Economía

ECONOMÍA NACIONAL

Cristina aseguró que la pobreza en Argentina está por debajo del 5%

En su discurso ante la FAO, CFK aseguró que en Argentina se “erradicó el hambre” y que la pobreza se ubicaría por debajo del 5%, y la indigencia en un 1,27%.

Martes 9 de junio de 2015 | Edición del día

Fotografía: DyN

Estas cifras se ubican en niveles similares a la última medición oficial del índice de pobreza que realizara el INDEC durante el segundo semestre de 2013. Por aquel entonces la alquimia estadística arrojaba 4,7% de pobreza y 1,4% de indigencia.

Con estos índices, Argentina se ubicaría en un estándar superior a todos los países de la OCDE superando a Islandia (5,9%), República Checa (5,9%), y Dinamarca (6%).

Si hasta ahora la interrupción en la publicación de los índices de pobreza era justificada por el Ministro de Economía como un problema de empalme a partir del nuevo IPCNu, tildando las pretensiones de contar con esa información como una “medida estigmatizante”, los índices que anunció CFK vuelven a poner en boca del gobierno nacional la cifra oficial de la pobreza, aunque esta vez ni siquiera haya un documento oficial que le de sustento.

En diciembre de 2014 la Junta Interna de ATE-INDEC publicaba un documento en el que calculaba cómo hubiera aumentado la pobreza si el INDEC hubiera continuado con el método tradicional de medición que fue dejado de publicar abruptamente. En dicho documento los técnicos estimaban que para el primer semestre de 2014 que la pobreza alcanzaba a un 25,5% de las personas y al 18,4% de los hogares, en tanto que la indigencia alcanzaba al 5,5% de la población y 4,4% de los hogares.

Estos índices, no oficiales, seguramente se hayan deteriorado a lo largo de este año en el que se pudo observar un empeoramiento la distribución del ingreso que mide el “Coeficiente de Gini”.

Y esto es lo más paradójico: el INDEC también desmiente al INDEC.

En su último informe sobre distribución del ingreso, las cifras oficiales del INDEC estimaban que el 70% de las familias percibían ingresos inferiores a los 12.500 pesos mensuales, valor de la canasta básica familiar que estima la Junta Interna del INDEC. En tanto que la mitad de la población ocupada percibía menos de 5000 pesos mensuales. Es decir que la pobreza alcanza ya no solo a los desocupados, sino también a un amplio sector de los asalariados.

Aun apelando a las austeras estimaciones de consultoras abiertamente neoliberales como FIEL, que estimaban que con 6000 pesos a una familia porteña le basta y sobra para no ser pobre, los índices superan el 20%.

Las mediciones del Observatorio Económico y Social de la CGT moyanista ubican la pobreza en un 27,8% de la población, una cifra similar al 27% que estima el Observatorio de Deuda Social de la UCA.

Párrafo aparte merece la retórica contra la especulación financiera con granos, siendo que bajo este gobierno un puñado de multinacionales concentra el negocio del agro con la ayuda del gobierno que elabora leyes hechas a medida de empresas como Monsanto para consolidar su posición monopólica.







Temas relacionados

FAO   /    Pobreza   /    Cristina Fernández de Kirchner   /    Economía Nacional   /    Economía

Comentarios

DEJAR COMENTARIO