×
×
Red Internacional

Según figura en los Panama Papers Hugo Borrell es titular de una offshore en el país centroamericano, considerado un paraíso fiscal. Sus socios son Carlos Riusech y José Solassi, también empresarios de la carne e integrantes del Consorcio de Exportadores de Carne de Argentina (ABC).

Domingo 21 de marzo | 21:10

Hugo Alberto Borrell, Carlos Alberto Riusech y José Omar Solassi son los titulares de la empresa con radicación en Panamá denominada Mainland Properties Management SA. Según se ventiló entre los documentos dados a conocer como Panama Papers, esta firma offshore fue creada en el año 2010 y tiene domicilio de operaciones en un estudio jurídico contable de la ciudad de Montevideo, cuyo nombre es J.P. Damiani & Asociados. La radicación de empresas en paraísos fiscales forma parte de un sofisticado mecanismo que montan grandes empresarios para evadir impuestos en el país y fugar dólares al exterior.

Hugo Borrell y su familia son los dueños del frigorífico Arrebeef, ubicado en Pérez Millán. En las últimas semanas los trabajadores y trabajadoras del frigorífico junto a sus familias y el pueblo entero vienen peleando por un aumento salarial y contra la extorsión de Borrell, que ante este reclamo amenazó con el cierre de la planta.

Te puede interesar: ArreBeef ajusta salarios, pero en 2020 exportó por U$S 218 millones

Riusech es dueño del frigorífico Gorina de La Plata, el principal exportador de carnes del país. Durante 2018 registró un total de 47.500 toneladas de carne exportada, cuyo destino principal fue China. Por su parte Solassi es dueño del frigorífico Ecocarnes, ubicado en la ciudad bonaerense de San Fernando, que tiene una faena anual de más de 180 mil cabezas de ganado. Además es conocido en el ambiente futbolístico ya que ocupó el cargo de vicepresidente segundo del Club River Plate hace casi una década.

El dueño de Ecocarnes, al igual que sus socios, somete a sus empleados a las peores condciones laborales, con temperaturas extremas, elementos de trabajo obsoletos y falta de mantenimiento de la planta. Producto de estas condiciones un trabajador falleció y varios resultaron heridos tras sufrir intoxicación y quemaduras por un derrame de amoníaco a fines de 2019.

Te puede interesar: Crónica del matadero: cuando la carne de vaca vale más que la del obrero del frigorífico

Por si fuera poco estos personajes son parte de las autoridades del Consorcio de Exportadores de Carnes de la Argentina (ABC). Esta entidad empresaria canaliza el poder de lobby del sector de la carne, cuyos miembros reclamaron en noviembre de 2020 a Alberto Fernández que redujera la retenciones a la exportación de carnes.

Estos poderosos empresarios, que facturan en dólares y pagan salarios en pesos, que evaden impuestos y fugan divisas mediante firmas offshore, amasan sus fortunas a costa de una alta explotación laboral, con salarios de miseria y condiciones laborales precarias.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias