×
×
Red Internacional

Universidad.FADU UBA: Acceder a la beca progresar, más difícil que nunca.

Mientras miles se quedan afuera de la universidad por falta de internet y conectividad, en plena corona-crisis se cuentan por miles las solicitudes rechazadas y pendientes para la beca progresar. En los grupos de FADU les estudiantes están hablando del tema.

Mariana AbrilEstudiante de FADU-UBA

Domingo 16 de mayo | 22:10

“Che, ¿vieron que hubo un rechazo masivo de las Becas Progresar estos últimos días? Yo lo estuve recibiendo estos años y todavía mi solicitud sigue estando pendiente”. Lucia, estudiante de arquitectura de la agrupación ContraImagen, hizo la pregunta en un grupo de la materia Construcciones 2, piensa que no es la única que espera un ingreso extra que alivie, aunque sea parcialmente, el largo camino a fin de mes para su sueldo de trabajadora informal.

“A mi todos los años me dejan pendiente banda de tiempo, después me rechazan por alguna gilada y cuando hago el reclamo me la terminan dando 4 meses después”, la respuesta de su compañere le confirma que no está sola.

Priscila de la carrera Diseño de Imagen y Sonido (DIyS) lo dice claramente: “Mi experiencia con el plan de becas de nivel educativo superior de Progresar no ha sido buena. Hasta el día de la fecha (Mayo del 2021) nunca he recibido noticias de mis postulaciones en 3 o 4 años, siendo que anteriormente cumplía con los requisitos para la beca, y con la única economía que había en casa, que era la del sueldo mínimo de mi vieja.”

Hacer una carrera universitaria resultaba costoso para la gran mayoría aún antes de la pandemia. Hoy esa situación se agrava por la crisis económica y sanitaria. Para les jóvenes de hasta 29 años la desocupación llega al 29%.

“Mi trabajo no alcanzaba para mantener los gastos de materiales que requerían ciertas materias, el viaje de zona oeste a ciudad universitaria todos los días, y comida en los años pre-pandemia (...) la pandemia trajo en mi contexto la falta de trabajo propio, por ende, las materias que requieren constantes fotocopias y materiales para los tp audiovisuales son una traba para seguir con la educación universitaria”, dice Priscila, quien recalca “que el trabajo que tenía era en el sector gastronómico y eventual,osea cobraba por evento y un máximo de 5 eventos por mes, nada.”

Los requisitos impuestos por el gobierno del Frente de Todos para el Progresar son muy expulsivos. Además de restringir la edad a 24 años y excluir a les estudiantes extranjeros, la excusa para los rechazos masivos es que el ingreso del grupo familiar supera 3 salarios mínimos. La medida es ese salario vital y móvil que el gobierno y la CGT acordaron en 29 mil pesos para 2022 y en 7 cuotas. Una tomada de pelo.

El Gobierno propone dar 750 mil becas, pero no se sabe el número total de las personas anotadas, a dos meses y medio de abierta la inscripción, el Estado no da información clara sobre las solicitudes realizadas y rechazadas.

Como cuenta Malena, estudiante de DIyS, “hice la inscripción hace meses y también sigue estando pendiente. Había escrito en la opción de chat hace un tiempo porque me parecía raro, pero me dieron una respuesta bastante automática básicamente diciendo eso mismo, que cuando (si) se habilita me va a aparecer en la pestaña y sino que puedo hacer el reclamo. No fue muy útil.”

Gonzalo de arquitectura nos agrega que “[las nuestras] son carreras que van muy de la mano de la tecnología y que el estado no ayuda en nada, no solamente con la falta de respuesta de la beca. Me paso que muchxs compañerxs se quedaban atrasados con las materias porque tenían computadoras viejas o que directamente no tenían o que se les rompían y no podían hacer nada. Muchxs directamente tuvieron que abandonar materias por no tener la guita para arreglar su compu o comprar una usada siquiera.”

¿Y las autoridades? ¿y el centro de estudiantes?

Mientras el gobierno, con la complicidad de la oposición macrista, sigue priorizando pagos millonarios a la deuda fraudulenta con el FMI en lugar de garantizar conectividad y becas para que todes puedan estudiar, las autoridades de la FADU (y de toda la UBA) hacen un silencio total. El resultado: cada vez más compañeres con problemas para sostener las cursadas.

El CEFADU podría ser un espacio para organizar esta bronca, para que les estudiantes se junten y discutan cómo pelear por la educación pública. Pero la conducción del centro de estudiantes (Corazón FADU-Coalición-Re Fadu) se mantiene paralizada, y se dedica a lavarle la cara al decano, cuidando los intereses del radicalismo, espacio político que, junto al peronismo, gobierna una universidad pública cada vez más elitista.

Además, en la Ciudad de Buenos Aires son parte del gobierno de Cambiemos, los que sostienen las clases presenciales en las escuelas, sin protocolos ni vacunaciones suficientes, que podrían haber evitado las 14 muertes docentes.

Si multiplicamos los intercambios en los grupos, entre estudiantes y compañeres de FADU, la UBA y otras universidades del país, tendremos más fuerza para defender la educación.

Nosotros desde ContraImagen quisimos plasmar esto en el diario para poder visibilizar nuestra situación como estudiantes, desde el espacio que tenemos, y poder abrir el debate de qué hacer para organizarnos. Pero creemos que la conducción del centro de estudiantes debería hacer algo. Lucía, nuestra compañera de arquitectura, nos decía que "Nuestro centro de estudiantes es una herramienta fundamental para pelear por las progresar y todas nuestras demandas. Por eso es importante exigirle espacios de organización propios. De hecho, todas las agrupaciones que son parte del centro tendrían que sumarse con nosotros a sacar de la quietud al centro. Como los compañeres de la lista 5 y El Módulo, que no están haciendo nada por estos temas. Igual, obvio que nosotros no nos quedamos de brazos cruzados. Con nuestra Secretaría de Unidad Obrero-Estudiantil del CEFADU, venimos organizándonos para reunir fuerzas para nuestras demandas junto con trabajadores de LATAM y del puerto de Bs. As., tercerizades de aerolíneas argentinas y del ferrocarril, jóvenes precarizades y vecinos de la Villa 31, en un comité de solidaridad que busca unir y fortalecer todas las luchas, y que queremos poner a disposición de la pelea por la progresar y todas las que vengan."

Corré la voz y girá el formulario que dejamos abajo, ¡la educación pública se defiende!




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias