×
×
Red Internacional

El Indec confirmó que el salario de los trabajadores privados no registrados aumentó 5,4 % en agosto, por detrás de los precios que en ese mes subieron 7%. Bajo el gobierno del Frente de Todos el salario de los no registrados se derrumbó 15,6 % en términos reales; mientras la informalidad es la más elevada en 7 años. ¿Primero la gente?

Escuchá esta nota
Martes 1ro de noviembre | 21:52

Los datos publicados por el Indec confirman que el sector de trabajadores con menores derechos y bajos ingresos -los privados no registrados- son los que acumulan la mayor pérdida internanual. En agosto de 2022, el Índice de salarios se incrementó 6,5% mensual y 74,2% interanual. El indicador acumula una suba del 51,% respecto de diciembre previo. Para los informales la suba mensual fue de 5,4 %, ubicándose por debajo del 7% de la inflación general.

En la comparación interanual -respecto a agosto de 2021- el sector privado no registrado tuvo una suba de 63,4 %, muy por detrás del 78,5% que cosechó el nivel general de precios en igual periodo. En el último año los salarios de los informales cayeron en términos reales un 8,5%. Sólo en 2022 la pérdida asciende a 11,2%.

Se trata de los puestos de trabajo con menos derechos laborales, no cuentan con acceso a paritarias, presentan mayor inestabilidad y bajos ingresos. Desde que asumió el Frente de Todos en diciembre de 2019, los salarios informales registraron una caída real 15,6 %. Si retrocedemos hasta el gobierno macrista, se confirma que la pérdida de este sector desde octubre de 2016 asciende a 35,7%. No hay bono suficiente para recuperar lo perdido.

Te puede interesar: Imposible llegar a fin de mes: el salario debería ser de $ 205.000 como mínimo

Te puede interesar: "Trabajadores y pobres", entrevista a Nicolás Iñigo Carrera y Fabián Fernández

El Frente de Todos sigue prometiendo que los salarios se recuperán, que le ganarán a la inflación. Son promesas rotas. La creciente suba de precios sigue pulverizando el poder de compra de los trabajadores y trabajadoras. El Indice de salarios total presenta un retroceso real del 4,2 % respecto a diciembre de 2019.

Dentro de los asalariados, son los precarios, los que trabajan en la informalidad quienes sufren las mayores pérdidas. Así el fenómeno de trabajadores pobres se acentúa de la mano de salarios de miseria y una informalidad que alcanza niveles récord (37,8%) en años.

La Junta Interna de ATE Indec calculó que la canasta de consumos mínimos fue de $ 205.000 en septiembre. Ningún trabajador o trabajadora debería ganar menos que esa suma. El gobierno no ha mostrado un plan para combatir verdaderamente la inflación, que deteriora los salarios y jubilaciones. Tampoco enfrenta a los empresarios que especulan y remarcan para no ver disminuida sus ganancias. La izquierda propone cuatro medidas: aumento de emergencia para recuperar lo perdido, reapertura de paritarias, salario que cubra la canasta familiar, cláusula gatillo automática ante la suba del costo de vida.

Te puede interesar: Precarización extrema: el drama que afecta a casi la mitad de la clase trabajadora ocupada


Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias

El-salario-de-los-trabajadores-informales-perdio-un-8-5-en-el-ultimo-ano