Política

Felicitas Beccar Varela: “Los pobres que ya son pobres se resignan y se acostumbran”

Son tendencia en redes las declaraciones de la senadora macrista, que expresó, una vez más, su rechazo a cuidar la vida de quienes se encuentran en situación de encierro, desprecio hacia los pobres y miedo a que se toquen las ganancias capitalistas.

Liliana Vera Ibáñez

Delegada Suteba La Matanza | @liluzlisam

Martes 28 de abril | 14:16

Felicitas Beccar Varela, que se hizo más conocida hoy al salir en los medios mostrando la cara más intolerante de quienes defienden a ultranza la riqueza del “capital” incluso por sobre la vida de los sectores que hoy se encuentran en riesgo debido al hacinamiento en unidades carcelarias inhabitables.

Esta funcionaria, senadora bonaerense y representante de la cuarta sección electoral, denunció que el Poder Ejecutivo utiliza la pandemia de coronavirus como “excusa para fundir a la Argentina, para luego estatizar empresas”. Y agregó la frase que la llevó a la escena de las redes sociales: “Los pobres que ya son pobres se resignan y se acostumbran”.

Las recientes protestas en unidades carcelarias, debido a las condiciones sanitarias y casos confirmados de Covid -19 dentro de las mismas, fueron el fantasma que llevó a Varela a hacer estas declaraciones mediante audio de WhatsApp. En las mismas dice que: “Los presos liberados son futuras patrullas que amenazan jueces y que los largan para tomar tu capital” y continúa “Te van amenazando, no es joda”.

Antecedentes

La legisladora dice que con este plan del Poder Ejecutivo “la gente se va a empobrecer y de lo único que va a poder vivir es de la asistencia del Estado”.

Pero su historial es largo. En 2017, Varela, trascendió por una polémica declaración sobre el caso de Santiago Maldonado. “La pregunta sobre Maldonado ya parece una réplica burda de Dónde está Wally”, comparó.

Podés leer:El Covid-19 llegó a las cárceles y el Gobierno parece un mero espectador

Las cárceles hoy

Recordemos que se refiere a las recientes protestas en distintos centros de detención. Quienes se encuentran allí alzaban banderas que decían: “no queremos morir en la cárcel". Y esa consigna no es ninguna exageración. Familiares de los presos también denuncian que el hacinamiento hace de un foco de contagio ese lugar, en el que donde deberían estar cien personas hay doscientas o más.

Además denuncian que los alimentos prácticamente no les llegan y cuando los reciben son de pésima calidad y que ni siquiera cuentan con elementos de higiene.
En su inmensa mayoría pobres y presas por delitos menores contra la propiedad, privados de la libertad, se encuentran en total despojo de todo derecho.

Las respuestas a las declaraciones de Varela no se hicieron esperar. El diputado nacional Nicolás del Caño también le salió al cruce: “ No le tocan ni un centavo a los bancos, ni a las patronales del campo ni a los grandes empresarios que el estado subsidia mientras despiden y rebajan salarios”. La pregunta es dónde ve ella el fantasma del comunismo en el gobierno de Fernández.







Temas relacionados

Pandemia   /    Coronavirus   /    Juntos por el Cambio   /    Pehuajó   /    Cárceles   /    Ciudad de Buenos Aires

Comentarios

DEJAR COMENTARIO