Política

OTRO SIN VERGÜENZA

Durán Barba también se lavó las manos: dijo que estaba “en contra del ajuste”

El cráneo detrás del marketing cambiemita dijo que sabía que el ajuste les iba a “costar el gobierno”. Dijo que Macri “ya fue” y que Cristina es “la mujer más brillante de la historia argentina”.

Juana Galarraga

@Juana_Galarraga

Lunes 27 de enero | 21:35

Télam

Parece que el alejamiento del poder lleva a algunos a comentar públicamente sus posiciones menos pensadas. Macri volvió de las vacaciones y salió a decir que estaba en contra de “tomar deuda eternamente”. Ahora salió a hablar el que fuera su gurú y principal asesor, Durán Barba. Buen alumno Macri... la lavada de manos con la que se despachó la semana pasada parece una estrategia sacada de los manuales del ecuatoriano, porque este mismo se expresó en un sentido similar: dijo que él estuvo siempre en contra del ajuste.

Ahora resulta que había quienes sabían lo mal que la iba a pasar la gente en Argentina, pero tuvieron responsabilidades y la posibilidad de que las cosas sean diferentes en su momento. ¿Y qué pasó? Lejos de pronunciarse contra el ajuste, el asesor del expresidente lo coucheó para que salga a tratar de vender gato (cuac) por liebre mientras ajustaba.

Cada discurso de Macri durante su gestión, intentando explicar las turbulencias y tormentas atravesadas, fueron diseñados de acuerdo al manual duranbarbista. Quien se lava las manos ahora es el principal mentor del estilo vacío y mentiroso con el que Cambiemos insultó durante tanto tiempo a las víctimas de su ajuste.

Te puede interesar: Volvió Macri, se lavó las manos y culpó a economistas de su gestión por el endeudamiento

“Odio la economía, nunca he firmado un cheque, no sé cuánto cuestan las cosas. Fui secretario general del gobierno de Jamil Mahuad en Ecuador, que se cayó por la economía [...] Ignoro qué hay que hacer con la economía, pero sí sé que, cuando hacen esos ajustes espantosos, la gente se emputa y se caen los gobiernos. Entonces, cuando quieren hacer ajustes, me opongo”. El hombre habló de esta manera en una entrevista que el periodista Diego Genoud publicó en el portal LetraP.

Hay que reconocerle la honestidad. No duda en asumir que no sabe nada de economía y que Macri no es el primero ni el único presidente que fracasa estrepitosamente bajo su asesoramiento. Vaya asesor. Resulta difícil entender cómo el destino de pueblos enteros han quedado atados al criterio y consejo de personajes como este, ¿no?

Consultado nuevamente por su posición ante el ajuste macrista, sostuvo que planteó que se opuso porque entendía que iba a “costarles mucho”. “Eso nos costó el gobierno”, aseguró.

Según detalló, Carlos Melconian presentó un plan de “ajuste total”. “Aquí ajustamos todo, bajamos los salarios a la mitad, botamos a los tipos del seguro social y la Argentina funciona. ¡Claro! ¡Funciona sin nosotros! ¡Nos botan por la ventana al mes! Me opuse a muerte. Por ahí fuimos en parte por mi influencia al gradualismo”, afirmó. OK. Al fin y al cabo no estaba en contra del ajuste. Si su estrategia era el gradualismo en todo caso difería en cuanto a los tiempos o las formas, pero no con el concepto de fondo, que es el la clase trabajadora y los sectores populares paguen las consecuencias de las políticas implementadas por los cráneos que él mismo asesoraba.

Leé también: Durán Barba: “En el concurso de los menos malos, claramente gana Macri”

En otro pasaje de la entrevista Durán Barba asegura que también estuvo en contra de la estrategia electoral que desarrolló Cambiemos, de fuerte polarización con Cristina Fernández de Kirchner. “Cualquier estudio decía que Cristina era la dirigente de la oposición más popular y más poderosa. ¿Cómo podía ser tan tonto yo de decir que estimulemos el enfrentamiento con ella?”, asegura y agrega que “hay que ser objetivos, simpaticemos o no con ella. Es la mujer más brillante de la historia argentina. Ha sido dos veces presidente, ha sido senadora, ha sido todo lo imaginable, ha permanecido en el poder veinte años, también diez años en Santa Cruz”. ¿Anda buscando empleo el señor?

El asesor dice que sigue en relación con Macri y con Horacio Rodríguez Larreta. Entre otras cosas se refirió al futuro del expresidente como opositor. “Creo que él no va a irse de la política, pero no estoy seguro de que intente ser presidente otra vez. Ya fue. Hizo lo que pudo”, sostuvo categórico. Sus declaraciones generaron alto malestar en Juntos por el Cambio, tal como publicó el senador Luis Naidenoff en sus redes sociales.

“Cuando Macri ganó la diputación en 2005, muy importantes miembros de la prensa y de la política decían ‘este tipo es un tarado, no va a ninguna sesión del Congreso’. No fue, no le interesaba. ¿Cómo puede liderar la oposición alguien que no va a las sesiones?”, preguntó. Listo. Según el ecuatoriano, el 80 % de la población odia al Congreso, entonces no hubiera tenido ningún sentido que Macri asistiera a las sesiones legislativas, función para la que había sido votado. Esta es la clase de lecturas de la realidad y de la política que hace Durán Barba. Y evidentemente Macri siempre estuvo de acuerdo, porque no solo se ausentaba de las sesiones en el Congreso como legislador, sino que como presidente se la pasó de vacaciones mientras el pueblo padecía sus políticas.

Podés leer: A propósito de un papelón: el marketing electoral de un Gobierno que fracasó

Durán Barba tiene la cara más dura que Macri. Debería asumir que lo que ya fue es su forma de entender la política, absolutamente alejada de la realidad de las personas de carne y hueso que padecen las consecuencias. Alto cráneo, alto gurú. El PRO ganó muchas elecciones bajo su orientación, pero es evidente que la caradurez le sobra para hablar tan livianamente de sus fracasos.

Cuando dice que gobiernos caen por la economía, aspecto tan central en la vida de un país del cual él confiesa no tener ni idea, habla de gente que padece hambre, desempleo, incertidumbre, desidia estatal.

La liviandad con la que esta clase de personaje se despacha sobre la situación de poblaciones enteras, es la principal muestra de su desprecio por la vida de los sectores populares: de parte de él y todos los políticos de su clase, la de los ricos.

¿Qué le importa a Durán Barba? Él sigue haciendo negocios y vendiendo su “sabiduría”: piensa seguir radicado en Argentina y está pronto a cerrar contratos para la publicación de dos libros más. Mamadera.







Temas relacionados

Durán Barba   /    Macri gato   /    Cambiemos   /    Macrismo   /    Mauricio Macri   /    Ajuste   /    Cristina Fernández de Kirchner   /    Política

Comentarios

DEJAR COMENTARIO