Política

POLÍTICA NACIONAL

Entre la especulación y la rosca del peronismo: Lavagna y su candidatura virtual

De recorrida por varias provincias, el ex ministro de Economía de Duhalde y Néstor Kirchner, sigue poniendo el acento en la unidad de peronismo y radicalismo para ganarle a Macri.

Mirta Pacheco

@mirtapacheco1

Martes 5 de marzo | 23:11

La versión de “menos malos” contra “malos”. Esa pareciera la fórmula que propone Roberto Lavagna, este hombre del PJ que supo ser funcionario del gobierno de Perón e Isabel, de la Alianza, de Duhalde y de Néstor Kirchner.

El dato no es anecdótico. Cuando un mismo hombre ocupa puestos de relevancia en varios gobiernos de distinto signo político, habla de su estrecha cercanía con las grandes patronales, quienes son las que pesan a la hora de las decisiones finales de gestión. Siempre, por supuesto, en beneficio de ellas.

Podes leer: Detrás de las sandalias con medias: Lavagna, el amigo de Techint que el PJ propone a presidente

Recientemente en una entrevista en el canal NetT TV, Roberto Lavagna volvió a reivindicar la necesidad de un armado político que incluya a peronistas, radicales, socialistas, partidos provinciales. Entre los peronistas se encuentran Duhalde y Pichetto, quienes apoyan su virtual candidatura.

El ex ministro de Economía recorre provincias pero no acaba de lanzarse como candidato. Las encuestas marcan que su eventual candidatura no termina de arrancar. A eso hay que sumarle que, en una gran porción de la juventud, es un perfecto desconocido.

Lavagna parece el perro que se muerde la cola, como no arranca en los números, no lanza su candidatura. Y como no termina de dejar en claro su postulación, a su equipo le cuesta pensar una clara campaña electoral.

Pero sale a hacer campaña en pos de una unidad con el sector peronista dador de gobernabilidad (peronismo federal) con los radicales (partido aliado del Gobierno nacional). ¿A alguien se le ocurre que algo bueno para el pueblo trabajador podría salir de una alianza de ese tipo?
Ahora prepara visitas a varias provincias, mientras continúa aclarando que no quiere saber nada con los “dos extremos de la grieta”, el macrismo y el kirchnerismo.

En el mes de febrero, por los mismos días que Kicillof se reunió con representantes del FMI, Roberto Lavagna hizo lo propio. En esta cuestión no dista mucho de su colega. El ex ministro de Cristina Kirchner plantea una renegociación del pago de la deuda externa, vendiendo la utópica idea de que aquel organismo imperialista le va a otorgar ventajas a nuestro país.

Pregúntenle a los griegos, sería la advertencia.

Te puede interesar: El FMI y el “rescate” griego: más deuda y reformas antiobreras

En la entrevista antes mencionada, Lavagna deslizó una suerte de programa para otro rubro, la llamada seguridad. “También en la seguridad hay un péndulo, pasamos de la mano floja y no hacer nada al gatillo fácil. Yo tengo un punto en el medio: el puño cerrado para defenderse cuando hace falta”, afirmó.

La frase es lo suficientemente ambigua como para entenderse como una posible defensa por mano propia, abriendo la puerta para el enfrentamiento de pobres contra pobres.

La rosca política continúa, mientras Cambiemos aplica un brutal ajuste a la población, el PJ y el kirchnerismo especulan con alianzas y cargos. Pero no dicen claramente cuáles son las políticas que van a aplicar en caso de ganar.

Es que si partimos de que todos tienen acuerdo en pagar la deuda externa (ilegal e ilegítima), que necesariamente va a implicar continuar con ajustes al pueblo trabajador, ¿qué tienen para ofrecer?.

Tal vez todos recuerden la famosa frase atribuida a Menem: “si decía lo que iba a hacer, no me votaba nadie”.







Temas relacionados

Cambiemos   /    Roberto Lavagna   /    Néstor Kirchner   /    PJ   /    Kirchnerismo   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO