Mundo Obrero

Hospital Garrahan: ante el PRO o el kirchnerismo, seguimos defendiendo la salud pública

El Dr. Oscar Trotta fue relevado de su cargo del Consejo de Administración. Actualmente la presidencia la encabeza el Dr. Carlos Kambourian y se suma el consejero Roberto Debbag . A pesar de la diferencia de su signo político, son las dos caras de la misma moneda: la de privatización y recorte presupuestario de la salud pública.

Bárbara Acevedo

Enfermera | Hospital Garrahan @acevedo_bar

Roxana García Sanz

Enfermera de Neonatología | Delegada de la Junta Interna de ATE | Agrupación Marrón Clasista

Miércoles 10 de mayo de 2017 | 08:49

El pasado 3 de mayo, el ministro de Salud de la Nación, Dr. Jorge Lemus, presidió el acto de toma de funciones del nuevo presidente del Consejo de Administración del Hospital Garrahan. Este nombramiento al Dr. Carlos Alberto Kambourian se enmarca en la reforma del convenio de financiamiento por el que La Nación asume el 80% del presupuesto hospitalario y La Ciudad Autónoma de Buenos Aires sólo el 20% restante, mientras que en el pasado aportaban partes iguales.

Estos cambios de autoridades no implican una mejora en la calidad de la salud pública, mucho menos de las condiciones de trabajo; sino que exhiben la profundización de la crisis que venimos denunciando desde hace años: recortes presupuestarios, vaciamiento, precarización y persecución laboral.

¿Quiénes son los cómplices en el hospital de este negociado?

Hasta ser relevado de su cargo como miembro del Consejo de Administración, el Dr. Oscar Trotta, recaudaba un sueldo mayor a $140.000, mientras que nunca quiso dialogar sobre los $14.000 de salario que cobran las enfermeras de reciente ingreso.
Asimismo, mantuvo los contratos con las empresas tercerizadas, garantizando transacciones millonarias, pero a los empleados les pagan sueldos miserables de apenas $6.000.

Acompañado de los otros 4 miembros del Consejo, dio continuidad al perverso sistema de medicina laboral y de las aseguradoras de riesgo de trabajo. Dicho sistema surgido en los años ´90, sólo ha sido funcional a las patronales; teniendo que lamentar por negligencia y como expresión más salvaje de deshumanización, la muerte de Cecilia Ferreyra, enfermera franquera de terapia intensiva.

Fue partícipe necesario y responsable de la persecución sindical a Elizabeth Ríos, que culminó con su despido. Enfermera que debió ser reincorporada luego de una ardua lucha sin descanso que promovió ATE.

Fue candidato a diputado por el FPV cuando se aliaron con el PRO y el Frente Renovador, en agosto de 2015, para votar en la legislatura de La Ciudad de Buenos Aires, un recorte presupuestario para el hospital.

Posó junto a UPCN, sindicato patronal que persigue a los trabajadores combativos y apoya las paritarias hambreadoras, para después denunciar con total descaro los recortes que su propio partido votó.

Fue partícipe necesario y responsable del cierre de la salita de 3 años del jardín maternal, a pesar de las múltiples campañas gestionadas por ATE en contra de esta medida.

El actualmente nombrado presidente del Consejo de Administración, Dr. Carlos Alberto Kambourian, expresó al asumir su cargo que “el objetivo es continuar con el buen trabajo que se estuvo haciendo y mejorarlo a través de la innovación. Modernizar el hospital, abrirlo y que la gente conozca más el trabajo impecable que se hace con los chicos no sólo de la Capital, sino de todo el país”.

Desempeñó funciones como secretario de Salud de Pilar y como director del Hospital Pediátrico de Malvinas Argentinas. Su historial, semejante al de su antecesor, delata experiencias en privatizar la salud pública o arancelar el servicio, como lo hizo en Malvinas Argentinas y el Hospital Público de Odontología de Pilar. Al ser denunciado por varios concejales se defendió, como buen privatista, asegurando que “si la Salud puede generar recursos para crecer, en Pilar sin duda que lo va a hacer”. A ello se sumaron denuncias por falta de insumos en los nosocomios y en salas de primeros auxilios.

Se integra al nuevo Consejo de Administración, el Dr. Roberto Debbag. Fue director médico Regional para América Latina de la empresa farmacéutica multinacional Sanofi Pasteur, un médico con experiencia al servicio de las multinacionales. En 2014 ingresó a la Institución como Coordinador de Relaciones Institucionales. En ese período intentó suspender los servicios del Programa de Telemedicina Pediátrica, desarrollado a través de la conexión por el satélite nacional Arsat 1 y reemplazarlo por la empresa Francesa Thales.

Es importante destacar que a los dos miembros, anteriormente nombrados que se incorporan al Consejo de administración, se suman la Dra. Graciela Reybaud (ex secretaria de salud de la Ciudad de Buenos Aires), el Dr. Roberto González y el Dr. Oscar Pérez, que ya pertenecían al mismo.

Para nosotros, los trabajadores del hospital, que el Consejo de la administración sea antiobrero, ajustador, precarizador y atente contra la salud pública, nuestros derechos, los de los pacientes y sus familias, no reviste novedad alguna. Hace tiempo que venimos dando pelea contra los que hoy cínicamente, se llenan la boca desde una retórica poética que nada tiene que ver con quienes son, con el único fin de lavarse la cara para poder postularse otra vez.

Es por ello que aquí continuamos de pie, con la frente en alto, luchando por una salud verdaderamente pública y de calidad, por salarios y condiciones dignas. Reafirmando una vez más que nuestras vidas valen más que sus ganancias.







Temas relacionados

Hospital Garrahan   /    Ciudad de Buenos Aires   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO