Sociedad

DOCENTES SOLIDARIOS

El Gobierno porteño negó entrada a docentes del Tomás Espora para el reparto solidario de alimentos

Les negó la entrada a la institución escolar cuando iban a realizar la entrega de las canastas alimentarias para las y los estudiantes, que habían juntado de manera solidaria. Lejos de amedrentarlos, se organizaron para repartir los alimentos en la puerta de la escuela.

Viernes 7 de agosto | 12:25

Las y los docentes del colegio Tomás Espora se organizaron de forma solidaria para juntar alimentos para repartir a los estudiantes y sus familias, juntando donaciones entre ellos, familiares, amigos, vecinos, de aceite, polenta, arroz, latas de conserva, fideos, etc.

Así fue como los docentes de esta escuela se presentaron el día correspondiente al cronograma de entregas y resultó que autoridades del gobierno no les permitieron el ingreso, argumentando que no cumplían con las normas de seguridad e higiene. Sin embargo, los docentes realizaron la entrega igual, quedándose en la puerta de la escuela, y repartiendo la comida a las y los estudiantes, que realmente lo necesitan. Repartieron 187 bolsones de alimentos.

Ya previamente un inspector había labrado un acta a un grupo de docentes con la misma excusa, aunque estos últimos sostienen que cumplieron con todas las normas y procedimientos de seguridad e higiene.

Dicen que se trata de una maniobra del gobierno de la Ciudad, para “desarticular la iniciativa solidaria”. Además, nunca tuvieron acceso al acta que los acusa.

A pesar de todo esto, los docentes del colegio continúan organizándose para que los chicos y chicas de la escuela reciban los bolsones alimentarios. Algo que debería estar garantizado por el gobierno, en lugar de perseguir a los docentes, que todos los días le ponen el cuerpo para sostener la escuela, junto a estudiantes y familias.

Canastas miserables

Es sabido y largamente denunciando desde comienzos de la cuarentena, que las canastas alimentarias que entrega el Gobierno de la Ciudad, a través de empresas concesionarias, es insuficiente y de mala calidad, y no alcanza para dar respuesta al hambre y la situación desesperada que atraviesan cientos de familias de la escuela pública, y que se agravó con la pandemia.

Te puede interesar: Importante fallo judicial obliga al Gobierno de la Ciudad a garantizar una alimentación saludable

El gobierno porteño continúa sin cumplir con el fallo que lo obliga a cambiar la cantidad y composición de las canastas alimentarias, logrado gracias a la lucha de las familias, docentes y cooperadoras junto a la banca de las diputadas porteñas Myriam Bregman y Alejandrina Barry, del PTS/FIT.

Una jueza llegó a calificar de “veneno” la comida que reparte el gobierno, mientras mantiene el negocio jugoso de las empresas concesionarias, que lucran con el hambre de los chicos y son las que manejan los comedores escolares.

Las asociaciones cooperadoras también vienen denunciando que este año el gobierno adeuda el pago del FUDE (Fondo Único Descentralizado de Educación), con el que se destinaba $100 miserables para cada chico/a y representa alrededor del 15% del presupuesto que manejan las cooperadoras. Ya de por sí el monto es casi insignificante, pero ni siquiera se está entregando.

Te puede interesar: Mientras bailan en el Ministerio de educación, no se les paga a las Cooperadoras

La diputada Alejandrina Barry denunció esta situación en la Legislatura Porteña, haciendo hincapié en el reclamo de las cooperadoras que se enmarca en este contexto, que hace meses reclaman que se destinen los fondos que obliga la ley 3372 al FUDE: “Es un fondo que por lo menos el año pasado eran cien pesos por alumno, 0,55 por día por pibe. Estamos hablando de una cifra que es miserable, entonces lo que tendríamos que estar discutiendo acá, no es solamente por qué no se transfirió, sino que debería haber un aumento significativo”.

Como muestra el ejemplo del Tomás Espora, son los docentes quienes ponen el cuerpo organizándose desde abajo para ayudar de forma solidaria a los estudiantes y sus familias. El gobierno debe garantizar la entrega de canastas alimentarias en cantidad y calidad, y en tiempo y forma.







Temas relacionados

Pandemia   /    Coronavirus   /    Horacio Rodriguez Larreta   /    Ciudad de Buenos Aires   /    Educación   /    Sociedad

Comentarios

DEJAR COMENTARIO