×
×
Red Internacional

La celeste y blanca que venía siendo parte de la comisión interna de manera compartida con la Verde, renueva mandato por dos años más. Buena elección de la Agrupación Bordó e Independientes, que en un escenario desfavorable mantiene un importante porcentaje de votos y es la principal fuerza de oposición.

Jueves 5 de mayo | 11:40

El día martes 3 de mayo se llevaron a cabo las elecciones en Mondelez, una de las más importantes alimenticias del país, uno de los grandes monopolios multinacionales que pertenece al tercer hombre más rico del mundo.

Desde el 2015 hubo una comisión interna compartida entre la celeste y blanca orientada por el PCR y funcionarios del STIA. El año pasado la verde decidió presentar lista propia en la planta de Victoria en donde mantuvieron por un voto la comisión interna, quedando la lista Bordo Independientes en segundo lugar y la Celeste y Blanca última.

En las últimas elecciones del STIA la Verde se había impuesto en la planta de Mondelez Pacheco. Lo hizo en parte en base al chantaje sobre muchos trabajadores que tenían a sus hijos contratados trabajando en la planta, prometiendo falsamente que si ganaban quedarían efectivos. Sin embargo esa votación los envalentonó para presentar lista para interna generando mucho temor en gran parte de los trabajadores frente a la posibilidad de que repitieran la buena elección y triunfasen.
Este temor explica en parte también la elección de la Celeste y Blanca, ya que muchos compañeros la votaron sin acompañar su gestión.

Este año la Verde decidió retirarse de la Comisión Interna de Planta Pacheco y presentar lista propia, mientras se tiraban con todos los trapitos sucios con sus ahora ex aliados de la celeste y blanca. El resultado implica un golpe a las aspiraciones de Rodolfo Daer y su agrupación de poder hacerse con la dirección completa de ambas plantas.

Con casi 1400 votantes, la Celeste y Blanca obtuvo más del 60% de los votos, una elección que si bien muestra un importante apoyo, no implica un cheque en blanco ya que los trabajadores venimos trabajando de lunes a lunes porque los salarios vienen perdiendo por goleada frente a la inflación, mientras la patronal ha aumentado sus ganancias sin otorgar ningún aumento a sus trabajadores; por fuera de las paritarias de pobreza que firma Daer. Además la interna y el sindicato, conjuntamente, avalaron en este tiempo más de 600 despidos de contratados, tanto familiares, como pibxs de comidas rápidas, como de Mc Donalds que estuvieron “prestados” por algunos meses y luego quedaron afuera sin que hagan nada por ellxs.

La Bordó realizó una campaña en donde ha planteado la necesidad de luchar por recuperar el 20% que se perdió en los últimos años, y lograr un salario igual a la canasta familiar para no tener que seguir dejando nuestras vidas en la fábrica, además de la exigencia a la empresa de que se tiene que efectivizar a los 300 compañeros contratados. Los casi 300 compañeros que apoyaron a nuestra lista son una importante fuerza para levantar la exigencia a la comisión interna de que se tiene que llevar adelante estos reclamos.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias