Mundo Obrero

Elecciones CTA - A: fraudulentas y a espaldas del movimiento de mujeres

El 8A será recordado como el de una de las movilizaciones más grandes de la historia en Argentina para que el aborto legal seguro y gratuito sea ley, y donde el reaccionario senado nacional votó en contra de esa marea verde de jóvenes, trabajadoras y trabajadores que hicieron de todo para participar a pesar de las patronales, de la burocracia sindical que no llamó a paro ese día y de un temporal de frio, lluvia y viento que acompañó toda la jornada.

Luana Simioni

Referente del PTS en el Frente de Izquierda / La Plata

Sábado 11 de agosto de 2018 | 10:18

El mismo 8 se desarrollaron las elecciones de la CTA Autónoma (Perón) haciendo oídos sordos al pedido de cambio de fecha que se hizo desde la Lista 6 “Multicolor”, que centró su campaña en ese reclamo fundamental junto a la exigencia de convocatoria a paro nacional para poder movilizar ese día.

De espaldas al movimiento de mujeres y partida al medio en función de intereses que nada tienen que ver con los trabajadores, la elección se desarrolló con una muy baja participación de afiliados, sin concitar interés entre los mismos.

Unas elecciones fraudulentas desde la confección de los padrones por la afiliación individual y con trabajadores afiliados a sindicatos que no pertenecen a la central, pero que figuraban como integrantes de agrupaciones, hasta con denuncias e impugnaciones realizadas el mismo día 8. Como ocurrió en Jujuy donde se probó la falta de urnas en distintos lugares de trabajo y localidades enteras como la de Maimará, o en Morón donde se impugnaron las urnas del Hospital Posadas que la conducción local al mando de Darío Silva sacó de los lugares previstos e instaló en el bunker de la patota, conocidos por agredir a golpes de puño a las mismas trabajadoras despedidas del hospital y por su intervención en el Congreso provincial de ATE que dejó en terapia intensiva a una trabajadora del Hospital de niños de La Plata.

La intromisión del gobierno en las elecciones, a través de la intervención del Ministerio de Trabajo, tuvo la clara finalidad de atacar las organizaciones gremiales, como lo hace en otros sectores.Desde la Marrón y la multicolor lo enfrentamos y denunciamos categóricamente. Pero a su vez demostró que la negativa a cambiar la fecha de la Lista 1 y Cachorro Godoy era una definición política que respondía a sus acuerdos con el episcopado y los movimientos papales y no a la posibilidad de impugnación de la misma. Esto ya lo sabían porque Micheli con anterioridad había pedido la impugnación de la convocatoria de las elecciones, mantuvieron la elección, dándole la espalda al movimiento de lucha más importante del último tiempo y de esta forma profundizo la crisis de su propia CTA, dejando claro que lo único que le interesa es tener un aparato desde donde avanzar con sus acuerdos políticos en Unidad Popular y sus compromisos con la iglesia.

Finalmente, según el oficialismo votaron 240 mil trabajadores, muy por debajo del 1.200.000 de afiliados que declara tener la CTA y muy por arriba del 10% promedio de votación que se constató en los lugares donde hubo fiscalización. 
 
En este adverso panorama, desde la oposición se logró retener la conducción de la CTA Lomas de Zamora y la CTA Almirante Brown y se obtuvieron buenos resultados ganándole al oficialismo allí donde la oposición dirige o tiene peso.

Desde La Marrón Clasista en la Multicolor se impulsó una intensa campaña centrada en el cambio de fecha de la elección y en la exigencia de paro nacional. Con petitorios, notas de las Juntas Internas, pañuelazos, asambleas que hacían activo ese reclamo votando parar ese día a pesar de la conducción de los gremios y la central, y expresándolo claramente en el acto de cierre de la lista en el Bauen.

En La Plata – Ensenada se desarrolló un proceso de ruptura de trabajadoras estatales con la Verde Anusate de ATE con las cuales se desarrollaron las acciones por el cambio de fecha y el paro nacional. En el Astillero Rio Santiago, donde la Marrón es la única agrupación de la izquierda clasista con una importante desarrollo en la fábrica, que en las próximas elecciones a delegados de sector presentará ocho candidatos y candidatas, combinando la campaña con las acciones contra los intentos de cierre de Macri y Vidal, la lista 6 saco un 17% de los votos habiendo votado casi el 50% de la fábrica.

A través de esta campaña la lista 6 tuvo un claro y destacado perfil, desarrollando su identidad en la batalla por el aborto legal y denunciando que la negativa a cambiar la fecha dejaba las elecciones heridas de gravedad antes de realizarse, ya que fueron miles de trabajadoras, referentes y dirigentes de los sectores de trabajo que no pudieron ser parte activa de los comicios porque tomaron parte de la marea verde por el aborto legal.

En este sentido, desde La Marrón Clasista el día 6/8 se envió una carta al resto de las agrupaciones que conformaban la multicolor donde se planteaba concretamente que “Como todos saben, con el transcurso de los días la Ley de Aborto Legal se encuentra en peligro, por la movilización y presión de las iglesias y sectores reaccionarios sobre el Senado (…) Somos millones los que estamos preparando una gran movilización para este 8 de agosto. Duplicar la movilización del pasado 13J ante la cámara de diputados es la tarea del momento hacia el senado, para doblegar la presión eclesiástica y reaccionaria. Esa es hoy la única medida efectiva para lograr revertir esta situación.”

Y proponían “Por esta razón, creemos que lo más conveniente es retirar la Lista 6 de la elección de la CTA Autónoma para reforzar la movilización, y para dejar en evidencia a la burocracia de Cachorro Godoy y Ricardo Peidro, frente a su canallesca política (...) Dado que hay espacios recuperados a la burocracia que defender, proponemos garantizar la defensa de nuestra lista en las seccionales que ya fueron recuperadas por la oposición, como las de la CTA Alte. Brown y Lomas de Zamora y retirar las listas y llamar a no votar en las demás provincias y seccionales del país. La batalla por evitar el histórico método fraudulento, que implicaría una movilización masiva de fiscales, es incompatible con el desafío que tenemos planteado los luchadores clasistas este próximo 8 en el Congreso.” El resto de las agrupaciones que conforman la lista 6 no contestaron éste planteo.

Desde la agrupación Marrón Clasista no solo se convocó a votar a la multicolor con afiches, recorrida entre los afiliados, etc sino que se organizaron importantes delegaciones de trabajadoras y trabajadores que fueron parte de una movilización histórica. Sobre estas bases se proponen avanzar en la construcción de una dirección clasista, combativa y antiburocrática de una clase obrera que cada día tiene más rostro de mujer. 

Para ello fortalecer la lucha de los trabajadores del Astillero,un ejemplo fue la movilización de los estudiantes de la zona, es una tarea de primer orden para todos los que se plantean enfrentar el ajuste de Macri, el FMI y los gobernadores.

Al mismo tiempo que las mujeres están llamadas a seguir organizadas junto a sus compañeros por el aborto legal seguro y gratuito impulsando la campaña por la separación de la Iglesia del Estado y de las organizaciones sindicales.







Temas relacionados

Aborto legal, seguro y gratuito   /    Mujeres trabajadoras   /    CTA   /    Provincia de Buenos Aires   /    Mundo Obrero

Comentarios

DEJAR COMENTARIO