×
×
Red Internacional

Después de 16 años de promulgada la ley de Educación Sexual Integral, la formación para docentes es escasa, tiene cupos y no logra el alcance nacional, a cambio proliferan cursos y diplomaturas que son pagas, alcanzando valores desorbitantes para poder tener herramientas para garantizar un derecho. Siendo la ESI una herramienta tan importante solo un 0,028% del presupuesto de Educación ejecutado hasta la fecha corresponde al fortalecimiento de la Educación Sexual Integral.

Jueves 28 de abril | 10:06

La Educación Sexual Integral (ESI) implica garantizar el acceso a un espacio sistemático de enseñanza-aprendizaje que promueva saberes y habilidades para la toma de decisiones conscientes y críticas en relación con el cuidado del propio cuerpo, las relaciones interpersonales, el ejercicio de la sexualidad y de los derechos de los niños, las niñas y les jóvenes.

La Ley de Educación Sexual Integral 26.150 fue sancionada hace 16 años. Es un derecho de las infancias y adolescencias. Sin embargo, docentes y estudiantes siguen batallando contra las trabas y resistencias que se imponen en las distintas provincias para la implementación en las aulas y la capacitación de las trabajadoras y trabajadores de la educación.

¿En qué situación se encuentra la capacitación docente en ESI?

Durante el año 2021, se publicó una información del Ministerio Público Tutelar Porteño donde revelaba que casi el 80% de niñas, niños y adolescentes entrevistados en 2019, que tenían entre 12 y 14 años, que fueron víctimas o testigos de abusos, pudieron reconocer esta situación tras participar en clases de ESI en la escuela.

Siendo la ESI una herramienta tan importante, de los $161.487 millones que lleva ejecutado el Ministerio de Educación este año, sólo $45.9 millones corresponden al "Fortalecimiento de la ESI", un 0,028% del mismo. Cabe preguntarse ¿están fortalecidos los espacios de capacitación gratuitos a docentes y estudiantes de profesorados? En el transcurso de este año, la única capacitación gratuita desde el Estado a nivel nacional es un Postítulo de Actualización Académica en Educación Sexual Integral. Una capacitación virtual que dispone de 35 mil lugares para todo el país, siendo la demanda aún mayor por la masividad de la docencia a lo largo del territorio. Al mismo tiempo, quienes trabajan en esta capacitación, denunciaron condiciones de inestabilidad laboral y el peligro de su continuidad

Es así que, ante la escasez de cupos en las formaciones gratuitas del Ministerio de Educación y de otros espacios para formación docente (de grado y pos titulo), van ganando cada vez mayor relevancia las capacitaciones virtuales o diplomaturas en ESI públicas o privadas, pero que son pagas, a un costo muy por encima de los salarios docentes. Costos que van desde los 20 mil pesos y algunos superan los 30 mil pesos, aun dependiendo de varias universidades públicas nacionales.

Estas cifras representan un gran porcentaje respecto al salario de una docente en muchas provincias, donde el sueldo inicial es de 50 mil pesos mensuales. De esta manera, lo que debería ser una obligación del Estado, se transforma en la responsabilidad individual de cada docente, que debe costear su formación con su propio salario, restando horas de su escaso descanso, después de extensas jornadas laborales.
.
La referente de la lista Multicolor de la secretaría de género de Suteba La Matanza y concejala por el FITU de La Matanza, Natalia Hernández, en conversación con este medio, expresó: “nosotras venimos peleando por la capacitación de ESI en servicio, y es una pelea incluso que necesitamos defender la ESI junto con estudiantes y las familias como ha pasado en el distrito que nos organizamos para defender la implementación de ESI contra el ataque de las iglesias, y que desde la secretaria se organizaron 3 jornadas para brindar herramientas, donde participaron más de 1200 docentes en los seminarios que hicimos sobre ESI y muestran que tenemos que seguir organizadas para su implementación ya que no hay capacitación en servicio, es muy escasa la oferta a nivel estado para la formación, y la que hay es con cupos reducidos, incluso lo que se ha visto en las charlas es el déficit que tienen los materiales que manda el gobierno, y que en los hechos no hay cuadernillos y el material escasea en las escuelas.”

¿Cuánto destina el Estado para el Fortalecimiento de la ESI?

Según los datos del presupuesto nacional, el Ministerio de Educación informó sobre la actividad “Fortalecimiento de la Educación Sexual Integral” para el año 2021 un presupuesto inicial de $122,8 millones que luego redujo a $112,8 millones (8,1% menor), y terminó ejecutando tan solo el 73,4% del mismo ($82,8 millones). Para el año 2022, su presupuesto vigente es igual al año anterior pese a la inflación, y lleva ejecutado el 40,7% del mismo. El ítem “Fortalecimiento de la Educación Sexual Integral” representa tan solo el 0,028% del presupuesto ejecutado por el Ministerio de Educación, mientras todo el ministerio alcanza a tan sólo el 4,6% del presupuesto total del país.

Fuente: elaboración propia de La Izquierda Diario con datos de Presupuesto Abierto

Entre las metas físicas relacionadas con la ESI, el ministerio se propuso en 2021 capacitar a 20.000 docentes -casi el 1,5% del millón y medio de docentes- y otros 50.000 en 2022, aunque con un presupuesto menor al año pasado y devaluado por la inflación. La falta de capacitaciones gratuitas ofrecidas por el Ministerio de Educación tiene una correlación con el presupuesto asignado.

La implementación de la ESI es un reclamo de toda la comunidad educativa. El principal obstáculo para garantizar que su implementación sea efectiva, y tenga el alcance nacional se encuentra íntimamente ligado a los diferentes poderes políticos de las provincias, como es el caso de Tucumán -la provincia del ex gobernador Manzur, actual jefe de gabinete-, que nunca adhirió a la Ley Nacional de Educación Sexual Integral; también la injerencia de las jerarquías de las iglesias y sectores antiderechos, que se han opuesto a la implementación de la ESI en las escuelas, como así también la presión que existe desde algunas direcciones de las escuelas contra las y los docentes.

Pero también, para lograr que se cumpla con la implementación efectiva de la ESI es necesario contar con un presupuesto que responda a la producción de materiales adecuados y elaborados científicamente, como la formación de docentes, entre otras cuestiones.

Como parte de esa pelea, es necesaria la organización no solo en la defensa de una ESI laica, científica y de calidad, sino también denunciando la falta de capacitación por parte de Estado, y reclamar las herramientas necesarias que faciliten estos espacios. La separación real de la Iglesia y el Estado de manera urgente, para que no tengan injerencia en la educación pública y que el dinero que se utiliza para subvencionar a la Iglesia Católica sea utilizado para financiar la Educación Sexual Integral. A la vez, que el aumento del presupuesto de educación sea en base al no pago de la deuda con el FMI.
.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias