×
×
Red Internacional

Cruces y crisis interna. El circo del juicio político y la negativa de Manes interrumpieron la breve tregua en JxC

Tras el show del pedido de juicio político en el Congreso por parte Juntos por el Cambio a raíz de las declaraciones de Alberto Fernández en el canal TN, el diputado radical y uno de los presidenciables, Facundo Manes, salió a diferenciarse de la propuesta opositora. Luego de la foto de unidad mostrada el miércoles tras la Mesa Nacional, la interna reapareció, junto a nuevas denuncias de Elisa Carrió contra Patricia Bullrich.

Escuchá esta nota
Viernes 26 de agosto | 22:26

En el marco del cuestionado juicio por vialidad que tiene a la vicepresidenta Cristina Kirchner como acusada, y las últimas declaraciones de Alberto Fernández en referencia al fiscal Diego Luciani y el paralelismo con el fallecido fiscal Nisman, la oposición de derecha de Juntos por el Cambio aprovechó la ocasión para intentar retomar la iniciativa política y reavivar la grieta, al tiempo de dar apoyo a la avanzada del Poder Judicial.

Los referentes de los bloques que integran la coalición anunciaron el planteo de un juicio político para el actual presidente. Sin embargo, la iniciativa no tiene posibilidades de prosperar en lo concreto.

“El presidente de la Nación no debe opinar y mucho menos intimidar a la Justicia argentina", había señalado el jefe de bloque de Diputados del PRO, Cristian Ritondo este jueves. Y profundizó "intimidar, amenazar y violentar el trabajo de un poder que debe ser independiente".

Por su parte, por el bloque de la UCR, Mario Negri, había planteado que la iniciativa tiene que ver con "garantizar el funcionamiento de la república". Mientras que por la Coalición Cívica, Juan Manuel López había resaltado que "la sociedad ya no tolera más impunidad". La diputada del GEN, Margarita Stolbizer, López Murphy de Republicanos Unidos, y Rodrigo de Loredo, perteneciente a Evolución, fueron otros dirigentes de JxC que también defendieron la propuesta que busca dar respaldo a la avanzada del antidemocrático Poder Judicial.

Te puede interesar: Puro circo: Juntos por el Cambio impulsa un juicio político contra Alberto

Sin embargo, de los 116 diputados del interbloque opositor, Manes se desmarcó y fue el único que no firmó la iniciativa. A través de un hilo de Twitter, sostuvo que “En mi opinión las expresiones desagradables del Presidente, que rechazo, no ameritan un juicio político". Y agregó: “un pedido de juicio político es una medida para remover al presidente. Es una medida extrema para el funcionamiento institucional del sistema democrático que no se puede banalizar". Y entre unas de las declaraciones que más enfurecieron a los demás integrantes de JxC, argumentó que "No es una discusión política, es un delito. No desviemos la atención. Dejemos de lado las especulaciones electorales”.

Las respuestas de referentes del PRO no tardaron en llegar. Laura Alonso y Pablo Avelluto fueron los primeros en salir a cruzar públicamente al radical. “Pésima lectura de la realidad y de la historia reciente. El fundamento es trivial. No es un asunto de conciencia. Debe respetarse la disciplina partidaria. No es marketing personal”, le reclamó la ex funcionaria durante el gobierno de Cambiemos. Y tildó la postura del neurólogo como “irresponsable y cínica” porque “la decisión del interbloque no es discutible”.

En tanto, el ex ministro de Cultura durante el gobierno de Macri, tuiteó: "Bueno, va siendo hora que mis amigos radicales busquen otro precandidato a la presidencia. Uno que entienda la diferencia entre oposición y oficialismo".

Pero quien no se quiso quedar afuera del ataque aliado hacia Manes, fue el propio Mauricio Macri, quien desde Córdoba durante una entrevista radial señaló que "Lo de Manes la verdad que es una más. Es otra más de Manes...". Y añadió que “estas actitudes individualistas no suman para nada, para absolutamente nada. Es parte de creer que todo pasa por una autorreferencia y no por un trabajo en equipo".

Vale agregar que además de Manes, hubo también otros dirigentes de Juntos por el Cambio, como los radicales Luis Juez o Gerardo Morales, que también se diferenciaron del planteo de juicio político. Sin embargo, éstos no recibieron hasta el momento ninguna ofensiva por parte de los integrantes de la coalición opositora.

Si bien la imagen de unidad que se intentó dar desde Juntos por el Cambio con la reunión de la Mesa Nacional en la sede del Sindicato Gastronómico en la Ciudad este miércoles, duró tan solo unas horas y fue interrumpida por la discrepancia entre la mayoría del interbloque opositor y la postura de Manes, esa interna en JxC no fue la única en reaparecer.

Elisa Carrió de la Coalición Cívica volvió a hablar y apuntar contra quien por el momento parece ser una de sus principales rivales en la interna cambiemita: la ex ministra de Seguridad, Patricia Bullrich. En una entrevista por Radio Mitre, acusó a la presidenta del PRO de haberla espiado con la Policía Federal, poniéndole un patrullero a “30 metros de la casa”, con la excusa de estar custodiándola. Un capítulo más de espías, narcos y fiscales, de la serie que tiene a Juntos por el Cambio entre uno de sus principales protagonistas.

Una semana atrás, Cristian Ritondo, jefe de bloque de Diputados del PRO y quien presentó la propuesta de juicio político en conferencia de prensa, había sido denunciado por la jueza Arroyo de Salgado de encubrir, a través de fiscales y abogados que respondían a él en su gestión como ministro, a policías cómplices de narcotráfico.

Tanto la interna opositora como lo que sucede en torno al juicio por vialidad, muestran el alto grado de crisis por el que atraviesa el régimen político del país, con sus principales coaliciones o partidos tradicionales involucrados en casos de corrupción. Tanto en la obra pública, tal como admitió Cristina Fernández durante su defensa desde su despacho en el Senado, o en cuestiones relacionadas al narcotráfico y el gran delito, como pudo verse en las acusaciones entre los integrantes de Juntos por el Cambio.

Nada favorable a las mayorías trabajadoras puede esperarse de estás coaliciones que demostraron durante los últimos gobiernos que gestionan el aumento de las ganancias de los empresarios mientras los ingresos y condiciones de vida de los trabajadores, se degradan casa vez más.

A la vez las acusaciones internas en JxC o la trama detrás del juicio de vialidad, expuesta por la vicepresidenta, dejan en evidencia que los grandes negociados, tanto legales como ilegales, con empresarios amigos son algo intrínseco al sistema económico político argentino.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias