×
×
Red Internacional

Chile.Escandaloso: en sus últimos días como presidente Piñera propone privatizar el litio por 30 años

El pasado 13 de octubre, el Ministerio de Minería de Chile sorprendió con el llamado a licitación de 400 mil toneladas de litio metálico, que se resolverá en enero del 2022. Se trata de Contratos Especiales de Operación con empresas privadas nacionales o extranjeras hasta el año 2050 para vender el litio como materia prima, en forma de carbonato de litio o hidróxido de litio.

Miércoles 5 de enero | 09:38

El presidente Sebastián Piñero aprovecha sus últimos días de Gobierno para proponer la privatización del litio, buscando consagrar el saqueo empresarial (y devastación medio ambiental) sobre un recurso natural estratégico para el país.

El objetivo sería “incrementar el desarrollo de la industria de litio en Chile, con el objeto de reforzar la participación estratégica de nuestro país en los mercados internacionales atendida una creciente demanda proyectada por esta sustancia mineral”.

Chile posee una de las mayores reservas de litio del mundo, y este mineral tiene un estatus jurídico similar a los hidrocarburos: por su importancia estratégica es una sustancia no-concesible. Actualmente, es explotado en el Salar de Atacama -donde está la mayor concentración de litio- por Albemarle y SQM. Estas dos empresas renovaron sus contratos con la Corporación de Fomento de la Producción (Corfo) un par de años atrás, acordándose un pago de royalty de hasta el 40% de las ventas, aportes para la investigación y desarrollo por aproximadamente 12 millones de dólares al año, retribución económica a las comunidades locales, así como unas medidas precisas de fiscalización y monitoreo del salar. Sin embargo, aun así hay graves incumplimientos ambientales, y se sigue vendiendo como materia prima, sin agregar valor.

El llamado a licitación del Gobierno no considera nada de esto. Peor todavía, podría significar la destrucción de los salares, su biodiversidad y sus comunidades. El Salar de Atacama, cuyas cuotas de extracción contemplan más de 700 mil toneladas hasta el 2042, no resiste nuevos proyectos. Seguramente la licitación serán los restantes 60 salares, para los cuales, por la baja concentración de litio que poseen, 400 mil toneladas es una cifra muy alta para salares tan pequeños. Los salares son ecosistemas muy frágiles, y para cualquier intervención debe tenerse un modelo hidrogeológico, un estudio ambiental detallado y, por cierto, la opinión de las comunidades. El objetivo de este llamado a licitación, más que “incrementar la industria del litio”, pareciera que es dejar amarrados todos los salares con contratos de operación por 30 años más, obstaculizando así el trabajo de la Convención Constitucional, que debería discutir un nuevo modelo de desarrollo para el país, en el cual el emprendimiento del Estado en el litio, con pleno respeto a las comunidades y al medio-ambiente, debería ser una palanca fundamental.

La demanda del litio: el mineral del futuro

Baterías, vidrios cerámicos, fertilizantes, lubricantes, colorantes, automóviles, energía, medicina y tecnología de punta, son alguna de las áreas en que es utilizado el litio. Por eso es llamado el mineral del futuro. Según la Comisión Chilena del Litio la demanda del mineral hacia el 2025 crecerá a un ritmo superior al 8% anual dentro de Chile, marcando la tendencia del litio, como el único commodity que no vio mermado su valor en la crisis, al contrario.

Solo Chile posee sobre un 40% de las reservas naturales de litio, y se inscribe como el segundo productor mundial del mineral.

Terminar con el saqueo: ¡Nacionalización sin indemnización del cobre, litio y nuestros recursos naturales bajo control de los trabajadores!

Rechazo transversal generó la propuesta del Gobierno, que busca consagrar el saqueo empresarial en el país.

Durante los últimos 30 años el régimen heredado del pinochetismo puso los recursos naturales al servicio de empresas trasnacionales que sacaron jugosas ganancias mientras las condiciones de vida y trabajo del pueblo trabajador no mejoraron.

Tan solo Albemarle tuvo ganancias de 509 millones de dólares el 2015. Con ese dinero en Antofagasta, se podrían construir 4 hospitales regionales, pagar 55 veces la Deuda Histórica a los Profesores en Chile, e invertir 23 presupuestos educativos como el que gasto Chile para todo el año 2017. Esto es tan solo una muestra de la cantidad de millones que saquean las empresas privadas y trasnacionales y como estos recursos podrían ponerse al servicio de las necesidades del pueblo trabajador.

En conversación con La Izquierda Diario, Lester Calderón obrero metalúrgico, ex candidato a Gobernador por Antofagasta y dirigente del Partido de Trabajadores Revolucionarios, señaló que “Debemos volver a poner en la discusión nacional la urgencia de nacionalizar los recursos naturales como el cobre y el litio, sin indemnización a las empresas imperialistas, bajo control de los trabajadores y buscando el cuidado del medio ambiente y de nuestras poblaciones”




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias