×
×
Red Internacional

Pasadas las 6:30 cuando se preparaba el turno mañana para el inicio de la jornada, una tremenda explosión sacudió la Acería. No se produjeron victimas por milagro, pero hubiese sido una verdadera tragedia si no fuese por el horario en el que se produce el relevo de turno. Brunelli, candidato del FdT y dirigente de UOM San Nicolás, todavía no se pronunció.

Jueves 5 de agosto | 15:24

Pasadas las 6:30 de este jueves, cuando se preparaba el turno mañana para el inicio de la jornada en la planta de San Nicolás de la empresa Siderar, una tremenda explosión sacudió la Acería. El convertidor número 1, producto de un desperfecto en una lanza de oxígeno que perdía agua de refrigeración, acumulando en el interior con hierro fundido, se convirtió en una verdadera bomba de hidrógeno. Fuentes desde el interior de la planta relataron que no se produjeron victimas por milagro, pero hubiese sido una verdadera tragedia si no fuese por el horario, en el que se produce el relevo de turno.

El aceleramiento de la producción y la negativa a efectuar paradas en la planta de Paolo Rocca para la reparación de equipos, vienen repitiendo situaciones como esta desde hace años. La inversión y las paradas necesarias para cambiar las lanzas implican un retraso en la producción y significa para estas patronales un gasto, que ahorran a costa del riesgo de cientos de trabajadores que podrían verse afectados hasta incluso perder la vida.

Brunelli, candidato del Frente de Todos a diputado provincial en la segunda sección bonaerense y dirigente de UOM San Nicolás, todavía no se pronunció. Se debe poner un freno a esta desidia patronal, para sacar del medio la lógica que las ganancias importan más que las vidas de los trabajadores. Exigir urgente que se investigue qué sucedió, y que se realicen los planes de mantenimiento necesarios con garantías de parar los equipos para su cambio o reparación. Se va la vida en eso.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Banner elecciones 2019

Destacados del día

Últimas noticias