Política

DECLARACIONES

Fernando Iglesias intentó defenderse: "No somos la Alianza"

Lo dijo ayer el diputado macrista mientras se discutía la contrarreforma y afuera del recinto miles protagonizaban un Cacerolazo contra el gobierno.

Martes 19 de diciembre de 2017 | 12:57

Después de horas de represión durante la tarde y mientras se volvía a repetir la represión a quienes se volvían a manifestar por la madrugada, Fernando Iglesias, en su alocución en el Congreso, se despachaba contra los manifestantes y repetía que “no van a poder”, “no somos la Alianza”.

Resumen de una jornada agitada

Mientras se votaba la reforma previsional con los votos de parte dell peronismo, afuera una gran movilización se manifestaba en contra del robo a los jubilados y la Policía reprimía de forma brutal dejando un saldo de tres personas que perdieron un ojo, decenas de detenidos y cientos de heridos.

Después de horas de manifestaciones en la Plaza Congreso y los alrededores, por la noche, nuevamente, miles salieron a la calle con sus cacerolas. En muchas esquinas se podía escuchar “unidad de los trabajadores y al que no le gusta se jode”.

A las decenas de miles de personas que ayer lucharon contra la reforma, que además expresan la voluntad de millones, los unió una cosa: el robo a los jubilados.

Te recomendamos: Reforma previsional: lunes de furia, ajuste y represión

Postales

Como hace 16 años los empresarios, a través de sus representantes políticos, vuelven a cortar por lo más fino atacando a los más desprotegidos, los jubilados y los que cobran la AUH.

Como hace 16 años las “fuerzas del orden” vuelven a mostrar qué intereses defienden, reprimiendo en el Congreso a la tarde y nuevamente a la madrugada. 19 de diciembre vuelve a ser sinónimo de violencia institucional al servicio del robo a la clase trabajadora por un lado y resistencia por el otro.

Esta postal, representada en la movilización al Congreso y los caceroleos por la noche , en el distrito federal donde el macrismo ganó cómodamente, es una postal que quedó fija en la memoria colectiva de los trabajadores argentinos. Pero también quedó fijada en la memoria colectiva de las patronales y sus partidos. Esa postal, hace 16 años, terminó con una crisis política de magnitudes que se llevó puesta a toda la casta política, representada en el helicóptero en ascenso que se llevaba a De la Rua.

El grito desesperado de Fernando Iglesias dejando en claro que ellos “no son la Alianza” y que esto “no es el 2001”, expresa ese miedo oficial ante el descontento de millones.

Los mismos intereses, los mismos discursos

A su vez el diputado Iglesias, se refirió despectivamente a quienes se oponían a la votación como "el club del helicóptero trosko-kirchnerista-reciclador", por su parte Elisa Carrió fue más concreta y acusó un aburdo "golpe de estado".

Estas declaraciones se suman a la pluma oficialista de Joaquìn Morales Solá que durante todo el fin de semana, preparó un discurso de guerra para justificar la represión del Lunes, acusando a quienes se movilizarían en el día de ayer de "destituyentes".

De conjunto, configura desde el mismo gobierno, un nuevo discurso (ya ensayado a a partir del asesinato de Santiago Maldonado y Rafael Nahuel) para justificar el giro represivo del gobierno. Un giro, que parece que se va a profundizar, para seguir atacando a los trabajadores que se defiendan de los ataques del gobierno, a pedido de los empresarios.

Te recomendamos también: Reforma previsional: un “triunfo” pírrico en medio de una crisis política







Temas relacionados

Fernando Iglesias   /    Reforma previsional    /    19 y 20 de diciembre 2001   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO