Internacional

PROTESTA

El Gobierno suspende el diálogo y los “paraguas” vuelven a las calles de Hong Kong

Las protestas en Hong Kong volvieron a reanimarse el viernes con una masiva manifestación en la que participaron decenas de miles de hongkoneses para pedir al Gobierno local que responda a sus demandas después de que cancelara el diálogo con los estudiantes.

Diego Sacchi

@sac_diego

Sábado 11 de octubre de 2014 | Edición del día

La "número dos" del Ejecutivo local, Carrie Lam, anunció ayer la cancelación de las negociaciones en respuesta al "plan de desobediencia" que lanzaron los estudiantes horas antes. "El diálogo no sería constructivo. Los estudiantes deben retirarse", señaló Lam, horas después de que las tres principales organizaciones de las masivas protestas (Occupy Central, Scholarism y la Federación de Estudiantes de Hong Kong) anunciaran que no frenarían la ocupación de las calles hasta que el Gobierno no atendiera sus demandas de libre elección de candidatos para las próximas elecciones, en 2017.

Las palabras de la política causaron que las protestas, cuyo número de participantes se había reducido esta semana, se avivaran de nuevo hoy y de cara al fin de semana, donde se prevé que seguirá la ocupación de las calles.

Joshua Wong, representante de Scholarism, la organización que reúne a estudiantes de secundaria, anunció que la huelga de estudiantes, que el lunes cumplirá tres semanas y que incitó las revueltas, continuará porque "no podemos perder".

"Si el gobierno realmente quiere dialogar debería estar aquí ahora. La gente está hoy aquí haciendo historia y debemos decirle que no abandone ahora", dijo Alex Chow, secretario general de la Federación de Estudiantes, una de las agrupaciones clave en las protestas.

El anuncio de la cancelación del dialogo por parte del gobierno se da al mismo tiempo en que se hizo público un caso de corrupción que involucra al jefe del Ejecutivo local, Leung Chun-ying por haber cobrado dinero de una empresa australiana cuando ya estaba al frente de la jefatura de Gobierno de la antigua colonia británica. Esto aumenta la presión para que Leung Chun-ying, dimita, como reclaman los manifestantes.

Por su parte el gobierno central de China busca mostrase firme ante las protestas y en su apoyo al gobierno de la ciudad. El primer ministro chino, Li Keqiang, recordó hoy a la comunidad internacional que lo que los asuntos de Hong Kong pertenecen a la "política interna" de China. Li aprovechó su rueda de prensa en Berlín junto a la canciller alemana, Angela Merkel, para lanzar ese mensaje en un "foro internacional”. Recordo también que el mantenimiento de la "prosperidad" y de la "estabilidad" a largo plazo en Hong Kong, subrayó, no es solo en interés de Pekín, sino de todos los habitantes de la excolonia británica.







Temas relacionados

Revolución de los Paraguas    /    Hong Kong   /    Internacional

Comentarios

DEJAR COMENTARIO