vivienda digna para todas y todos los trabajadores que lo necesitan.

Responder los ataques de Gerardo Morales

En la puesta en común final de la asamblea, se realizó un resumen de lo discutido en cada una de las comisiones. De la comisión por la tierra, vivienda y el trabajo se sumaron a las resoluciones generales las votadas en la comisión y mencionadas arriba.

Se sumó el repudio a la política de criminalización y causas contra los dirigentes sociales procesados por el gobierno de Gerardo Morales. También una respuesta a las indignantes declaraciones del gobernador que planteaba que “no se consigue gente para trabajar el limón, ya que la gente prefiere el bono de $45.000” y que se habría perdido según él “la cultura del esfuerzo”. Odiosas declaraciones de un funcionario privilegiado que uso su posición de poder para acomodar a sus familiares en altos cargos del gobierno, y que defiende a los patrones de estancia que amasan enormes fortunas en base al sudor y la vida de los trabajadores rurales.

Manos a la obra

El gran debate fraternal entre trabajadores ocupados y desocupados, jóvenes y mujeres, que hizo gala la asamblea abierta del PTS en el Frente de Izquierda mostró que es posible una alternativa encarada por los propios trabajadores en la lucha por transformar su realidad y conquistar sus numerosas demandas en el marco de una crisis social y económica cada día más aguda, provocada por los grandes empresarios, nacionales e internacionales, el FMI y las coaliciones políticas como el Frente de Todos y Juntos por el Cambio, que gobiernan para sus intereses.

Otra salida es posible, es hora que los y las trabajadoras tomen el control en sus manos.


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias

Jujuy-Queremos-pelear-por-transformar-la-provincia-y-conquistar-un-lugar-para-vivir