LEY DE HUMEDALES YA

Fuego en las islas del Paraná: el relato de los voluntarios que ponen el cuerpo para combatirlo

Desde La Izquierda Diario dialogamos con Silvina Diciembre, integrante del Movimiento Regional en Defensa de los Humedales (MoReDeHu) del cordón industrial, quien nos contó sobre el trabajo de las y los voluntarios que pasaron este fin de semana combatiendo contra el fuego en las islas.

Miércoles 21 de octubre | 21:57

Este fin de semana, las Islas Pelé, frente a las localidades de Puerto General San Martín y San Lorenzo, fueron fuertemente azotadas por las quemas que se vienen llevando a cabo en todas las islas del sur del río Paraná. En el marco de las movilizaciones por esta problemática, vecinos y organizaciones ambientalistas como Brigada Punta de Flecha y MoReDeHu se alistaron en dotaciones de voluntarios para combatir el fuego.

Te puede interesar: San Lorenzo: movilización contra las quemas en el delta del Paraná
Mirá también: Contra las quemas en el Delta del Paraná: corte total de Avenida Pellegrini en Rosario

Silvina Diciembre, voluntaria e integrante del Movimiento Regional en Defensa de los Humedales, nos contó que comenzaron a cruzar el jueves y que "creímos que se había podido contener el fuego, pero no fue así. Ese fue el único día que recibimos algún tipo de asistencia del estado, si se lo puede llamar así, que envió a solo 5 brigadistas. Además contamos con la ayuda del helicóptero de la Cooperativa Portuaria de Puerto San Martín".

En relación al viernes, expresó que tuvieron que acudir nuevamente ya que "peligraban los ranchos de las personas que habitan allí. Tuvimos la colaboración de algunos integrantes de la Multisectorial por los Humedales de Rosario que nos asistieron con herramientas y capacitación ya que no todos nosotros contamos con formación en manejo del fuego. Pudimos salvar los ranchos pero nos fuimos sabiendo que al día siguiente íbamos a tener que regresar".

Tal como nos explicó, por cuestiones climáticas, del viento, el sábado finalmente no tuvieron que regresar porque si bien estaba encendido el fuego, no estaba en la zona de los ranchos.

El domingo por la mañana los notificaron que estaba controlado, pero a la tarde recibieron un alerta de que necesitaban que sí o sí que vayan voluntarios. "Ese día tampoco contamos con ayuda de ningún estamento del Estado. Solo la comisaría primera de la zona de las islas de Entre Ríos envió tres policías a labrar un acta de visita", declaró.

"Nos encontramos con dos viviendas que estaban en peligro. Una es de Emilio, un señor de 73 años que vive desde los 5 ahí, y su compañera Sandra. Perdieron la zona del rancho donde guardaban sus alimentos, sus animales, su huerta y lo único que pudimos salvar es el espacio donde habitan. Intentamos tirar un árbol que estaba prendido fuego e iba a caer sobre su rancho pero de todos modos cayó en una parte. Toda la zona aledaña está quemada completamente".

Refiriéndose al dueño de esa vivienda, nos mencionó que "él nos decía que nunca, jamás había visto algo así y que sabía que iba a pasar porque era la única isla que quedaba sin quemarse. Mi apreciación es que estaba en shock, que no podía comprender lo que estaba pasando. Estaban muy agradecidos con nuestra colaboración ya que fue la única ayuda que recibieron. Su pronóstico es que recuperar lo perdido va a llevar muchísimos años y su idea es quedarse ahí a reconstruir lo que puedan".

Ver esta publicación en Instagram

Hoy nuevamente ardieron las islas frente al cordón industrial y les voluntaries del Movimiento Regional en Defensa de los Humedales del Cordon Industrial @mo.re.de.hu volvimos a cruzar para intentar sofocar las llamas que llegaron hasta los ranchos de las familias isleras. La devastación fue total, no quedo nada. Les voluntaries salieron a combatir el fuego en la zona frente a la desembocadura del arroyo San Lorenzo convocados de emergencia por gente que ya estaba en la isla. Prácticamente de noche, se dejó todo, como el viernes trabajando junto a los compañeros de la @brigadapuntadeflecha , pero esta vez no se pudo salvar nada. Las familias de la zona perdieron absolutamente todo después de horas de pelear contra el fuego. Nuevamente la ausencia total del estado. Nuevamente la desidia frente al ecocidio y frente a las vidas en peligro. Está situación es insostenible. Exigimos la presencia del estado de manera inmediata. Necesitamos más brigadistas, mejor equipados, tareas de prevención, de control de focos pequeños. La tragedia ambiental es incalculable, el daño a la salud también. Ahora lxs isleñxs pierden sus viviendas. ¿Qué más quieren? ¿Qué más esperan para actuar? El estado ausente, es un estado responsable, complice y ecocida. Movimiento Regional en Defensa de los Humedales del Cordon Industrial.

Una publicación compartida por MovReg en Defensa de Humedales (@mo.re.de.hu) el

Y continuó: "Cuando nos estábamos volviendo, la casa de al lado tenía el fuego encima. Hicimos todo lo posible pero sabíamos que se iba a prender fuego. Mojamos el rancho, sacamos todas las pertenencias a la arena, quedó todo afuera. La imagen cuando nos fuimos fue desoladora. No nos queríamos ir pero ya no podíamos hacer nada por ese lugar porque era de noche. La familia de 5 personas que habitaba ese lugar no quería que nos vayamos. Cuando nos retirábamos veíamos desde la lancha el rancho en el medio de un infierno de fuego alrededor. Fue escalofriante. Gracias a los esfuerzos que se hicieron solo se perdió una parte de ese rancho, y esas personas se cruzaron a Puerto San Martín y están recibiendo asistencia de su propia familia".

Sobre el trabajo de las organizaciones, dijo que "en todo el fin de semana habremos cruzado más de 40 voluntarios. Desde MoReDeHu y la Brigada Punta de Flecha estuvimos acercando mercadería y donaciones para Emilio y Sandra, y ahora el plan es ver cómo reconstruir esas viviendas, cómo poder generar los medios y los recursos para poder devolverles algo de lo que perdieron".

Para finalizar, sentenció que "el reclamo que hacemos es que si en un día pudimos juntar más de 40 personas sin medios ni recursos, junto con toda la comunidad que se hizo eco de la situación, todo el aparato del Estado debería poder recaudar mucho más que 5 brigadistas que trabajan una semana y luego cambian por otros 5".

Al referirse a esta problemática, Verónica Carrizo, referente del PTS-FIT advirtió: "Esto es lo que les sucede a muchísimas familias en el delta del Paraná. Los gobiernos, lejos de tomar parte por ellas y brindar soluciones, negocian el acuerdo porcino con China que significa mayor depredación ambiental, la devastación de los humedales y más enfermedades para la población".







Temas relacionados

Ley de humedales    /    Islas Delta Paraná   /    Humedales   /    Santa Fe

Comentarios

DEJAR COMENTARIO