×
×
Red Internacional

NiUnaMenos. Familia de Marlene y de las víctimas de femicidio marcharon en Jujuy

Los familiares de Iara Rueda, Evelin Marlene Farfán y de otras víctimas de femicidios marcharon al Concejo de la Mujer y a Casa de Gobierno el pasado martes 15 de Noviembre, en reclamo de esclarecimiento de los casos y justicia.

Jueves 17 de noviembre | 19:13

Las familias, madres y padres del dolor, se unieron en una marcha en la ciudad capital para reclamar al Estado y sus funcionarios como responsables, tanto al momento de la búsqueda con vida, como en sus posteriores reclamos por justicia. La marcha reiterada de los familiares de las distintas victimas como la madre de Iara Rueda, esta vez tuvo el acompañamiento de los parientes y padre de Marlene Evelin Farfán dirigiéndose a la casa de gobierno y al Consejo de la Mujer.

Recordemos que tras el femicidio de Iara Rueda en el 2020 y en el marco de 5 femicidios ocurridos en los meses de septiembre y octubre de ese mismo año, la familia organizó una gran marcha en Palpalá a la que la policía de Gerardo Morales respondió con represión. Más recientemente en el marco de la lucha que lleva adelante su familia por el esclarecimiento del caso la policía del gobierno amparada por el código contravencional amenazo con contravenciones a la madre de la joven.

En el caso de Marlene Evelin Farfán su familia denunció la desaparición de la joven, pero ningún mecanismo de búsqueda se activó hasta que la propia familia junto a jóvenes y trabajadores del pueblo de Chalicán en la localidad de Ledesma y alrededores, cortaron la ruta 34 exigiendo acciones y medidas, solo así se activo la búsqueda de la joven. Demostrando que la acción organizada de la comunidad solidaria movilizo la búsqueda de las jóvenes y la acción tomada por los mismos trabajadores de la finca de Chalican en parar y cortar las vías para exigirles al Estado responda a la urgencia de la pronta búsqueda de las víctimas.

En testimonios de la familia de Evelyn dejaron expresado que ni la comisaria, ni la funcionaria de ese momento Alejandra Martínez, respondieron a la urgencia de esos momentos claves para acelerar la búsqueda con vida de la joven.

Sin embargo, la respuesta siempre reiterada del gobierno de Morales ante estos casos fue la persecución a través del código contravencional, amenazando y reprimiendo mediante su aparato policial. Y a nivel político además del gobierno, sus socios del PJ responden desfinanciando toda política que sirva para enfrentar y prevenir las situaciones de violencia machista.

Tal es así que la Ley Iara promulgada en 2020 gracias a una conquista de las mujeres y las familias que se organizaron en las calles, se la mantuvo sin recursos económicos y voluntad política por parte de ningún funcionario del gobierno en garantizar las medidas que se redactaron en papel. Menos aun cuando bajo los presupuestos de ajustes que ambas fuerzas votan se desfinancia toda medida necesaria que ayudaría a enfrentar y sobre todo preservar las vidas de las mujeres que atraviesan actualmente situaciones de violencia, tampoco existe así ningún plan general serio de prevención.

El Estado es responsable

Tanto el gobierno provincial bajo Morales y el nacional del Frente de Todos aplican ajustes sobre la población trabajadora para complacer al FMI. De esto se desprende que luego cada presupuesto provincial pierda frente a la inflación, y que en ello pierdan las partidas y medidas que resulten necesarias para la prevención de la violencia hacia las mujeres de familias trabajadoras, como refugios transitorios acordes a la necesidad en cada localidad, el acceso al derecho de una vivienda para mujeres que no tienen lugar donde vivir y el trabajo genuino con licencias pagas.

Ninguna de estas medidas preventivas se aplica con rigor en la provincia. Donde la realidad es contraria a las mujeres en Jujuy existe la mayor precariedad laboral y de vida, ninguna seriedad en manejo de prevención, información ni asistencia urgente. El resultado es una provincia con la mayor tasa de femicidios en el país y donde el Estado es el responsable.

Por si fuera poco, a esta situación insostenible para las mujeres, durante el presente año 2022 la cifra de 6 femicidios hace necesario se piense en la emergencia de luchar desde abajo por una plan integral contra la violencia hacia las mujeres y para ello enfrentar también la reforma constitucional que promueve Gerardo Morales y sus socios del PJ que buscan darle mayor rango persecutorio y la criminalización de toda protesta y los cortes de ruta.

Son protestas como las de las familias de las victimas las que buscan prohibir, imponiendo contravenciones a quienes salen a pelear contra la impunidad, como aplicaron sobre el caso de Mónica Cunchilla madre de Iara Rueda; pero también a quienes salen a pelear contra el hambre, en defensa de salarios, entre otros derechos; donde muchas veces son las mujeres las que se encuentran en la primera línea.

NiUnaMenos. Se hace necesaria la pelea por un plan integral de prevención contra los femicidios

Hace tres años alrededor de la fuerza del movimiento y la marea Verde demostró que la fuerza de las mujeres trabajadoras y jóvenes conquisto un derecho para miles en el país, el acceso al derecho al aborto legal, seguro y gratuito.

Hoy la violencia por parte de los gobiernos que responden amedrentando y reprimiendo los reclamos en las calles cada vez que una mujer desaparece, y con el ejemplo de Chalican y Palpalá en Jujuy donde la comunidad y los trabajadores se ponen al frente para exigir las medidas prontas ante los casos de emergencia, muestra que también se hace necesario pelear por medidas como un plan de prevención integral contra la violencia hacia las mujeres en toda la provincia. Para que a ninguna mujer atraviese situaciones de violencia machista es necesario acabar con la precariedad de vida y laboral a la que nos someten los gobiernos y sus ajustes cotidianos.

La pelea por prevenir los femicidios de las mujeres de la clase trabajadora se hace emergente y urgente ligada también a que se pelee por las posibilidades para todas las mujeres de acceder a un refugio provisorio ante situaciones de violencia, el derecho a tener una vivienda para vivir con sus hijes, pelear por trabajos genuinos y con derechos.

Toda esta pelea en unidad junto a la clase trabajadora y el movimiento de las mujeres se hace necesaria darla en cada lugar de trabajo y en la perspectiva de una mayor coordinación junto a las demandas del pueblo trabajador, en asambleas libres como las que se impulsan desde el PTS frente de izquierda en todo el país.


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias